Hoy declara en Fiscalía el asesino de la mujer y el policía, fue dado de alta

Hoy declara en Fiscalía el asesino de la mujer y el policía, fue dado de alta

Trasladan esta mañana al asesino de la mujer y del policía a la Fiscalía para que le tomen declaraciones

Apenas se escuchaba el ladrido de un perro y el ruido de alguna moto que pasaba por la zona, mientras uno de los últimos fuertes soles del verano golpeaba sobre las precarias casas de la calle Maldonado, donde ocurrió uno de los hechos de sangre más feroces que se recuerde en la historia del departamento.
Mientras así estaba ese lugar del barrio Umpierre, donde los vecinos aún no salen de su asombro por lo ocurrido, en el Hospital de Salto le estaban dando de alta el asesino de Olga Costa, la mujer de 44 años de edad ultimada en su propia casa el pasado jueves 8 de marzo en horas de la mañana y del funcionario policial Fernando Farinha, de 41 años de edad al cual ejecutó mientras custodiaba por orden de la Fiscal Letrada Departamental de 1º Turno, María Eugenia Rodríguez, a la mujer antes ultimada.
Cleomedes Medina González tiene 60 años de edad y es retirado militar. El hombre posee conocimiento del manejo de armas y ya había tenido una serie de problemas con la víctima. Estuvieron en pareja durante 4 años y hacía alrededor de un mes que ya no estaban juntos. Durante su relación con Olga Costa, Medina, había tenido problemas con el que era su suegro, Elbio Costa, que vive casa por medio de donde ocurrió la tragedia.
Elbio dijo públicamente que había tenido desavenencias con esta persona y que estaban enemistados a muerte. Además de definir a Medina como “un hombre problemático”. Pero eso ya no está en tela de juicio, y los hechos terminaron con un desenlace dantesco, que nadie se esperaba.
Antes de ser detenido y luego de ingresar a la casa por la puerta de atrás a las 6 de la mañana del jueves, debido a que en el frente de la finca había un policía y en el interior estaba el otro, Medina recibió un disparo en la pierna por parte de uno de los efectivos motivo por el cual pudo ser capturado y terminó internado en el Hospital con una fuerte custodia policial.
Pero eso fue hasta ayer sábado, cuando los médicos que lo vieron entendieron que ya no debía permanecer internado y pasó a estar detenido, siendo trasladado con medidas de seguridad hasta la Jefatura de Policía, donde permanece hasta hoy en la oficina del Departamento de Investigaciones.
A FISCALÍA
Esta mañana, el criminal deberá declarar ante la fiscal de turno, la Dra. María Eugenia Rodríguez, y una vez esto, se formará el pedido de formalización de denuncia penal y deberá concurrir al juzgado, donde el juez actuante deberá tomar las medidas del caso y decretar allí la condena.
Fuentes policiales dijeron a EL PUEBLO anoche que para esto, se creará un fuerte dispositivo de seguridad porque quieren evitar que haya desmanes y complicaciones a la hora de conducir a un recluso tan peligroso, detenido por un caso tan sensible para la opinión pública local como el ocurrido días pasados.
El sujeto será custodiado y los policías especulan con que no podrá ser recluido en la cárcel local, debido a la situación generada en nuestro medio. Sino que al ser condenado, seguramente será trasladado a una cárcel en otro punto del país, distante de Salto.
Tanto la familia de la víctima como la del policía asesinado han trasmitido su impotencia por la situación que les está tocando vivir y así lo han hecho saber con familiares, amigos y hasta con la prensa.
La Policía no oculta su malestar por el replanteo que deberán hacerse ahora con el protocolo aplicable a las guardias a las víctimas de violencia, lo que ha generado además duras críticas y planteos de parte del sindicato policial, que pretende que este tipo de medidas se cumplan de otra manera.
En el barrio las cosas ya no son iguales. La mancha que ha dejado este crimen es para los vecinos de la zona un estigma que está presente cada vez que pasan por la casa. Para la Policía es un hecho que los lleva a verse más vulnerables y para las víctimas, se genera un aire de desprotección y temor.
Hay mucho nerviosismo para los operadores judiciales que deberán analizar y tomar una resolución en estas horas sobre un hecho por el cual toda la opinión pública está atenta y espera que haya mano dura contra una persona que generó un daño en una sociedad ya golpeada por la ferocidad de los casos de violencia a la que debe asistir.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...