A un año del CENUR se aspira a incorporar nuevas carreras compartidas con Paysandú y la Universidad de Entre Ríos

A un año de que la Regional Norte se haya transformado en CENUR litoral norte junto a las sedes de Artigas, Paysandú y Río Negro, EL PUEBLO consultó al Director de la sede Salto, Ing. Agr. Pancracio Cánepa para conocer los beneficios que trajo esta nueva constitución y las dificultades propias del cambio.
En este sentido, Cánepa indicó que como CENUR, luego de un año de desarrollo, “el primer objetivo grande y prioritario es consolidar más todo lo que tiene que ver con los cursos que se dictan en ambas sedes y esto puede ser mediante algunos ascensos docentes o extensiones horarias que puedan soportar el incremento de la matrícula y después completar algunas carreras que están incompletas, pero esas son nuestras aspiraciones y hay que ver para qué nos da el presupuesto”, comenzó diciendo Cánepa.
NUEVAS OPCIONES
La idea es completar algunas carreras como medicina y otras hacerlas en conjunto entre Salto y Paysandú o entre Salto y Concordia, como es el caso de la carrera de Contador, donde las materias básicas se pueden cursar en Salto a través de los ciclos iniciales optativos y luego las específicas en la Universidad de Entre Ríos (UNER) en la República Argentina, “pero hay materias específicas que tienen que ver con el área tributaria propia de cada país que debemos darlas acá en nuestras sedes y ese el próximo paso con esta carrera”, agregó.
Otra de las novedades tiene que ver con que se va a instrumentar un ciclo de biología bioquímica a partir del año que viene en el CENUR litoral norte, alguna formación en biotecnología y poder llegar a licenciado en informática, algo que la decana de la Facultad de Ingeniería que visitó la Regional Norte días atrás ya adelantó como de gran interés para la región.
Además, se aspira a incorporar alguna opción de realizar actividades vinculadas a un departamento de arte, ya que en los liceos hay bachilleratos artísticos y los alumnos quedan con sus aspiraciones trancadas en este sentido. A lo sumo pueden acudir a la Escuela Universitaria de Música que tiene cursos en la sede Salto o algunas facetas de la Escuela de Bellas Artes que se dan en Paysandú. La opción de algo vinculado a la formación teatral es una de las opciones que se manejan desde la UdelaR para esta región.
“Pero todo esto dependerá del presupuesto que nos den”, afirmó Cánepa.
REFORMA EN LA BIBLIOTECA
Se está intentando hacer una biblioteca abierta, donde los estudiantes puedan concurrir y autoservirse del material, el alumno puede ir y buscar lo que le interesa y así no llegar solo al mostrador a pedir un libro. Esta reforma implica que cada libro pueda tener un lector de barras que facilite su retiro y ese es el próximo objetivo de la Regional Norte que va en busca de alcanzar y para eso ya ha comenzado una importante reforma.
“SATISFECHO” CON NIVEL DE ESTUDIANTES
Sobre la formación de las nuevas generaciones de estudiantes universitarios, en lo que tiene que ver a su nivel educativo tanto al ingresar a la facultad como al egresar de la UdelaR, Cánepa se mostró muy cauto en dar respuesta a esta interrogante.
“Yo no sé si es porque hay más estudiantes o uno se va poniendo viejo y cree que todo tiempo anterior fue mejor”, señaló. Sin embargo aseguró que está “satisfecho” con el nivel de los estudiantes.
“Quizás uno ve una menor disposición al estudio, a eso de sentarse y dedicar horas al estudio y leer libros es algo que cuesta incorporar a los estudiantes. La inmediatez que tienen los jóvenes de ahora de estar pendientes de las pantallas no era tanto antes”, comentó.
Sobre el nivel de formación de los estudiantes afirmó “quizás haya un poco menos”, pero no supo argumentar si se debía a que era porque había más gente o si antes todo parecía maravilloso porque era para unos pocos.