Estafas mediante uso de cheques

Dos personas fueron condenadas a 20 meses de prisión, tras ser identificados como parte de una organización que hurtaba cheques en blanco, falsificaba la firma de su propietario y cobraba altas sumas de dinero.
En agosto del pasado año un hombre fue alertado por una sucursal bancaria de que había asistido alguien pretendiendo cobrar un cheque a su firma por un valor de 5.000 dólares, para lo cual su cuenta no tenía fondos suficientes. A su vez se le informó que el día anterior se había hecho efectivo el pago de otro cheque a su nombre por igual monto.
Inmediatamente la víctima verificó sus chequeras notando el faltante de varios cheques de distintas cuentas y bancos, algunos de los cuales pudo comprobar que habían sido cobrados por altas sumas de dinero.
Una vez realizada la denuncia, la Dirección de Información Táctica puso en marcha una investigación referente a estafas realizadas en distintos departamentos de nuestro país, principalmente en la zona Metropolitana, a través del cobro de cheques hurtados con firmas y documentos falsificados. De la misma se desprendió que esta es una maniobra continuada, que data desde hace años, mediante la que se roban cheques aislados – por lo cual la víctima no se percata – de chequeras de regla guardadas en vehículos en la vía pública, los que son presentados inmediatamente a través de firmas falsificadas en distintas dependencias bancarias.
Tras un trabajo exhaustivo se logró identificar a dos posibles integrantes de esta organización, para quienes fue expedida una orden de detención.
Puestos a disposición de la justicia, el Juzgado Penal de 37to turno dispuso la condena de C.V.Á.L. de 33 años de edad y J.S.R.L. de 53 años, “como autores penalmente responsables, cada uno de ellos, de un delito continuado de receptación en concurrencia fuera de la reiteración, con un delito continuado de estafa, a la pena de 20 meses de prisión a cumplirse de la siguiente forma: 6 meses de prisión efectiva y 14 meses en régimen de pena alternativa de libertad vigilada.
Continúan las actuaciones.