En casa de familia

Faltaban diez minutos para las once de la noche del domingo cuando el personal de la Policía fue derivado hasta la calle Boycuá al 1000 por un hurto en casa de familia. En el lugar es entrevistada la víctima, mayor de edad, quien manifiesta que al llegar al domicilio, diviso el daño de la puerta principal, una vez en el interior de la finca un total desorden, y la faltante de $U 40.000 (Cuarenta mil pesos Uruguayos) y prendas de vestir varias. Se hizo presente Personal de Policía Científica quienes realizaron el relevamiento correspondiente.