Fernando Cabrera en Salto y Paysandú junto a Gustavo Rivas

El Cuerpo Técnico de las selecciones de categorías formativas de la Federación Uruguaya de Básquetbol estuvo el fin de semana repartiendo su tiempo entre Paysandú y Salto para evaluar nuevas generaciones de basquetbolistas. En nuestra ciudad fue el sábado a la tarde en el gimnasio de Nacional para trabajar con un grupo interesante de jóvenes salteños que ya destacan, sea por altura o por capacidades potenciales de juego a sus respectivas edades. El énfasis en la intensidad y la ejecución concentrada de las concepciones de juego que se les planteaba fueron la tónica que manejaron ambos entrenadores. La práctica fue seguida por la casi totalidad de los entrenadores salteños, con ausencias muy notorias, a nuestro juicio inexplicables, de algunos entrenadores de formativas y dos de mayores del medio, entendiendo que así se hace difícil mejorar los niveles sin participación en este tipo de instancias, aunque más no sea para discrepar con los conceptos de quien viene de fuera y afirmar los propios.
Posteriormente al  movimiento, se desarrolló una charla de ida y vuelta entre Cabrera y sus colegas salteños, con un intercambio muy positivo en función de objetivos a lograr en los trabajos a nivel de formativas locales. Estaba presente también, durante toda la clínica y en la charla posterior, el Director de Deportes de la Intendencia de Salto, Profesor Jorge Castagnaro, como un entrenador más pero también sumando conceptos y sugiriendo posibles soluciones a algunos de los problemas que se plantearon en materia de pautas de entrenamiento con incorporación de Preparador Físico en  las edades tempranas del desarrollo deportivo para las Instituciones.
La reunión fue seguida también por neutrales de la Liga, con el presidente Lauro Ambrosoni  y el neutral Alejandro Menoni, acompañados del Presidente de la Liga de Paysandú, Edgardo Quequín. Una vez que se retiró el Entrenador Fernando Cabrera, se produjo un muy interesante intercambio de opiniones entre entrenadores y neutrales. Posiblemente surjan reuniones futuras entre ambos estamentos, a partir de varias inquietudes que el grupo de entrenadores plantea y promete desarrollar a través de planes en varios frentes con miras al mejoramiento del juego y de la calidad de la competencia en nuestro medio. La jornada terminó así, con muchísima expectativa generada a todos los participantes, en el camino de reconocer una caída de nivel que tiene el básquetbol formativo en Salto y que se hace necesario reconocer para poder actuar sobre la realidad y modificarla.

El Cuerpo Técnico de las selecciones de categorías formativas de la Federación Uruguaya de Básquetbol estuvo el fin de semana repartiendo su tiempo entre Paysandú y Salto para evaluar nuevas generaciones de basquetbolistas. En nuestra ciudad fue el sábado a la tarde en el gimnasio de Nacional para trabajar con un grupo interesante de jóvenes salteños que ya destacan, sea por altura o por capacidades potenciales de juego a sus respectivas edades. El énfasis en la intensidad y la ejecución concentrada de las concepciones de juego que se les planteaba fueron la tónica que manejaron ambos entrenadores. La práctica fue seguida por la casi totalidad de los entrenadores salteños, con ausencias muy notorias, a nuestro juicio inexplicables, de algunos entrenadores de formativas y dos de mayores del medio, entendiendo que así se hace difícil mejorar los niveles sin participación en este tipo de instancias, aunque más no sea para discrepar con los conceptos de quien viene de fuera y afirmar los propios.

Posteriormente al  movimiento, se desarrolló una charla de ida y vuelta entre Cabrera y sus colegas salteños, con un intercambio muy positivo en función de objetivos a lograr en los trabajos a nivel de formativas locales. Estaba presente también, durante toda la clínica y en la charla posterior, el Director de Deportes de la Intendencia de Salto, Profesor Jorge Castagnaro, como un entrenador más pero también sumando conceptos y sugiriendo posibles soluciones a algunos de los problemas que se plantearon en materia de pautas de entrenamiento con incorporación de Preparador Físico en  las edades tempranas del desarrollo deportivo para las Instituciones.

La reunión fue seguida también por neutrales de la Liga, con el presidente Lauro Ambrosoni  y el neutral Alejandro Menoni, acompañados del Presidente de la Liga de Paysandú, Edgardo Quequín. Una vez que se retiró el Entrenador Fernando Cabrera, se produjo un muy interesante intercambio de opiniones entre entrenadores y neutrales. Posiblemente surjan reuniones futuras entre ambos estamentos, a partir de varias inquietudes que el grupo de entrenadores plantea y promete desarrollar a través de planes en varios frentes con miras al mejoramiento del juego y de la calidad de la competencia en nuestro medio. La jornada terminó así, con muchísima expectativa generada a todos los participantes, en el camino de reconocer una caída de nivel que tiene el básquetbol formativo en Salto y que se hace necesario reconocer para poder actuar sobre la realidad y modificarla.

Entrenadores
Sobre ausencias y obligaciones
Manejar seres humanos para lograr funcionamientos colectivos es difícil desde siempre, generando mucha experiencia y aprendizaje permanente en las personas que acometen tamaña responsabilidad en cualquier ámbito que lo permita. Es así que a nivel empresarial ya nadie podría discutir la necesidad de capacitar permanentemente a sus cuadros de dirección, con personal a su cargo en las más diferentes actividades. Pero si hay una actividad entre muchísimas que se destaca por el progreso de las técnicas de dirección de grupo y de enseñanza/aprendizaje, esa es la actividad deportiva.  En el caso de los deportes colectivos, mucho más todavía. Y el estandarte a nivel mundial en ese sentido, quizás por haberse inventado y desarrollado en el ámbito universitario norteamericano, ha sido siempre el deporte básquetbol. Por eso a veces llama la atención que algunos que trabajan como entrenadores puedan renegar de la preparación, el aprendizaje, la formación continua, ya hoy en este siglo donde parece que toda esa necesidad ya no se discutía. Pero más llama la atención que los clubes donde trabajan no lo exijan. Y que los padres de niños, jóvenes y adolescentes que están practicando deportes en esos clubes no se lo planteen al club. Pero además las Ligas y Federaciones ya hace años que en todas partes del mundo generan al menos un curso de actualización anual obligatorio para todos sus entrenadores, según el nivel en el que trabajen. Por eso pensamos que no es mala fe, mala intención sino simplemente desconocimiento del tema, abordaje del mismo con poca información, el hecho de que entrenadores de formativas de nuestro medio no hayan concurrido a la charla pactada con el entrenador jefe de las Selecciones Formativas, a su vez transmisor de conocimientos y puntos de vista generados en el ámbito nacional e internacional durante casi 10 años.  Poca información de parte de sus clubes que no se los exigieron y de la Liga Salteña que todavía no ha logrado establecer mecanismos para que quienes tienen la tarea de mejorar a sus jugadores, no se vean obligados a mejorar continuamente su propia formación. Al menos el tema parece estar otra vez sobre la mesa y hoy está todo disponible y al alcance de todos para que veamos cómo actúan y se forman los mejores entrenadores, como mejoran los clubes sus jugadores y como mejora y desarrolla una Liga su propia competencia.
Javier Espíndola