«Barry Seal», lo nuevo de Tom Cruise luego de «La Momia» y mientras esperamos la nueva «Misión Imposible»

Realmente sorprende el ritmo vertiginoso con el que viene trabajando y sacando películas el exitoso actor Tom Cruise. A veces se podrá pensar que esta forma de sacar películas al barrer como de quien hace carne picada o chorizos podría atentar contra la calidad del producto. Sin embargo, hasta el momento esto no parece estar sucediendo en la extensa filmografía del astro de acción.American Made (2017)
Claro que también Cruise ha tenido algún fracaso en su vida profesional, pero tiene claro cuáles son las reglas del entretenimiento, y por tanto, suele hacer lo que a sus fans les gusta ver. Es por eso que el año que viene retornará a la gran pantalla con su celebrado personaje de Maverick de la taquillera «Top Gun» (1986), película que lo lanzó definitivamente a la fama mundial en los 80.
Revisar ahora la filmografía de Cruise es casi redundante y un exceso. Máxime cuando desde esta misma sección de cine hemos estado comentando su trabajo en más de una oportunidad. No exageramos cuando decimos que este hombre está hecho para trabajar sin descanso, recordándonos al simpático conejito que auspicia a una marca de pila, porque el conejito «anda y anda».
Por eso las revistas de chismes hablan poco de su vida privada, porque prácticamente no la tiene. Y esto que decimos, por triste que parezca, le viene bien a Cruise, porque así también se deja de hablar de su fanatismo religioso de la cienciología, que lo había tenido a mal traer hace unos años.
Ahora, con este ritmo de trabajo nos suele pasar que nos preguntemos, ¿cuándo pudo filmar esta película? ¿En qué momento? Para nosotros pasó de filmar la nueva versión de «La Momia» a inmediatamente comenzar a filmar «Misión Imposible 6» y de pronto aparece esta película como de atrás de un árbol, «American Made» o como es conocida por estas tierras, «Barry Seal», que viene a ser el nombre del principal personaje, que obviamente es interpretado por Cruise.
SINOPSIS. Basada en hechos reales, cuya narrativa está recuperada de videocintas que el verdadero Barry Seal grabara como testimonio. El director, Doug Liman (quien ya trabajara con Cruise en «Al filo del mañana», 2014) nos presenta a Seal (Cruise), un experto piloto de la TWA cuyo trabajo le aburre tanto que a finales de los 70 y como para tentar al destino, contrabandea habanos de Florida a Canadá.
Ello llama la atención de la CIA como para contratarlo como un encubierto piloto de reconocimiento fotográfico en Centroamérica y con ello ayudar al gobierno norteamericano a derrocar a la insurgencia sandinista en Nicaragua, la inminente amenaza comunista en la región, a decir de la misma CIA. Ese trabajo es lo que él buscaba: aventura, emoción y… riqueza.
Y fue precisamente esta última la que lo llevó a ser el transportista aéreo del cártel de Medellín, con un entonces desconocido Pablo Escobar a la cabeza, junto con Jorge Ochoa. Trabajaba entonces al mismo tiempo para la CIA y para el cártel de narcotráfico más poderoso de la región y, pese a todo, fueron trabajos compatibles. Tanto que la CIA le dio otra asignación: proveer de armas a los contras nicaragüenses y transportar a los EEUU a estos milicianos para ser entrenados por el ejército norteamericano, todo sin dejar de traficar con la droga, al contrario, debía apoyar ese tráfico para vender más armas. Todo esto que parece una historia generada por una mente imaginativa, fue real.
La cinta de Liman desnuda la estrategia que los gobiernos de los EEUU han venido implementando en el correr de los años, para desmantelar gobiernos de otros países que no le son afines e inclusive terminar con gobiernos considerados como enemigos.
El director utiliza material original de la época de los presidentes Carter, Reagan y Bush padre, para contextualizar la parte geopolítica que rodea al caso Seal y argumentar, ahora sí, con evidencias la intervención del gobierno norteamericano en la política interna de otros países para mover la balanza a favor de sus intereses.
Con un trabajo muy fino de fotografía a cargo de César Charlone, que intenta manifestar la textura de las épocas en evolución conforme la historia se desarrolla, Liman contiene su experiencia en cintas de acción como The bourne identity (2002) o Mr. & Mrs. Smith (2005) para narrar con apego a la realidad una historia de aventuras y riesgo.
Lo mismo sucede con Cruise, que dejó en esta oportunidad a un lado papeles de hombre de acción y galán por el de un piloto que amante del riesgo, es la personificación del sueño americano.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...