¿Cómo y qué espera del nuevo año?

¿Cómo y qué espera del nuevo año?

Claudia
ClaudiaA Claudia, la llegada del Nuevo Año le despierta “emoción y ansiedad porque el próximo año sea mejor, por saber qué nos va a deparar el próximo año”.
No es de pedir un deseo concreto, pero por dentro desea que en el nuevo año “pasen ciertas cosas”.
Este año pediría trabajo, que haya unión, compañerismo, amistad y bregaría por la familia.
Cuando entra el Año Nuevo, piensa en sus hijos y es junto a ellos que esperará su llegada.

Elsa

Elsa

Por su parte a Elsa, consultada acerca de qué le provoca la llegada del Año Nuevo, dijo que “ahora no mucho”.
Agregó que no pide deseos, “siempre llevo la vida como viene, le pido a Dios sí, por mis hijos, por mi familia, por mis nietos”.
Pasa las fiestas con su familia, y es en ellos en quien piensa cuando se anuncia la llegada del Año Nuevo.

MarthaMartha

Para Martha cuando son las 0:00 y la pirotecnia anuncia que entró el Nuevo Año, “es una alegría, esperamos que sea mejor que otros años”. No es de pedir deseos, pero siempre espera lo mejor.

Le gusta pasar en su casa con su familia.

HildaHilda
Hilda dijo que para ella es emocionante porque entra un nuevo año y se termina uno que fue bueno, pero la pirotecnia no le gusta. No tiene cábalas, y desea que haya paz, que no haya desastres.
Le gusta pasar con su familia, llama “a todo el mundo” para expresar sus deseos de un Feliz Año Nuevo.

TonyTony
A Tony, la llegada del nuevo año le `provoca optimismo, desea mejor augurios para todos, que haya respeto, cordura.
A la hora 0.00, piensa en los seres queridos, no pide deseos, solamente que vuelva el respeto, algo que se consigue con trabajo, “ a ver si este año los gobernantes se ponen con todo”, expresó.

Nurse Lorena Alvez
Siento mucha nostalgia porque quiero estar con mi familia, pero es el compromiso que asumí…

Muchas son las sensaciones que experimentamos cuando se acerca la fecha en que dejamos atrás un año para recibir otro porque sabemos que cada ciclo que pasa es único e irrepetible.
Cuando llega la hora de los fuegos artificiales y brindamos con quien tenemos cerca sentimos un mar de emociones y sin dudas que todos compartimos el deseo de que en el nuevo año el panorama sea mucho más alentador y que podamos cumplir todos aquellos anhelos que quedaron en la mesita de luz.

Lorena con el cartel de "Feliz" junto con los funcionarios colegas del servicio

Lorena con el cartel de “Feliz” junto con los funcionarios colegas del servicio

Y todo este sentir se potencia en el caso de los trabajadores y profesionales que tienen que cumplir su función laboral en estas fechas tan especiales.
Lorena Alvez Sosa (34) es Nurse y trabaja en el Centro de Emergencia Pediátrica y en el Hospital Salto. Desarrolla su profesión desde hace tres años; nos comparte su experiencia de haber tenido que entrar a la guardia el 24 a la medianoche y éste 31 también deberá cumplir con su trabajo de la misma manera. Lorena es madre de Victoria, que tiene cinco años y su compañero de vida es Manuel Azambuya.
Intentamos imaginarnos cómo se puede celebrar la Navidad y el Año Nuevo en una sala de emergencias de la maternidad de un hospital o sanatorio…. las luces del arbolito intentando brindar calidez al ambiente, decorados navideños en las paredes que se mezclan con el silencio de los pasillos, porque los niños internados deben reposar para restablecerse.
“A lo largo de la carrera nos enseñan que en nuestra profesión tenemos que estar dispuestos a hacer sacrificios por los demás. Cuando tengo que hacer guardia en estas fechas, siento mucha nostalgia porque quiero estar con mi familia, pero bueno… primero está el compromiso que asumí. Al llegar ese momento pienso en mi hija, mis hermanos y mi pareja” – nos confiesa Lorena.
¿Y cuáles son sus deseos para la nueva etapa que se viene?
-”Que podamos tener salud y trabajo para el año próximo”.
“EN EL CENTRO PEDIÁTRICO SE TRATA DE QUE NO HAYA NIÑOS EN LAS FIESTAS”
-¿Cómo se vive la experiencia de trabajar en las horas donde la mayoría de la gente festeja?
-“Con sentimientos encontrados porque en esos momentos me gustaría estar celebrando con mis seres queridos, pero el compromiso y la vocación nos lleva por otro lado. Cuando llega a la hora cero nos saludamos con nuestros colegas, compañeros y nos comunicamos con nuestra familia. Mis hermanos viven en el barrio Williams y siempre pasamos con ellos”.
Lorena trabaja en la emergencia pediátrica y el 24 había solamente un niño internado y a los otros se les dio un alta transitoria con motivo de las fiestas.
-¿Si bien la sala del un sanatorio u hospital es un lugar es un espacio especial, se vive igual el clima de las fiestas?
-“Ciertamente, como en todos los lugares se arma el arbolito y llevamos cosas para compartir con nuestros compañeros”. Felizmente en las guardias que le tocó a Lorena fue tranquila y no se dio ninguna situación de emergencia.
No obstante los profesionales de la salud cuando cumplen la guardia tienen que ir mentalizados y preparados para asistir a los pacientes que pueden llegar en estado crítico.
En una de las guardias que cubrió en las fiestas pasadas, llegaron a la emergencia del hospital dos heridos de arma blanca y una persona quemada al manipular un cohete. Lorena Alvez está plenamente consciente que el trabajo de enfermería es una labor muy humanizada.
En cuanto a cómo se ha presentado el año Lorena se siente muy complacida de haber logrado trabajar en el Centro de Emergencia Pediátrica, pues le encanta trabajar con niños
y aspira a seguir avanzando en el 2017 y hacer efectivo su cargo.
Su mensaje a todos sus pacientes de que el próximo año sea de prosperidad y que cada uno pueda cumplir sus deseos.

Sereno desde hace más de dos décadas, dijo que “siempre trabaja” en las fiestas
“Trabajar de noche es una aventura, que también implica el descuido de la familia”, dijo Francisco

“Preparado para la guerra”, así describe estar para la medianoche de hoy, Francisco Jesús Duarte, que tiene 40 años de edad y desde los 18 años, trabajó en la noche. Actualmente es sereno, cuida la calle 19 de Abril entre Blandengues y Arregui, y toda la zona aledaña de la Pizzería allí existente.
Cuenta que además de trabajar como sereno y hacer vigilancia, fue portero de boliche y ha estado trabajando en eventos “como los que arma Carlos Ardaix y siempre anduve en esa historia”.

Francisco Duarte, sereno en la Zona Este

Francisco Duarte, sereno en la Zona Este

Consultado por EL PUEBLO para el presente informe, Francisco, con su particular simpatía y afabilidad para tratar a todo aquel que se acerca a conversar, atendió a este diario y contó cómo es estar lejos de su familia en estas fechas tan especiales.
AVENTURA
Para Francisco Duarte, trabajar de noche en la tarea que él realiza “es una aventura, pero lamentablemente también implica el descuido de la familia, pero lo que yo hago es el pan que hay que llevar para la casa. Y mi familia por suerte lo entiende así y el apoyo de todos ellos, es algo fundamental para uno”.
Contó que en su caso “siempre” le ha tocado trabajar en las fiestas de fin de año. “Si no lo hago en el trabajo habitual de ser sereno en algún comercio, por lo general siempre hay alguna familia que te llaman para cuidarles la casa, tanto porque va a quedar sola ese día, o porque se van de vacaciones y quieren que haya movimiento en el lugar”, admitió.
Señaló que en su caso, vive esto como algo normal, porque “hace tanto tiempo ya que lo hago que en realidad no me pesa. Hay veces que por lo general somos dos trabajando y uno pasa las 12 de la noche y nos intercambiamos con los compañeros. Yo dejo para entrar a las 2 de la madrugada y el otro me hace el aguante, o al revés, y nos turnamos, así a las 12 de la noche por lo menos una fiesta estamos con nuestras familias, porque es algo que nos ayuda emocionalmente también como a todo el mundo”.
Contó que si bien hay situaciones de inseguridad “los riesgos del trabajo son por ahora comunes, no hay mayores problemas, riesgo de vida no he tenido”, se sonríe.
Francisco volverá a pasar una vez más, una fiesta de fin de año lejos de su casa y sin la presencia física de sus seres queridos, al menos por algunas horas y en ese momento especial cuando dan las 12 de la noche, lejos de sus hijos.
En ese momento, cuando todos estén brindando, él estará cuidando la zona, atento, vigilando que nadie provoque daños o robos en el lugar que él debe cuidar para la tranquilidad de los dueños del lugar.
Al preguntarle si está preparado para cuando llegue ese momento contestó con naturalidad “si claro que estoy preparado, ya es algo normal, no es muy grato, pero hay que trabajar. Estamos preparados para la guerra”, dijo sonriendo a EL PUEBLO este joven sereno.

Oscar Hernández estará trabajando y a la orden como taximetrista cuando se reciba el año 2017

Asumiendo que es una de las fechas en que la actividad se mueve más, el joven Oscar Hernández estará como de costumbre al volante del taxi que condcue en Plaza Artigas, con el dialogamos en estos términos.
¿Cuándo comenzó a trabajar en esta actividad, se planteó la posibilidad de que en fechas como Navidad y Año Nuevo tendría que pasarlas lejos de la familia?
Si, hace ya unos cinco años que trabajo en el taxi, y la verdad que veo año a año que en estas fechas el movimiento INFORME-TAXIMETRISTAaumenta y que no queda otra que trabajar, a lo que uno lamentablemente se acostumbra, pero que al ser trabajo y tenerlo, tenemos que aprovecharlo.
¿Se acostumbra pero siente la falta de estar junto a los suyos?
Indudablemente, al principio tanto la Navidad y Fin de Año lejos de la familia se extraña, porque uno viene de esa tradición de pasar todos juntos, pero como le dije, es el trabajo y hay que hacerlo, pasando a ser una fecha más, solamente.
¿Cómo ha sido el movimiento en éste 2016 que nos deja?
Hubo bastante movimiento, por suerte, aunque nos vimos un poco mermados por causa de los llamados “taxis truchos”, que han sacado un poco de clientela, con una competencia desleal que daña nuestro trabajo; aún así, más que nada en fechas puntuales como éstas, o el 24 de agosto con la Fiesta de la Nostalgia, se mueve bastante.
¿A qué hora comienza el mayor flujo de pasajeros?
Me tocó trabajar el 24 de noche, y le puedo decir que temprano ya comienzan a llamar; a las 11 de la noche la gente va a lo de los parientes o amigos donde van a recibir las 12, y luego a la 1:00, tanto los que vuelven, pero más que nada los jóvenes que van a los bailes y a otras fiestas.
¿Qué espera del 2017?
Que haya trabajo y lo que todos quieren salud y bienestar.

Por primera vez pasará lejos de su familia

Tengo 26 años, y hace dos años que trabajo aquí en la Unidad, y éste 31 es la primera vez que voy a trabajar de 23:00 a 06:00, siendo también la primera vez que voy a pasar fuera de mi casa y lejos de mi familia en una fecha tan INFORME-FUNCIONARIO UCMespecial. Aclaro que, me ha tocado en este tiempo en que trabajo aquí, el hacer suplencias en el horario nocturno, pero claro, no es lo mismo que sea en una Navidad o un Año Nuevo, donde no podré estar levantando la copa con los seres queridos, dijo a EL PUEBLO Pierino Oliva, funcionario de la UCMS.
¿Pensó en algún momento que tendría que cubrir una guardia en una de dichas fechas?
Sí, en el momento mismo en el que ingresé a trabajar me comunicaron que, tenía que tener disponibilidad horaria; y llegó ese día. La verdad que cuando lleguen las 12.00 se va a notar mucho el no estar junto a los míos, y sé que voy a estar un poco nostálgico de no estar en casa, pero pienso que vendrá mi familia a saludarme y sirve de consuelo.
En estos días puntuales del año, ¿aumentan los llamados de emergencia?
Este año en la Navidad no hubo tantos llamados, los que se dan generalmente después de las salidas de los boliches, donde la gente suele estar un poco alcoholizada, y es cuando lamentablemente suceden los accidentes, pero si no, la gente se comporta bien.
Ustedes cumplen una función fundamental que es la de estar a disposición de las emergencias que surjan, ¿significa de cierta manera un grado de responsabilidad comparado con otros trabajos?
En mi caso la verdad que sí, porque soy el encargado de la radio y quien comunica el llamado al móvil y por ende darle un panorama a priori al médico de la situación con la que se va a encontrar, lo que genera una cierta adrenalina y es una gran responsabilidad, más cuando estamos frente a casos de gravedad; es una especie de intermediación entre el paciente y el médico, tratando de tranquilizar al paciente en aquellos casos más complicados y tratar de pasarle los datos con tranquilidad al médico.
¿El 2016 fue un año movido en cuanto a las emergencias?
Si, bastante, siempre las hay; esperemos que en el próximo año sean menos por el bien de la gente, la que por lo general es muy correcta a la hora de comunicarse con nosotros.
¿Qué significan las fiestas tradicionales para usted?
A la Navidad la veo como el nacimiento de Cristo; y el Año Nuevo, el momento en que recibimos un nuevo año con vista a futuro y un momento de planificación.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...