Quedaron en libertad 5 de los 6 detenidos por hechos del Fátima – Uno fue procesado por un hecho anterior por el que era buscado

Quedaron en libertad 5 de los 6 detenidos por hechos del Fátima   – Uno fue procesado por un hecho anterior por el que era buscado
No hubo testigos para individualizar a responsables
del ataque a pedradas de la casa en el barrio Fátima
No hubo testigos para individualizar a responsables
del ataque a pedradas de la casa en el barrio Fátima
Todos liberados, así resultaron las personas que la Policía pudo detener el pasado lunes por la mañana tras una andanada de allanamientos en el barrio Fátima, luego que una horda se alzara contra la Policía y un vecino que denunció a uno de ellos por estar presuntamente implicado en el robo contra su casa.
Aunque uno de ellos, el individuo que el domingo había sido detenido por la Policía antes que se produjera la pedrea, fue procesado con prisión pero por haber estado involucrado en el arrebato cometido hace dos semanas contra una mujer, la que resultó con doble fractura, por la violencia empleada en quitarle la cartera.
Mientras tanto, los vecinos del barrio Fátima, que el pasado domingo por la noche resultaron atacados por este grupo de personas, mantienen su preocupación por la situación que les ha tocado vivir y buscarán tomar medidas para prevenir futuros hechos de violencia.
Ayer, se vivieron momentos de tensión frente al juzgado penal de la calle Artigas 1080, luego que un grupo de mujeres y niños, familiares de las seis personas que se encontraban detenidas, concurrieran en grupo a manifestar frente a la sede judicial profiriendo consignas contra la jueza y la Policía.
Por lo cual la magistrado decidió convocar al grupo de choque de la policía, que disuadió a los manifestantes. Aunque luego permanecieron en la puerta del juzgado hasta que terminaron los procedimientos.
NO HAY TESTIGOS
Para la Justicia no hubo testigos que pudieran individualizar como responsables de la agresión sufrida por el vecino del barrio Fátima que estaba internado por haber recibido una pedrada en la cabeza, los daños perpetrados con la casa y el vehículo de un morador del barrio y por el atentado contra los móviles y los funcionarios policiales que actuaron en ese momento.
La Policía hizo allanamientos el lunes por la mañana y se llevó consigo a varios de los que pudieron observar que habían participado en el momento de furia, en el que una horda de sujetos arremetían a pedradas contra una casa de familia y luego contra la Policía que llegó al lugar a defenderlos.
Los efectivos sabían quienes habían participado, al menos parte de ellos y los detuvieron. Pero luego de 48 horas de actuación en este caso, la jueza penal de 2º Turno de Salto, Ivón Olivera, no contaba con elementos de prueba suficientes que incriminaran a estos sujetos y por esa razón, los dejó en libertad.
Sin embargo, el individuo que dio origen a la situación, tras su detención en la vía pública, conocido de la policía y residente de ese barrio, fue procesado con prisión por el delito de hurto especialmente agravado.
Este individuo junto a otro que ya está procesado por este mismo caso, fue responsable del robo de una cartera a una mujer que hace dos semanas se encontraba esperando el ómnibus en el cruce de las calles Viera y Diego Lamas. A quien, al arrebatarle con fuerza su cartera, la dejaron tirada en el suelo, quien sufrió doble fractura motivo por el cual había sido derivada a Montevideo.
CONSTERNACIÓN
Por su lado, los vecinos del barrio Fátima que habían sido atacados el pasado domingo por la noche luego de haber denunciado un robo contra su casa, manifestaban el pasado lunes su consternación por este tipo de situaciones y su molestia ante la falta de medidas que tomaban las autoridades, para frenar estas situaciones.
“Hoy tenemos custodia policial y no pasa nada porque ellos están detenidos”, decía el lunes el damnificado a este diario, “pero ¿qué va a pasar cuando los suelten si ellos quieren tomar revancha? Alguna medida tienen que tomar, no puede ser que no suceda nada y que todo quede como está”, dijeron.
En oportunidades anteriores, varios vecinos de las inmediaciones se acercaron a nuestro diario para expresar su preocupación por la situación de inseguridad que estaba viviendo ese barrio. Reclaman más presencia policial en la zona y una rigurosa actuación judicial cada vez que haya detenidos por hechos perpetrados en esa zona.
INCIDENTES
Sobre la una de la tarde de ayer, cuando estaban siendo trasladados los seis sujetos detenidos desde la Seccional Quinta de Policía hasta el juzgado penal de la calle Artigas 1080, un grupo de familiares de los detenidos se apersonaron en la puerta del juzgado y comenzaron a proferir insultos y amenazas hacia las autoridades judiciales, así como también hacia la Policía.
En ese momento, uno de los manifestantes arrojó una piedra que impactó en la sede judicial y por decisión de las autoridades judiciales convocaron al grupo de choque de la Policía que rápidamente prestó asistencia, cerrando el lugar e impidiendo el acceso al mismo.
Rato después los efectivos tuvieron que retirarse y la situación continuó aunque únicamente con amenazas, por lo cual las mujeres que protestaban en el lugar fueron conminadas a retirarse hasta la Plaza Artigas y así lo hicieron. Empero, tras el retiro de los funcionarios regresaron al lugar y esta vez lo hicieron en forma pacífica hasta que terminaron las actuaciones de la justicia.






El tiempo


  • Otras Noticias...