Quinceañera de fiesta

El cumplir quince años María Angelina García Núñez un grupo de familiares y amistades  fueron invitados a compartir gratas horas de sociabilidad y diversión.

El salón comunal fue decorado en los colores blanco y lila, en el techo combinaban telas y torzadas de globos, se unían al centro sobre la pista de baile donde estaba el cuadrante con secuencias de globos espejados y transparentes con luces leds.

En el recibidor estaba el cuadro de firma y a su lado una gigantografía de la jovencita, entre ambos sobre media columna blanca destacaba soberbio arreglo floral blanco en cascada realizado con claveles y gerberas con algo de follaje y varas de mimbre dándole altitud al conjunto.

Estos arreglos se repetían en los cuatro ángulos del salón y uno de mayor tamaño junto a la mesa principal donde estaban las quince velas de gala y los pergaminos con los cuales Angelina agasajó a sus seres más queridos.

Los invitados a medida que iban llegando se ubicaban en torno a mesas tendidas con manteles en composée de colores, lucían al centro floreros altos con gerberas y escapes verdes, frente al plato de cada comensal se depositaron los souvenirs, eran delicadas cajitas blancas o lilas decoradas a lunares contrastantes donde se posaba una hadita de porcelana fría.

La quinceañera llegó al salón luciendo elegante modelo de fiesta interpretado el corset de raso blanco con aplicaciones de flores de encaje bordadas con canutillos y lentejuelas lilas, falda vaporosa con sobrefalda de gasa lila levantaba atrás  por medio de flores, en el peinado lució a ambos costados detalles de pequeñas flores, complementó su atuendo con guantes largos.

Fue recibida por su mamá Claudia Núñez y su esposo Carlos Rodríguez y sus hermanos Brahian, Santiago y Mateo Rodríguez Núñez, luego se acercaron los abuelos José Luis García y Dora Ivanco.

Luego de saludarlos fue invitada a llegar hasta el centro de la pista dando comienzo con el vals, la danza se prolongó por varios minutos al ir cambiando parejas con familiares y amigos, posteriormente ritmos de moda inundaron la sala siendo toda una invitación a la danza que se prolongó muy animada por toda la madrugada, mucha alegría al momento de repartir el cotillón.

Cuando se efectuó el brindis le cantaron el feliz cumpleaños y cortaron la torta de cumpleaños de tres pisos juntos, formaba una capelina bañada de fondant lila y decorada en la base espejada y sobre el ala con gerberas blancas, acompañaba bouquet de flores ilusión donde estaban las velitas del centro de la felicidad.

Muchas elegantes se dieron cita esta noche, entre ellas recordamos a su mamá, lució modelo largo de satén, falda de suave movimiento, acompañó con torerita de mangas largas de encaje al tono y en transparencia.

Como muestra de afecto y amistad recibió esta jovencita múltiples y finos obsequios, siendo estos otro motivo de alegría.

S

Angelina García Núñez, 15 años. (Foto: E. Lagos)