¡Aplaudan a las gurisas!

Fue un entorno especial, porque no faltaron los invitados especiales que le dieron marco, sino porque en la tribuna de la cancha de Nacional y en otros sectores, la asistencia fue de la buena. Y tanto, el presidente del fútbol femenino de los tricolores, Enzo Paique y el director de Deportes de la Intendencia, Jorge Soto, confluyeron en esa misma dirección: resaltar el nuevo despertar de esta disciplina. Es verdad sin fisuras que el cierre del Primer Campeonato Salteño de Fútbol de mujeres, habilitado para siete equipos en acción, marcó un punto esencial en el tránsito hacia perspectivas salientes.18 9 16 074
A tal punto que otro clubes de la Liga Salteña, van desarrollando todo el prólogo de cara a su inserción en el fútbol femenino, mientras el contagio va llegando a la Liga de las Colonias Agrarias.
Lo real es que desde OFI-AUF el acicate sobre la mesa: para que los clubes afiliados a cada Liga del interior, puedan sumarse a la competencia. El fútbol femenino ha sabido del amparo de raíz de la propia FIFA, que busca la comparecencia de la mujer en el área del deporte del balompié.
DESDE CEIBAL Y NACIONAL
Ya desde hace algunos años, el Club Atlético Ceibal se propuso incorporar al fútbol femenino. En uno de los últimos turnos apareció Nacional, quien incluso fue el primer equipo en registrarse en la Liga Salteña de Fútbol. Los tricolores a su vez, comenzaron a participar en el Campeonato Nacional Sub 16. Ceibal y Nacional, bien persuadidos en cuanto a potenciar el fin y lo saludable que cinco clubes más se suman a la nueva y refrescante secuencia.
El sábado a la noche en campo de juego de los tricolores, la consagración de Ceibal, superando a Nacional por dos puntos. Más allá del desenlace la sensación-convicción es una: que en Salto, el fútbol femenino llegó definitivamente para quedarse.
La tregua se planteará ahora en el plano deportivo, pero ya antes de fin de año, se tendrá en claro hacia dónde apuntar en la temporada 2017, donde seguramente se habrá ampliado ya el número de protagonistas. Desde quienes son parte del actual tiempo admiten que «si logramos conformar entre 15 y 20 equipos, sería una suma ideal, incluso con la posibilidad de futuro de conformar dos divisionales. Si los estímulos se plantean, todo puede ser. Optimismo no nos falta».