Intentaron rapiñar a un médico cuando hacía visitas domiciliarias apuntándolo con un arma, fue en el Cerro

Un intento de rapiña sorprendió a un médico del Centro Médico cuando en la lluviosa tarde de ayer, se encontraba realizando visitas médicas en las inmediaciones del supermercado Ta Ta de la zona del Cerro. Aunque el delito no se consumó, lo que más alertó a la Policía fue el hecho que los delincuentes circulaban portando un arma de fuego, lo que preocupa por el caso de que los mismos pueden llevar adelante otro hecho en cualquier punto de la ciudad.
Fue sobre las seis de la tarde, cuando el médico se encontraba en el automóvil de guardia del Centro Médico. Andaba por la zona del Cerro, cerca del nuevo supermercado que se erige por Grito de Asencio y Silvestre Blanco. Llovía copiosamente y era poco lo que por momentos se veía.
Pero en un momento determinado, el galeno vio como pararon frente a él dos sujetos en moto, se trataba de una motocicleta estilo Hero Puch o Zanella, uno de ellos se baja, lo apunta con un revolver y le exige la entrega de dinero, por lo que el profesional atina a huir del lugar, asustado con la situación que exponía su integridad física. Pero al ver esto, lo mismo hicieron sus asaltantes que optaron por escapar.
Según pudo saber EL PUEBLO por los datos que pudo brindarle la víctima del hecho, minutos más tarde de lo sucedido, a la Policía de la Seccional Quinta que llegó casi de inmediato al lugar, fue que quien quiso asaltarlo vestía un buzo tipo canguro de color rojo, con pantalón jeans o jogging de color oscuro y un gorro de color rojo.
Mientras que el conductor de la moto, llevaba puesta en ese momento una remera o camisa de manga larga y un pantalón de color claro, pero permaneció todo el tiempo con el casco protector colocado, aunque abierto. El sujeto intentó rapiñar a su víctima con un revolver que podría ser un calibre 32 o 22, algo que el asaltado no podía decir con exactitud, por el nerviosismo imperante en ese momento.
Minutos después se llevó adelante un fuerte despliegue policial en distintos puntos de la ciudad con la finalidad de dar con los delincuentes, informaron a este diario fuentes policiales.
TRES EN MOTO
Un nuevo caso de una moto con tres ocupantes entre un niño de 10 años de edad, resultó en accidente pero afortunadamente no fue grave. El hecho ocurrió en un cruce con semáforos, en la esquina de la avenida Barbieri y Asencio. La niña venía en el medio de su hermana y su madre y pese a que a raíz del impacto cayó al pavimento, no resultó lesionada.
En tanto, su madre, quien conducía la motocicleta, resultó hospitalizada, luego de haber participado del accidente de tránsito registrado ayer por la mañana en el cruce mencionado. El evento ocurrió sobre las doce menos cuarto de la mañana y entre otros, fue protagonizado por un hombre de 62 años de edad, de iniciales J.A.S.S, quien resultó ileso.
Al ser averiguado por los funcionarios de la Policía que actuaron en el lugar, expresó que circulaba por la calle Grito de Asencio con dirección al Sur, conduciendo el ciclomotor marca Piaggio matrícula de Salto HIC 861, y al llegar hasta la avenida Armando Barbieri y disponerse a cruzar la corriente Sur, con semáforo en verde a su circulación, de improviso se le atravesó una moto por dicha avenida Barbieri con dirección al Este, la que circulaba con tres ocupantes, cayendo todos al pavimento, resultando él, ileso.
Por otra parte, una mujer de 46 años de edad, de iniciales S.P.A, fue trasladada y asistida en el Hospital Regional Salto donde le certificaron  “politraumatizada, traumatismo encéfalo craneal, con perdida de conocimiento”.
La Policía consultó a esta mujer, quien expresó que “no recordaba” qué era lo que había sucedido. Luego también fue consultada una adolescente de 15 años de edad, en compañía de su representante legal, la que expresó que circulaba como acompañante de su madre en la moto marca Winner Fire, placa matrícula de Salto HKS 162 con el casco protector colocado.
Pero admitió que en el medio de ambas trasladaban a su hermana de 10 años de edad, pero sin el casco protector colocado, desplazándose por la avenida Barbieri con dirección al Este, y al llegar al cruce con la calle Grito de Asencio, al parecer su madre no se percató que el semáforo estaba en color rojo y al estar cruzando, dijo que “de forma imprevista”, fue chocada en la parte de atrás por otro motonetista, cayendo al pavimento y resultando ella con lesiones leves y su madre con lo expuesto.
Si bien no se pudieron localizar testigos acerca de lo ocurrido, la policía puso en conocimiento de la Justicia Penal competente este hecho, la que actúa al respecto.
ARREBATO
Un arrebato en perjuicio de una mujer, ocurrió ayer en un cruce del centro de la ciudad. La denuncia fue radicada ante la Seccional Primera de Policía donde la damnificada, una persona de 51 años de edad, expresó que sobre las diez menos veinte de la noche, caminaba por la calle 19 de Abril, en compañía de otra mujer de 46 años de edad, y de un hombre de 25.
Pero al llegar a la esquina de la calle Grito de Asencio, un sujeto desconocido con un casco puesto, se le acercó y le arrebató la cartera, la que contenía la suma de $U 440 (cuatrocientos cuarenta pesos uruguayos), las llaves de su finca y un teléfono celular marca Nokia, dándose el mismo a la fuga en compañía de un motonetista que lo estaba esperando. La Policía continúa con las averiguaciones correspondientes al caso.

Un intento de rapiña sorprendió a un médico del Centro Médico cuando en la lluviosa tarde de ayer, se encontraba realizando visitas médicas en las inmediaciones del supermercado Ta Ta de la zona del Cerro. Aunque el delito no se consumó, lo que más alertó a la Policía fue el hecho que los delincuentes circulaban portando un arma de fuego, lo que preocupa por el caso de que los mismos pueden llevar adelante otro hecho en cualquier punto de la ciudad.

Fue sobre las seis de la tarde, cuando el médico se encontraba en el automóvil de guardia del Centro Médico. Andaba por la zona del Cerro, cerca del nuevo supermercado que se erige por Grito de Asencio y Silvestre Blanco. Llovía copiosamente y era poco lo que por momentos se veía.

Pero en un momento determinado, el galeno vio como pararon frente a él dos sujetos en moto, se trataba de una motocicleta estilo Hero Puch o Zanella, uno de ellos se baja, lo apunta con un revolver y le exige la entrega de dinero, por lo que el profesional atina a huir del lugar, asustado con la situación que exponía su integridad física. Pero al ver esto, lo mismo hicieron sus asaltantes que optaron por escapar.

Según pudo saber EL PUEBLO por los datos que pudo brindarle la víctima del hecho, minutos más tarde de lo sucedido, a la Policía de la Seccional Quinta que llegó casi de inmediato al lugar, fue que quien quiso asaltarlo vestía un buzo tipo canguro de color rojo, con pantalón jeans o jogging de color oscuro y un gorro de color rojo.

Mientras que el conductor de la moto, llevaba puesta en ese momento una remera o camisa de manga larga y un pantalón de color claro, pero permaneció todo el tiempo con el casco protector colocado, aunque abierto. El sujeto intentó rapiñar a su víctima con un revolver que podría ser un calibre 32 o 22, algo que el asaltado no podía decir con exactitud, por el nerviosismo imperante en ese momento.

Minutos después se llevó adelante un fuerte despliegue policial en distintos puntos de la ciudad con la finalidad de dar con los delincuentes, informaron a este diario fuentes policiales.

TRES EN MOTO

Un nuevo caso de una moto con tres ocupantes entre un niño de 10 años de edad, resultó en accidente pero afortunadamente no fue grave. El hecho ocurrió en un cruce con semáforos, en la esquina de la avenida Barbieri y Asencio. La niña venía en el medio de su hermana y su madre y pese a que a raíz del impacto cayó al pavimento, no resultó lesionada.

En tanto, su madre, quien conducía la motocicleta, resultó hospitalizada, luego de haber participado del accidente de tránsito registrado ayer por la mañana en el cruce mencionado. El evento ocurrió sobre las doce menos cuarto de la mañana y entre otros, fue protagonizado por un hombre de 62 años de edad, de iniciales J.A.S.S, quien resultó ileso.

Al ser averiguado por los funcionarios de la Policía que actuaron en el lugar, expresó que circulaba por la calle Grito de Asencio con dirección al Sur, conduciendo el ciclomotor marca Piaggio matrícula de Salto HIC 861, y al llegar hasta la avenida Armando Barbieri y disponerse a cruzar la corriente Sur, con semáforo en verde a su circulación, de improviso se le atravesó una moto por dicha avenida Barbieri con dirección al Este, la que circulaba con tres ocupantes, cayendo todos al pavimento, resultando él, ileso.

Por otra parte, una mujer de 46 años de edad, de iniciales S.P.A, fue trasladada y asistida en el Hospital Regional Salto donde le certificaron  “politraumatizada, traumatismo encéfalo craneal, con perdida de conocimiento”.

La Policía consultó a esta mujer, quien expresó que “no recordaba” qué era lo que había sucedido. Luego también fue consultada una adolescente de 15 años de edad, en compañía de su representante legal, la que expresó que circulaba como acompañante de su madre en la moto marca Winner Fire, placa matrícula de Salto HKS 162 con el casco protector colocado.

Pero admitió que en el medio de ambas trasladaban a su hermana de 10 años de edad, pero sin el casco protector colocado, desplazándose por la avenida Barbieri con dirección al Este, y al llegar al cruce con la calle Grito de Asencio, al parecer su madre no se percató que el semáforo estaba en color rojo y al estar cruzando, dijo que “de forma imprevista”, fue chocada en la parte de atrás por otro motonetista, cayendo al pavimento y resultando ella con lesiones leves y su madre con lo expuesto.

Si bien no se pudieron localizar testigos acerca de lo ocurrido, la policía puso en conocimiento de la Justicia Penal competente este hecho, la que actúa al respecto.

ARREBATO

Un arrebato en perjuicio de una mujer, ocurrió ayer en un cruce del centro de la ciudad. La denuncia fue radicada ante la Seccional Primera de Policía donde la damnificada, una persona de 51 años de edad, expresó que sobre las diez menos veinte de la noche, caminaba por la calle 19 de Abril, en compañía de otra mujer de 46 años de edad, y de un hombre de 25.

Pero al llegar a la esquina de la calle Grito de Asencio, un sujeto desconocido con un casco puesto, se le acercó y le arrebató la cartera, la que contenía la suma de $U 440 (cuatrocientos cuarenta pesos uruguayos), las llaves de su finca y un teléfono celular marca Nokia, dándose el mismo a la fuga en compañía de un motonetista que lo estaba esperando. La Policía continúa con las averiguaciones correspondientes al caso.