Aquella deuda

Ceibal-Progreso (13.45′)

Porque es así. Los dos quedaron en deuda en la fecha de arranque. Porque además, no convirtieron goles. El 0 a 0 de Ceibal frente a Saladero. La derrota de Progreso ante Universitario. A la deuda hay que saldarla. Frente a ese antecedente inmediato, no es del caso atribuir chance superior, más a uno que en relación a otro.
La necesidad de mejoramiento obliga por igual. Debiera ser el tiempo de Domingo Ramírez en Progreso. O de George dos Santos en Ceibal. Pero antes del gol, elaborar sobre la base de razones. Desarrollar una idea próxima a lo que buscan y menos vacilante. Tienen que abrir los arcos.
La solución pasa por ahí. Inapelablemente. Es el partido de arranque en el Parque Luis Merazzi ¡Hay que saldar la deuda!