Excepcional remate concretó ayer Federico Invernizzi en Santa Catalina: los 4 mil lanares se vendieron en 45 minutos

El escritorio Federico Invernizzi junto a Aldo García da Rosa concretó ayer un excepcional remate en el Local Santa Catalina, dispersando toda la oferta tanto de lanares como de vacunos en  menos de una hora y media.
Era una oferta abultada, de 4 mil Merinos de Antonio y Francisco Papa, una majada muy pareja, muy bien presentada, con muchos años de selección, datos que fueron tenidos en cuenta por parte de los compradores, encontrando una rápida  colocación y muy buenos valores, de la misma forma los ganados que integraban la feria fueron dispersados rápidamente por el martillero Federico Invernizzi quien se mostró muy conforme por el resultado del remate, por la agilidad que tuvo y la “gran satisfacción de haber cumplido con el deber”.
COLMÓ LAS
EXPECTATIVAS
En diálogo mantenido con EL PUEBLO dijo estar “muy contento, satisfecho, realmente fue un remate extraordinario, muy por arriba de las expectativas, de los valores de hoy en día”. Invernizzi indicó que “lo más importante es que se hizo justicia con la majada, con la familia, con el trabajo de ellos, de muchísimos años”.
Haber vendido 4 mil lanares en 45 minutos, “da la pauta de la agilidad, el dinamismo que tuvo el remate”, señaló Invernizzi y subrayó que “facilita mucho tener una mercadería de primer nivel, que eso era lo más importante, con una sanidad realmente extraordinaria, todos los animales de destaque”.
Asimismo informó que los lanares se dispersaron para Paysandú prácticamente la totalidad de la oferta, y algunos lotes para Salto.
El rematador anunció que de esta majada “queda un remanente sumamente importante, quedan los vientres, 2,4 y 6 dientes”, que tal vez salgan a la venta el próximo mes. “Es el principio de la liquidación total de los 12 o 13 mil lanares de María Antonia de A y F Papa”.
“Queda la satisfacción del deber cumplido, agradezco en nombre del escritorio y de Aldo (García da Rosa) a todos los que nos acompañaron e hicieron posible el éxito de este remate”.
En lo que respecta a los valores analizó que fueron “excelentes valores, por encima del mercado, pero lo importante es que la gente quedó conforme, tanto el vendedor como el comprador”.
TAMBIÉN EN LOS
VACUNOS SE LOGRARON BUENAS VENTAS
Luego de la venta de los lanares pasaron por la pista los vacunos, que según comentó Invernizzi se vendieron “dentro de los valores normales, hacia arriba, sobre todo las categorías nuevas, fue una feria general interesante, con buena cantidad de público”.
Si bien prácticamente los ganados gordos estuvieron ausentes, “se lograron precios destacados en los ganados nuevos, con un trámite ágil y dinámico”.
PRÓXIMA FERIA
La próxima feria en el local Santa Catalina está prevista para el día 26 de noviembre, para la cual ya hay una consignación importante, y tal vez con “un plus de lanares nuevamente”, manifestó Invernizzi, mientras que el 20 de diciembre será la última feria del año, anunció.
LOS VALORES
764 ovejas se pagaron 71,50 dólares, 655 borregos se pagaron 70 dólares, 450 corderas con lana se pagaron 45 dólares y 329 se pagaron 42 dólares, 660 corderos con lana se pagaron 43 dólares, mientras que 219 corderos más livianos se pagaron 37 dólares y 154 corderas más livianas hicieron 35 dólares, finalmente se vendió un lote mixto de 310 corderos y corderas a 32 dólares, y un lote de ovejas a 45 dólares.
En cuanto a los vacunos, los toros se pagaron entre 1.420 y 1.020 dólares, otros más livianos entre 400 y 700 dólares, los novillos de 2 a 3 entre 530 y 650 dólares, los de 1 a 2 entre 350 y 355, las vacas generales entre 505 y 580 dólares, las vacas de invernada entre 390 y 460 dólares, las vaquillonas entre 300 y 395 dólares, los terneros entre 342 y 365 y los más livianos entre 280 y 325 dólares, y las terneras entre 210 y 340 dólares.

El escritorio Federico Invernizzi junto a Aldo García da Rosa concretó ayer un excepcional remate en el Local Santa Catalina, dispersando toda la oferta tanto de lanares como de vacunos en  menos de una hora y media.

Era una oferta abultada, de 4 mil Merinos de Antonio y Francisco Papa, una majada muy pareja, muy bien presentada, con

Integrantes de las firmas rematadoras ayer en Santa Catalina

Integrantes de las firmas rematadoras ayer en Santa Catalina

muchos años de selección, datos que fueron tenidos en cuenta por parte de los compradores, encontrando una rápida  colocación y muy buenos valores, de la misma forma los ganados que integraban la feria fueron dispersados rápidamente por el martillero Federico Invernizzi quien se mostró muy conforme por el resultado del remate, por la agilidad que tuvo y la “gran satisfacción de haber cumplido con el deber”.

COLMÓ LAS EXPECTATIVAS

En diálogo mantenido con EL PUEBLO dijo estar “muy contento, satisfecho, realmente fue un remate extraordinario, muy por arriba de las expectativas, de los valores de hoy en día”. Invernizzi indicó que “lo más importante es que se hizo justicia con la majada, con la familia, con el trabajo de ellos, de muchísimos años”.

Haber vendido 4 mil lanares en 45 minutos, “da la pauta de la agilidad, el dinamismo que tuvo el remate”, señaló Invernizzi y subrayó que “facilita mucho tener una mercadería de primer nivel, que eso era lo más importante, con una sanidad realmente extraordinaria, todos los animales de destaque”.

Asimismo informó que los lanares se dispersaron para Paysandú prácticamente la totalidad de la oferta, y algunos lotes para Salto.

El rematador anunció que de esta majada “queda un remanente sumamente importante, quedan los vientres, 2,4 y 6 dientes”, que tal vez salgan a la venta el próximo mes. “Es el principio de la liquidación total de los 12 o 13 mil lanares de María Antonia de A y F Papa”.

“Queda la satisfacción del deber cumplido, agradezco en nombre del escritorio y de Aldo (García da Rosa) a todos los que nos acompañaron e hicieron posible el éxito de este remate”.

En lo que respecta a los valores analizó que fueron “excelentes valores, por encima del mercado, pero lo importante es que la gente quedó conforme, tanto el vendedor como el comprador”.

TAMBIÉN EN LOS VACUNOS SE LOGRARON BUENAS VENTAS

Luego de la venta de los lanares pasaron por la pista los vacunos, que según comentó Invernizzi se vendieron “dentro de los valores normales, hacia arriba, sobre todo las categorías nuevas, fue una feria general interesante, con buena cantidad de público”.

Si bien prácticamente los ganados gordos estuvieron ausentes, “se lograron precios destacados en los ganados nuevos, con un trámite ágil y dinámico”.

PRÓXIMA FERIA

Parte de los lanares vendidos ayer en Santa Catalina

Parte de los lanares vendidos ayer en Santa Catalina

La próxima feria en el local Santa Catalina está prevista para el día 26 de noviembre, para la cual ya hay una consignación importante, y tal vez con “un plus de lanares nuevamente”, manifestó Invernizzi, mientras que el 20 de diciembre será la última feria del año, anunció.

LOS VALORES

764 ovejas se pagaron 71,50 dólares, 655 borregos se pagaron 70 dólares, 450 corderas con lana se pagaron 45 dólares y 329 se pagaron 42 dólares, 660 corderos con lana se pagaron 43 dólares, mientras que 219 corderos más livianos se pagaron 37 dólares y 154 corderas más livianas hicieron 35 dólares, finalmente se vendió un lote mixto de 310 corderos y corderas a 32 dólares, y un lote de ovejas a 45 dólares.

En cuanto a los vacunos, los toros se pagaron entre 1.420 y 1.020 dólares, otros más livianos entre 400 y 700 dólares, los novillos de 2 a 3 entre 530 y 650 dólares, los de 1 a 2 entre 350 y 355, las vacas generales entre 505 y 580 dólares, las vacas de invernada entre 390 y 460 dólares, las vaquillonas entre 300 y 395 dólares, los terneros entre 342 y 365 y los más livianos entre 280 y 325 dólares, y las terneras entre 210 y 340 dólares.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...