Cecilia Inés cumplió 10 años

Al cumplir años Cecilia Inés Lonardi Ferreira, sus padres organizaron un lindo día de campo en la casa de fin de semana de sus padrinos, ubicada en la zona de Guaviyú.
Los amigos y compañeros de clase de la cumpleañera fueron trasladados en una unidad especialmente contratada. Al atardecer los trajo de regreso a nuestra ciudad y los dejó en sus respectivos domicilios. También estuvieron presentes familiares y amigos de la familia.
Los invitados disfrutaron el día con el entorno del parque y las instalaciones de la casona decorada con infinidad de globos multicolores. Acompañaban carteles alusivos al festejo con mensajes dando la bienvenida y augurando el feliz cumpleaños. Farolitos y grandes flores en goma eva destacaban entre las ramas de los árboles.
En el exterior se ubicaron las mesas de los niños donde dos animadoras les acompañaron en todo momento, una mesa adicional ubicada bajo la galería techada fue cubierta con infinidad de golosinas, galletitas y cup cakes decorados, bombones, vasitos con dulces caseros, arroz con leche y postres individuales.
Las animadoras organizaron diversos juegos y entretenimientos, baile con reparto del cotillón, premios para los bailarines que destacaban, baile de la silla y la escoba, búsqueda del tesoro y hasta una lotería. Esta última se organizó también para los mayores mientras los varones jugaban partidos de cartas.
La tarde fue sumamente divertida aprovechando el excelente clima y buen espacio para los juegos. Cerca del atardecer junto al chocolate humeante se cortó la torta de cumpleaños, muy bien decorada con una escena romántica, dos pisos cubiertos de flores, en un lateral de un columpio se hamacaba una dama antigua y a los pies su perrito, todo realizado en pasta comestible. Del lado contrario una flor rosada de pétalos abiertos sostenía una sola velita y el Nº10. Entre cantos y aplausos Cecilia sopló varias veces la vela mientras sus amistades le auguraban un muy feliz cumpleaños. Recibió la niña muy lindos y variados obsequios.
Luego en ómnibus y los coches particulares todos regresaron a la ciudad con el grato recuerdo de haber pasado un lindo día de fiesta.
Al cumplir años Cecilia Inés Lonardi Ferreira, sus padres organizaron un lindo día de campo en la casa de fin de semana de sus padrinos, ubicada en la zona de Guaviyú.
Los amigos y compañeros de clase de la cumpleañera fueron trasladados en una unidad especialmente contratada. Al atardecer los trajo de regreso a nuestra ciudad y los dejó en sus respectivos domicilios. También estuvieron presentes familiares y amigos de la familia.
Los invitados disfrutaron el día con el entorno del parque y las instalaciones de la casona decorada con infinidad de globos multicolores. Acompañaban carteles alusivos al festejo con mensajes dando la bienvenida y augurando el feliz cumpleaños. Farolitos y grandes flores en goma eva destacaban entre las ramas de los árboles.
En el exterior se ubicaron las mesas de los niños donde dos animadoras les acompañaron en todo momento, una mesa adicional ubicada bajo la galería techada fue cubierta con infinidad de golosinas, galletitas y cup cakes decorados, bombones, vasitos con dulces caseros, arroz con leche y postres individuales.
Las animadoras organizaron diversos juegos y entretenimientos, baile con reparto del cotillón, premios para los bailarines que destacaban, baile de la silla y la escoba, búsqueda del tesoro y hasta una lotería. Esta última se organizó también para los mayores mientras los varones jugaban partidos de cartas.
La tarde fue sumamente divertida aprovechando el excelente clima y buen espacio para los juegos. Cerca del atardecer junto al chocolate humeante se cortó la torta de cumpleaños, muy bien decorada con una escena romántica, dos pisos cubiertos de flores, en un lateral de un columpio se hamacaba una dama antigua y a los pies su perrito, todo realizado en pasta comestible. Del lado contrario una flor rosada de pétalos abiertos sostenía una sola velita y el Nº10. Entre cantos y aplausos Cecilia sopló varias veces la vela mientras sus amistades le auguraban un muy feliz cumpleaños. Recibió la niña muy lindos y variados obsequios.
Luego en ómnibus y los coches particulares todos regresaron a la ciudad con el grato recuerdo de haber pasado un lindo día de fiesta.