“Parar no le sirve a nadie”

Los clubes y el proyecto de Chaná.

Cuando determinadas pautas de renovación se plantean en la Liga Salteña de Fútbol, generalmente todo concluye en medio de la desolación. El conservadorismo aflora sin más trámite y se incrusta. El jueves a la noche, los presidentes y neutrales, discurrieron en aspectos reflexivos en relación al proyecto de Chaná. El mismo apunta en su esencia, a comenzar en marzo la actividad y en los meses más crudos del invierno, plantear un paréntesis. Tampoco en este punto, surgió definición. Sin embargo los neutrales obtuvieron lo que pretendían: abrir un frente de debate e ir reconociendo las posturas de los representantes de clubes. Saber quien es quien frente a la tentativa de variación.

UN RECHAZO NO

TAN VIRTUAL

Lo concreto es que en esa noche del jueves en la Liga Salteña de Fútbol, cuando se analizó el “borrador de Chaná” (así le gusta denominarlo al presidente del club, Miguel Angel Alves), pareció quedar en claro que “el parar no le sirve a nadie. Serían dos meses por lo menos en que no se juega, pero sin embargo el gasto se prolonga. O sea: los clubes tendrán egresos, pero no ingresos”.

Asimismo desde el punto de vista deportivo, se admitió lo negativo de paralizar el fútbol. Chaná invoca la necesidad de arrancar antes la temporada. Algunos presidentes asintieron como válida la propuesta. Para otros sin embargo, “tampoco se trata que la temporada finalice en setiembre”. Cuando concluyó la reunión, en voz baja un presidente le trasmitió a otro: “Supongamos que la selección no juegue en el próximo torneo. Y el año siguiente sí?. Entonces, qué se pretende con no disputar el campeonato solo por una edición?”.

El presidente que escuchó la interrogante… se quedó sin respuesta.