En abril y mayo Intendencia y Junta fueron observadas por el Tribunal de Cuentas en 2.8 millones de dólares

El ejecutivo tuvo casi 700 gastos observados y el legislativo más de 80

El Tribunal de Cuentas de la República en dos resoluciones fechadas el pasado 6 de julio, ratifica las observaciones formuladas por el contador delegado en la Intendencia y en la Junta Departamental de Salto. A través de las mismas el órgano constitucional de contralor observa 696 gastos reiterados por la comuna en los meses de abril y mayo, y un total de 81 gastos del legislativo departamental, en el mismo período. Los montos totales ascienden a una suma observada de 54.879.144 pesos uruguayos en la Intendencia y de 593.148 pesos uruguayos en la Junta Departamental. A un tipo de cambio en donde un dólar equivale a $ 19,514 se puede anotar que las observaciones ascienden a una suma de US$ 2.842.692.

GASTAR SIN CRÉDITO,

NO RESPETAR LICITACIÓN Y NO COMPRAR POR

GRUPOS DE ARTÍCULOS

O SERVICIOS

Los dos órganos constitucionales que conforman el gobierno departamental han incurrido en sendos incumplimientos del TOCAF, Texto Ordenado de Contabilidad y Administración Financiera, norma que regula todos “los hechos, actos u operaciones de los que se deriven transformaciones o variaciones en la Hacienda Pública”.

Es así que, desde estas mismas páginas hemos informado de anteriores observaciones millonarias, que se concentran, básicamente, en el incumplimiento de tres normas: los artículos 15, 33 y 40 del TOCAF. En ellas se hace referencia a “comprometer gastos de funcionamiento o de inversiones sin que exista crédito disponible” (artículo 15); a no respetar lo establecido respecto de que la licitación pública es la regla para la contratación en la que se deriven gastos, como así lo es el remate o licitación cuando resulten ingresos para el Estado” (artículo 33). Finalmente el artículo 40, la restante norma incumplida, establece que “los ordenadores de gastos adoptarán las medidas necesarias para contratar suministros o servicios por grupos de artículos o servicios del mismo ramo o comercio, de forma de facilitar la presentación del mayor número posible de oferentes”.

INTENDENCIA EN ABRIL: MÁS DE 20 MILLONES

DE PESOS OBSERVADOS

El detalle  indica que “el Contador Delegado observó 281 gastos por $ 20:134.464, correspondientes al Ejercicio 2011 en la Intendencia”, relacionado con reiteraciones de gastos efectuados en el mes de abril 2011. Del total fueron 206 los gastos observados por incumplimiento del art. 15 del TOCAF, por una suma de $ 14:525.957. Otros 21 gastos fueron observados por incumplimiento del art. 33 del TOCAF por una suma de $ 3:380.377, y finalmente, fueron 54 los gastos por incumpliendo del art. 40 del TOCAF por una suma de $ 2:228.130.

INTENDENCIA EN

MAYO: MÁS DE

34 MILLONES DE

PESOS OBSERVADOS

Por su parte el mismo Contador Delegado observó 415 gastos por $ 34:744.680, relacionado con reiteraciones de gastos efectuados en el mes de mayo 2011. De dicho total fueron 341 los gastos observados por incumplimiento del art. 15 del TOCAF, por una suma de $ 27:216.662, otros 15 gastos por incumplimiento del art. 33 del TOCAF por una suma de $ 5:226.675; y 59 gastos por incumpliendo del art. 40 del TOCAF por una suma de $ 2:301.343.

JUNTA EN ABRIL: 290 MIL PESOS OBSERVADOS

El contador delegado observó a la Junta Departamental en 28 gastos por $ 290.891, por incumplimiento del art. 15 del TOCAF, en el mes de abril.

JUNTA EN MAYO: 300 MIL PESOS OBSERVADOS

Por su parte la Junta Departamental fue observada en el mes de mayo en 53 gastos por $ 302.257, por incumplimiento del mismo art. 15 del TOCAF.

RESOLUCIONES

INFUNDADAS

El Tribunal de Cuentas indica que los gastos observados tanto en la Intendencia como en la Junta no fueron fundamentados en las resoluciones de reiteración por parte del ordenador, cuando según la normativa vigente se establece que  se debe expresar de manera detallada los motivos que justifican seguir el curso del gasto o pago.

VIEJO Y NUEVO

PRESUPUESTO

DEPARTAMENTAL

En el pasado mes de febrero el director municipal de Hacienda, contador Rodolfo Martínez, consultado por EL PUEBLO ante otras observaciones del Tribunal de Cuentas, indicó que “como el presupuesto departamental que venía de la administración anterior está agotado en cuanto a los rubros, cada vez que se hace un gasto y no hay rubros, el intendente lo reitera de acuerdo al procedimiento correspondiente. Como hay que seguir funcionando el gasto debe hacerse de igual forma, pagando, y el Tribunal observa, porque se está gastando sin tener rubros en el presupuesto”.

Vuelto a consultar el contador Martínez, a comienzos de mes, en ocasión de otras observaciones formuladas por el mismo Tribunal, indicó a EL PUEBLO que “el nuevo presupuesto departamental se aprobó en junio, y con el comienza el sistema en que a cada rubro se le va imputando al nuevo presupuesto. Mientras tanto tuvimos que seguir y vamos a tener que seguir recibiendo esas observaciones hasta el mes de junio”. Finalmente se ha cumplido lo manifestado por el contador municipal, por más que el actual presupuesto departamental ya está vigente (decreto Departamental nº 6.500/2011)  y, según su artículo 2, cubre el período que va desde el 1º/01/2011 al 31/12/2015