El ministro Enzo Benech presidió el período de sesiones en la 41ª Conferencia de la Organización de las Naciones Unidas

Misión en Roma

El ministro de Ganadería Agricultura y Pesca, Ing. Agr. Enzo Benech informó acerca de su participación en la 41ª Conferencia de la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura – FAO. La misma tuvo lugar en Roma del 22 al 29 de junio. El Ministro Enzo Benech fue elegido para presidir el período de sesiones que contó además con la elección de Qu Dongyu como nuevo Director General de FAO.
En la conferencia participaron el Subsecretario del MGAP, Alberto Castelar, el Director de Recursos Naturales, Fernando García Préchac y el Oficial a cargo de FAO en Uruguay, Vicente Plata.
ORGULLO
Benech dijo que es importante como Uruguay, sentirnos orgullosos de esto, poder compartilo para poder explicarle a la gente la trascendencia de haber presidido un evento de tal magnitud. Explicó que participó como parte del gobierno del país; “no es personal; es el Uruguay y es un proceso de acumulación de muchísimos años de trabajo donde Uruguay está muy bien visto”.
Agregó que no fue casualidad que tuviera que ir a Roma a hacer el discurso inaugural del simposio internacional de erosión; y allí se encontró con el Ing. Fernando García Préchac que es uno de los referentes. Benech preguntó por qué Uruguay pese a ser un país chiquito, fue elegido para participar de este evento y respondió que se debe a que es ejemplo para el mundo y a la FAO le interesa mostrarle al mundo que hay cosas que se pueden hacer, que a los suelos hay que cuidarlos y somos el único país en el mundo que tiene una política de este tipo: Planes de Uso y Manejo de Suelos obligatorio.
Explicó que esto genera confianza, credibilidad y estabilidad de políticas en el largo plazo y resaltó que participaron de este simposio 500 científicos de todo el mundo.
Por otra parte el ministro presidió el 41º de la FAO eligiendo un nuevo director de la FAO y otra vez preguntó por qué Uruguay fue elegido para presidir esta asamblea, y agregó que Uruguay llegó ahí porque somos predecibles, confiables; reconoció que estar en tan importante lugar, “asusta un poco”, pero explicó que “el susto se corrige con el orgullo de ser uruguayo”.
Dijo que el hecho de que le hayan confiado la conducción de este evento, de un organismo multilateral que tiene que ver con la alimentación del humano en el mundo; “se juega mucho y si nos toca a nosotros tenemos que hacerlo de la mejor manera posible; hicimos lo mejor que pudimos; pero no es logro nuestro sino que es un logro acumulado de muchos uruguayos que han trabajado y de todos los partidos políticos”.