El Ministerio del Interior apoyaría tipificación de “femicidio” a la muerte de una mujer por razones de género

El Ministerio del Interior de Uruguay está a favor de tipificar el feminicidio como un delito, “para visualizar el problema” del asesinato de mujeres, afirmó en un comunicado el director general de Secretaría de la cartera, Charles Carrera.
Publicado en el sitio web del Ministerio, la carta repasa punto a punto propuestas y objetivos para este gobierno. Y uno de los puntos más resaltados es sobre el feminicidio.
“Como sociedad, debemos dar una señal contundente: no admitimos el homicidio de la mujer por razones de género”, afirmó Carrera.
“No debemos discutir si esta figura ingresa dentro de un homicidio calificado o pasional. Para visualizar el problema es necesario tener una postura política que deje de ignorar la violencia que existe detrás de los asesinatos de mujeres”, agregó. A su juicio, el rol de los operadores del Estado incluye “la obligación de tomar o impulsar acciones para combatir este flagelo”, por lo que “llamar a las cosas por su nombre es una de ellas”.
Entre las políticas sugeridas para incrementar la seguridad, Carrera indicó la necesidad de mejorar la actuación policial en cuanto a violencia de género; extender al territorio nacional el sistema de monitoreo electrónico por tobilleras y ejecutar un plan contra la trata y tráfico de personas, así como también actuar sobre la explotación sexual de niñas, niños y adolescentes.
Otro de sus objetivos es realizar cambios en la ley de violencia doméstica, “a los efectos de que sea un instrumento efectivo en el cumplimiento de las medidas cautelares; armonizar las normas de materia civil y penal es un requerimiento imprescindible para un efectivo acceso de las víctimas a la Justicia”, afirmó.
Cambio necesario
La Real Academia Española (RAE) definió el sustantivo feminicidio como el “asesinato de una mujer por razón de su sexo” en la última edición de su diccionario del pasado octubre.
Según datos del Ministerio del Interior, en los primeros cinco meses de este año se registraron 24 homicidios de mujeres, de los cuales 13 fueron cometidos por parejas o exparejas de las víctimas. En menos de seis meses de 2015, el número de asesinatos de mujeres con nexo sentimental equivalió al total registrado en todo el año pasado.
“Considero que es importante crear la figura del femicidio como delito, ya que como sociedad debemos dar una señal contundente: no admitimos el homicidio de la mujer por razones de género”, remarcó Carrera, quien agregó que “el femicidio tiene características especiales”.
“Es la culminación de un proceso estructural de violencia hacia la mujer, con una serie de actos de agresión física y psicológica, que culmina con ese hecho atroz que es quitarle la vida”, completó.
La Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) de Naciones Unidas registró un promedio aproximado de 20 mujeres muertas al año por su pareja o expareja entre 2008 y 2013 en Uruguay.
Se trata de la incidencia más alta por cada 100.000 habitantes entre otros cuatro países sudamericanos que brindaron datos a la Cepal en ese período: Chile, Colombia, Paraguay y Perú.
Comparado a una veintena de otras naciones latinoamericanas y caribeñas, la tasa uruguaya empata con El Salvador y queda atrás de cuatro islas del Caribe: siendo Barbados la que tiene el peor índice, seguida de Dominica, Granada y San Vicente y las Granadinas.
Entre los argumentos utilizados para defender la tipificación del feminicidio como delito en el código penal uruguayo, Carrera citó a Albert Einstein, para quien los resultados distintos requieren prácticas distintas.
“Si como sociedad queremos resultados diferentes en la lucha contra la violencia de género y doméstica, debemos utilizar instrumentos diferentes”, sostuvo.
Fuente:Observa.com