Los quince años de Gimena Daiana

Con motivo de cumplir quince años Gimena Daiana Rusconi Stábile, sus padres Héctor y Andrea ofrecieron una hermosa fiesta en su honor.
Recibieron a familiares, compañeros de estudios y amistades en las hermosas instalaciones de Paseo Alemán las que fueron decoradas con muy buen gusto en los colores blanco, fucsia y verde manzana. El ingreso al predio fue destacado el camino con esferas de luces led, en el hall recibían a los invitados, en este sitio se ubicó el atril con el cuadro destinado a recoger firmas y mensajes, acompañaba dos paneles con secuencias de fotos de Gimena ataviada con sus trajes de danza.
Llegada la media noche en un auto de colección llegó la quinceañera, vistió elegante modelo de baile confeccionado en en organza cristal, bordada la parte superior y lisa la falda acampanada con viso de tul en varias capas, en sus largos cabellos lució peineta decorada con piedras strass.
La acompañaba su tío Germán Stábile quien la condujo hasta donde estaban sus padres esperándola y su hermnana Martina, luego se acercaron los abuelos Daniel Stábile y Lourdes Milesi, Héctor Rusconi y Amanda Acevedo, también la madrina María Rusconi.
Posteriormente su papá la invitó a ingresar al salón donde sus invitados la recibieron con un cerrado aplauso y admiraron su prestancia, al llegar al centro de la pista comenzó el vals, luego alternó parejas con otros familiares y amistades, más tarde los ritmos de moda fueron toda una invitación al animado baile disfrutados por todos, un grupo en vivo animó la velada y en la madrugada este acompañó el reparto del colorido cotillón de luces y plumas. Los invitados disfrutaron la velada ubicados en torno a mesas y sillas vestidas de blanco, cubre manteles alternados con los colores de la fiesta destacando los centros que eran botellas pintadas a mano y decoradas en los costados con rosas de porcelana fría, sostenían dos pimpollos de rosas naturales, en otras mesas apoyados sobre base espejada se ubicaron tres vasitos con veloncitos aromáticos.
Llamó la atención por su originalidad en la presentación la mesa de los dulces, formaban castillo de princesa, torres de babel y otros motivos.
Entre las elegantes de la noche recordamos a la mamá, lució vestido largo de color rosa viejo, bordado en pedrería el corsage se extiende por un lateral hacia la falda amplia confeccionada con pañuelos en degradée de colores. Su hermana Martina  solero rosa pastel, lazo en el talle y falda repollada de largo Chanel. La abuela Lourdes lució vestido largo color verde petróleo, corte sirena, con el corsage trabajado con drapeados desencontrados, desde la media pierna nacen juegos de godets aportando amplitud a la falda. La abuela Amanda vistió sobrio modelo largo de crep georgette negro, con el óvalo del escote y las mangas de encaje. La madrina vistió moderno diseño de raso negro, falda larga, detalles bordados señalaban el escote. Como muestra de afecto y amistad recibió la jovencita múltiples y finos obsequios. El día 22 de enero en la Capilla Don Bosco el sacerdote Carlos Bajac ofició una misa en acción de gracias de la que participaron familiares e integrantes de la comunidad que conocen a la joven desde su niñez.

Con motivo de cumplir quince años Gimena Daiana Rusconi Stábile, sus padres Héctor y Andrea ofrecieron una hermosa fiesta en su honor.

Recibieron a familiares, compañeros de estudios y amistades en las hermosas instalaciones de Paseo Alemán las que fueron decoradas con muy buen gusto en los colores blanco, fucsia y verde manzana. El ingreso al predio fue destacado el camino con esferas de luces led, en el hall recibían a los invitados, en este sitio se ubicó el atril con el cuadro destinado a recoger firmas y mensajes, acompañaba dos paneles con secuencias de fotos de Gimena ataviada con sus trajes de danza.

Llegada la media noche en un auto de colección llegó la quinceañera, vistió elegante modelo de baile confeccionado en en organzaGimena Rusconi - 15 años - fotos ON cristal, bordada la parte superior y lisa la falda acampanada con viso de tul en varias capas, en sus largos cabellos lució peineta decorada con piedras strass.

La acompañaba su tío Germán Stábile quien la condujo hasta donde estaban sus padres esperándola y su hermnana Martina, luego se acercaron los abuelos Daniel Stábile y Lourdes Milesi, Héctor Rusconi y Amanda Acevedo, también la madrina María Rusconi.

Posteriormente su papá la invitó a ingresar al salón donde sus invitados la recibieron con un cerrado aplauso y admiraron su prestancia, al llegar al centro de la pista comenzó el vals, luego alternó parejas con otros familiares y amistades, más tarde los ritmos de moda fueron toda una invitación al animado baile disfrutados por todos, un grupo en vivo animó la velada y en la madrugada este acompañó el reparto del colorido cotillón de luces y plumas. Los invitados disfrutaron la velada ubicados en torno a mesas y sillas vestidas de blanco, cubre manteles alternados con los colores de la fiesta destacando los centros que eran botellas pintadas a mano y decoradas en los costados con rosas de porcelana fría, sostenían dos pimpollos de rosas naturales, en otras mesas apoyados sobre base espejada se ubicaron tres vasitos con veloncitos aromáticos.

Llamó la atención por su originalidad en la presentación la mesa de los dulces, formaban castillo de princesa, torres de babel y otros motivos.

Entre las elegantes de la noche recordamos a la mamá, lució vestido largo de color rosa viejo, bordado en pedrería el corsage se extiende por un lateral hacia la falda amplia confeccionada con pañuelos en degradée de colores. Su hermana Martina  solero rosa pastel, lazo en el talle y falda repollada de largo Chanel. La abuela Lourdes lució vestido largo color verde petróleo, corte sirena, con el corsage trabajado con drapeados desencontrados, desde la media pierna nacen juegos de godets aportando amplitud a la falda. La abuela Amanda vistió sobrio modelo largo de crep georgette negro, con el óvalo del escote y las mangas de encaje. La madrina vistió moderno diseño de raso negro, falda larga, detalles bordados señalaban el escote. Como muestra de afecto y amistad recibió la jovencita múltiples y finos obsequios. El día 22 de enero en la Capilla Don Bosco el sacerdote Carlos Bajac ofició una misa en acción de gracias de la que participaron familiares e integrantes de la comunidad que conocen a la joven desde su niñez.