En ocho fechas de fútbol, la friolera de 83.302 dólares

Desde la 7ª hasta la 3ª de la liguilla.

En la séptima fecha de la segunda rueda, se superó la venta de 2.000 entradas. Desde entonces hasta consumada la tercera fecha de la liguilla, siempre el registro por encima de ese monto de boletos expendidos. Todo a la cuenta de un fútbol QUE RECAUDA EXCEPCIONALMENTE. En más de una ocasión desde EL PUEBLO, el énfasis puesto en esa dirección: en ningún otro ámbito del interior del país, se suscitan situaciones como estas.

De la venta de entradas a recaudaciones que tienen que ver con un poder de convocatoria que el fútbol salteño simplemente tiene, ofrece y genera.

Hay que tener en cuenta que entre «pitos y flautas», el 35% de quienes accedan a una cancha, no pagan la entrada y que los socios -no es un tema menos que potencial- es de los rubros «exonerados» del pago de la entrada. Pese a todo, el fútbol salteño templa las lonjas, el folclore no falta y la asistencia se convierte en ritual. Y pese a la competencia de ligas paralelas, que para el desarrollo de sus fechas de calendario, no planteas la exigencia de entrada alguna, la Liga Salteña de Fútbol permanece campante pese a esos aguijonazos.

LO QUE ES… ES

Lo cierto es que desde aquella fecha 7 de la segunda rueda, siempre más de 2.000 entradas vendidas. En la décima, arriba de las 4.000 y en la décima primera, por sobre las 3.000. En el arranque de la liguilla, superando los 3.000 boletos expendidos y en la segunda y tercera, arriba de los 4.000. Las recaudaciones en progresivo ascenso, hasta llegar a la del pasado sábado en el Parque Ernesto Dickinson, siendo la mayor en el año, al tiempo que decidían Ferro Carril-Salto Uruguay y Nacional frente a Ceibal. La noche que Nacional no archivará en su historia. Y que las arcas de la Liga tampoco…

DE LOS PESOS A LOS DÓLARES

Cinco fechas finales de la segunda rueda y las tres jornadas de liguilla, la recaudación total de esas ocho, totalizan $ 1.707.700. Transferido a dólares…. hay que hablar de 83.302 dólares. Apelando a la cronología, una manera de rescatar lo que pasó en cada caso. O en cada fecha celebrada.

7ª fecha…               2.116 entradas…    $ 104.620.

8ª fecha…               2.280 entradas…    $ 111.580.

9ª fecha…               2.957 entradas…    $ 144.400.

10ª fecha…             4.347 entradas…    $ 218.340.

11ª fecha…             3.491 entradas…    $ 172.020.

**********

LIGUILLA FINAL

1ª fecha…               3.551 entradas…    $ 292.860.

2ª fecha…               4.000 entradas…    $ 334.260

3ª fecha…               4.020 entradas…    $ 329.620.

**********

El total de entradas vendidas en esas ocho fechas, fue de 26.762. La exposición de los números no admite la menor duda: el fenómeno del fútbol salteño es cosa real. Sin apelaciones. No las hay.

El aporte informativo de José Luis Sabarrós. ¡46.670 dólares en tres fechas!

20 años a esta parte: liguilla record de venta de entradas

10El sábado a la noche en el Dickinson. Al filo del nuevo día, cuando en el propio estadio se generó el diálogo entre cronistas de EL PUEBLO y el gerente de la Liga Salteña de Fútbol, José Luis Sabarrós. El eje temático, no otro que el vinculado a la soberbia manifestación de la gente a la hora de la liguilla 2010 y el proceso acumulativo de dinero en la Liga. Sucede que unos minutos antes, desde la supervisión del propio José Luis, el cierre de los números en la noche, surgiendo que la venta total de entradas fue de 4.020 y por todo concepto, la recaudación alcanzó los 329.620 pesos.

Fue entonces que el propio gerente evocó aspectos del pasado, «donde tengo en claro que la liguilla del 2006, fue de las mejores en cuanto a venta de entradas». Al cabo de esa primera aproximación del gerente de la Liga Salteña de Fútbol, el suministro a EL PUEBLO de la gráfica de expendio de boletos y recaudaciones, donde la del 2006 surge como una de las más salientes.

20 AÑOS DESPUÉS….

El apunte es concreto. A manera de novedad misma, teniendo en cuenta que el volumen de entradas de esta liguilla 2010, SUPERA LA DEL 2006, por lo que de 20 años a esta parte, ES LA DE MAYOR RELIEVE A ESE NIVEL. Tanto en el expendio de boletos, como en recaudación producida en las tres fechas.

En el año 2006, el número de entradas vendidas fue de 11.222 y por todo concepto la recaudación total, ascendió a $ 567.500. Fueron protagonistas, Ceibal, Ferro Carril, Salto Uruguay y Gladiador. La última vez de un Ceibal campeón y la última participación de Gladiador en una liguilla.

En esta liguilla 2010, la venta total de entradas se situó en 11.571 y la taquilla total de $ 956.740. Traducida en dólares, 46.670 dólares. No está mal.

DOBLÓ A LA DEL 2009

La asistencia de aficionados en la liguilla concluída el sábado, ofrece la base para reflexiones. Para apuntes. Para pensamientos en voz alta. La realidad de los números, es parte del absolutismo. No hay medias tintas. Porque además, surge otro dato que no es menor: en relación al año pasado a nivel de la liguilla, en este 2010, doblándose los números de cabo a rabo. En el 2009, el número total de entradas vendidas fue de 5.253 y la recaudación total de $ 445.280. Más del doble de recaudación y con un aspecto a tener en cuenta: el mismo valor en el precio de la entrada de un año a otro. En la edición pasada, con Ferro Carril, Universitario, Nacional y Salto Uruguay. Ahora el turno de Nacional, Ferro Carril, Ceibal y Salto Uruguay. El fenómeno de la liguilla.

Una suerte de encantamiento. De vigencia. De cuestiones específicas, donde el fútbol que se ve y el dinero que recauda, potencian la realidad misma.

Una realidad gratificante. Simplemente lo es.