Los quince años de Sofía promovió divertido festejo

En Bella Unión los esposos Roque Sánchez y Susana Rodríguez ofrecieron una hermosa fiesta agasajando los quince años de su hija Sofía, congregando numerosos jóvenes y mayores los que compartieron una noche espléndida que todos recordarán por mucho tiempo. Hasta el local El Chalet de Paraje Nuevo Coronado junto a su hermano Gabriel Nicolás llegó la quinceañera, quien vistió modelo de baile interpretado en raso y organza blanco, corset  revestido de organza cristal drapeado en partes combinaba bordados en pailletes. Del corte princesa nacía falda larga y ampulosa, compuesta de varias capas de organza. En sus largos cabellos lució tiara de strass.
El local fue decorado con muy buen gusto en los colores fucsia y blanco, en la entrada se veían dos pedestales sosteniendo destacados arreglos florales naturales, estos se repetían en diferentes sitios del salón acompañando telas colgantes y baner con fotos de la agasajada, destacaba la pista de baile infinidad de globos espejados de distintos tamaños.
Los invitados disfrutaron de la fiesta ubicados en torno  a mesas dispuestas con mantelería en armonía de colores y centros logrados con bouquet florales, un sector de puf y mesas bajas fueron disfrutados por los jóvenes al igual que la barra de tragos con un barmen que les ofrecía cócteles frutales y las muy variadas golosinas de la mesa dulce.
Sofía y su papá al escucharse las notas de un vals ingresaron a la pista, dando los primeros giros de esta danza tradicional, ella continuó luego con sus invitados, posteriormente ritmos de moda fueron una invitación a la alegría y diversión del animado baile. En la madrugada ingresó a la sala un conocido grupo musical del cual participa su papá, este momento fue propicio para el reparto del cotillón muy variado y colorido.
Al momento de cantarle el feliz cumpleaños tomó relevancia la mesa principal, la pared de fondo tapizada con bandas verticales en blanco y fucsia y enmarcada con cortinados de voile, a su frente se tendió la mesa con idéntico motivo de fajas y sendero drapeado en tela a rayas negras, fucsia y blanco, se apoyaba la hermosa torta de tres pisos ubicados separados, redondas finamente decoradas, acompañaba el candelabro con las quince velas del centro de la felicidad. También un artístico arreglo floral logrado con rosas, liliums e ilusión.
Recibió la jovencita múltiples y finos obsequios.

En Bella Unión los esposos Roque Sánchez y Susana Rodríguez ofrecieron una hermosa fiesta agasajando los quince años de su hija Sofía, congregando numerosos jóvenes y mayores los que compartieron una noche espléndida que todos recordarán por mucho tiempo. Hasta el local El Chalet de Paraje Nuevo Coronado junto a su hermano Gabriel Nicolás llegó la quinceañera, quien vistió modelo de baile interpretado en raso y organza blanco, corset  revestido de organza cristal drapeado en partes combinaba bordados en pailletes. Del corte princesa nacía falda larga y ampulosa, compuesta de varias capas de organza. En sus largos cabellos lució tiara de strass.

El local fue decorado con muy buen gusto en los colores fucsia y blanco, en la entrada se veían dos pedestales sosteniendo destacados arreglos florales naturales, estos se repetían en diferentes sitios del salón acompañando telas colgantes y baner con fotos de la agasajada, destacaba la pista de baile infinidad de globos espejados de distintos tamaños.

Los invitados disfrutaron de la fiesta ubicados en torno  a mesas dispuestas con mantelería en armonía de colores y centros logrados con bouquet florales, un sector de puf y mesas bajas fueron disfrutados por los jóvenes al igual que la barra de tragos con un barmen que les ofrecía cócteles frutales y las muy variadas golosinas de la mesa dulce.

Sofía y su papá al escucharse las notas de un vals ingresaron a la pista, dando los primeros giros de esta danza tradicional, ella continuó luego con sus invitados, posteriormente ritmos de moda fueron una invitación a la alegría y diversión del animado baile. En la madrugada ingresó a la sala un conocido grupo musical del cual participa su papá, este momento fue propicio para el reparto del cotillón muy variado y colorido.

Al momento de cantarle el feliz cumpleaños tomó relevancia la mesa principal, la pared de fondo tapizada con bandas verticales en blanco y fucsia y enmarcada con cortinados de voile, a su frente se tendió la mesa con idéntico motivo de fajas y sendero drapeado en tela a rayas negras, fucsia y blanco, se apoyaba la hermosa torta de tres pisos ubicados separados, redondas finamente decoradas, acompañaba el candelabro con las quince velas del centro de la felicidad. También un artístico arreglo floral logrado con rosas, liliums e ilusión.

Recibió la jovencita múltiples y finos obsequios.