Empleado infiel robó lavatorio, inodoro, cisterna y pedestal de depósito de una barraca del medio

Una mujer de 46 años de edad denunció en la Seccional Primera de policía, que en la jornada del sábado último, constató la falta de un lavatorio, un inodoro, una cisterna y un pedestal desde el interior del depósito del comercio del cual  es propietaria.
El hecho ocurrió en una importante empresa del rubro Ferretería y Barraca de nuestro medio. Según manifestó la denunciante, a personal policial, próximo al horario de cierre del local, constató el faltante de varios objetos desde su depósito. Posteriormente obtuvo información de quién habría sido la persona que sustrajo dichos artículos. Aparentemente, según explicó, dicha persona sería un empleado de la misma empresa.
Funcionarios policiales mediante averiguaciones realizadas, lograron determinar un posible lugar de venta de los objetos hurtados. De acuerdo a dicha información se dirigieron al lugar e indagaron a una persona quien devolvió de inmediato a la policía los objetos antes sustraídos del local. El indagado manifestó que dichos artículos sanitarios estaban en su poder, ya que su cuñado se los había vendido, luego de habérselos ofrecido a un bajo precio, argumentando además que el bajo costo de ellos se debía a que los funcionarios del local tienen un 10% de descuento en la empresa por sus compras.
Posteriormente, la policía alojó en una celda al sospechoso de haber retirado los artículos del depósito sin avisar a nadie, para practicarle las averiguaciones correspondientes.
Enterada la Jueza Letrada de segundo turno, Dra. Ivón Olivera, dispuso que se eleven antecedentes.
ROBO EN EL CERRO
Por otro lado, un hombre de iniciales J.G.TJ,  denunció que en la jornada del lunes último,  próximo a la  medianoche, sujetos desconocidos,  habrían ingresado a su taller, y posteriormente a su casa, y le habrían hurtado  diversos objetos.
El hecho ocurrió en Chile y Julio Delgado, próximo a la medianoche. Según manifestó el propietario del lugar, los  encargados de perpetrar  el hecho, lo hicieron tras atravesar  el portón del frente, ingresando al taller de tornería que se encuentra pegado a su domicilio, y que  no posee puerta, y hurtándole una soldadora marca Goldex, valuada en aproximadamente  10 mil pesos,dos pulidoras marca Bosch, y herramientas varias. Luego, tras forzar la puerta lindera, entre  la casa y el taller, ingresaron a la casa, fueron hasta la cocina y le hurtaron una garrafa de 13 kilos, un termo y un mate de cuero. En el lugar no se localizaron testigos. Se practican averiguaciones para esclarecer el hecho.
EN EL BARRIO GAUTRÓN
Por último, una mujer de iniciales A.C.L.A domiciliada en el Barrio Gautrón, expresó que el domingo último en horas de la tarde, personas extrañas habrían ingresado a su domicilio, y le habrían hurtado la suma de 10 mil pesos uruguayos.
Según expresó la damnificada, el domingo último habría salido en horas de la tarde de su domicilio, dejando su  finca sin moradores, y tras regresar  sobre las 8 de la noche, notó que mediante la rotura de los vidrios de la puerta principal, desconocidos habían ingresado al interior de su vivienda. Desde el dormitorio, que además se encontraba en completo desorden, le hurtaron una alcancía que contenía la suma de 10 mil pesos uruguayos.
La policía continúa investigando .
Una mujer de 46 años de edad denunció en la Seccional Primera de policía, que en la jornada del sábado último, constató la falta de un lavatorio, un inodoro, una cisterna y un pedestal desde el interior del depósito del comercio del cual  es propietaria.
El hecho ocurrió en una importante empresa del rubro Ferretería y Barraca de nuestro medio. Según manifestó la denunciante, a personal policial, próximo al horario de cierre del local, constató el faltante de varios objetos desde su depósito. Posteriormente obtuvo información de quién habría sido la persona que sustrajo dichos artículos. Aparentemente, según explicó, dicha persona sería un empleado de la misma empresa.
Funcionarios policiales mediante averiguaciones realizadas, lograron determinar un posible lugar de venta de los objetos hurtados. De acuerdo a dicha información se dirigieron al lugar e indagaron a una persona quien devolvió de inmediato a la policía los objetos antes sustraídos del local. El indagado manifestó que dichos artículos sanitarios estaban en su poder, ya que su cuñado se los había vendido, luego de habérselos ofrecido a un bajo precio, argumentando además que el bajo costo de ellos se debía a que los funcionarios del local tienen un 10% de descuento en la empresa por sus compras.
Posteriormente, la policía alojó en una celda al sospechoso de haber retirado los artículos del depósito sin avisar a nadie, para practicarle las averiguaciones correspondientes.
Enterada la Jueza Letrada de segundo turno, Dra. Ivón Olivera, dispuso que se eleven antecedentes.
ROBO EN EL CERRO
Por otro lado, un hombre de iniciales J.G.TJ,  denunció que en la jornada del lunes último,  próximo a la  medianoche, sujetos desconocidos,  habrían ingresado a su taller, y posteriormente a su casa, y le habrían hurtado  diversos objetos.
El hecho ocurrió en Chile y Julio Delgado, próximo a la medianoche. Según manifestó el propietario del lugar, los  encargados de perpetrar  el hecho, lo hicieron tras atravesar  el portón del frente, ingresando al taller de tornería que se encuentra pegado a su domicilio, y que  no posee puerta, y hurtándole una soldadora marca Goldex, valuada en aproximadamente  10 mil pesos,dos pulidoras marca Bosch, y herramientas varias. Luego, tras forzar la puerta lindera, entre  la casa y el taller, ingresaron a la casa, fueron hasta la cocina y le hurtaron una garrafa de 13 kilos, un termo y un mate de cuero. En el lugar no se localizaron testigos. Se practican averiguaciones para esclarecer el hecho.
EN EL BARRIO GAUTRÓN
Por último, una mujer de iniciales A.C.L.A domiciliada en el Barrio Gautrón, expresó que el domingo último en horas de la tarde, personas extrañas habrían ingresado a su domicilio, y le habrían hurtado la suma de 10 mil pesos uruguayos.
Según expresó la damnificada, el domingo último habría salido en horas de la tarde de su domicilio, dejando su  finca sin moradores, y tras regresar  sobre las 8 de la noche, notó que mediante la rotura de los vidrios de la puerta principal, desconocidos habían ingresado al interior de su vivienda. Desde el dormitorio, que además se encontraba en completo desorden, le hurtaron una alcancía que contenía la suma de 10 mil pesos uruguayos.
La policía continúa investigando .