JACK LEMMON, UN COMEDIANTE DE LUJO

DOS OSCAR DE LA REAL ACADEMIA

La comedia del cinema se vistió de fiesta con Jack Lemmon.
Tenía el rostro justo, la simpatía de pocos y la calidad de una estrella. Sus papeles bien interpretados hacían sonreír y divertir al gran público en las salas del mundo.
Se inició en la pantalla participando de filmes de segundo orden; así y todo se hizo conocer y trascendió más tarde con otra clase de películas donde con desempeños realmente magníficos obtuvo dos Oscar de la Real Academia de pageHollywood, el primero en 1955 por “Escala en Hawaii” como actor de reparto, y el segundo en 1974 por “Salvad al tigre” como mejor actor. Atravesando el túnel del tiempo, su debut se hizo en la televisión donde conoce a la bella actriz Cynthia Stone -quien luego se convertiría en su primera esposa 1950-1956- compartiendo estelares en las series “That wonderful guy”, 1949, y “Heaven fot Betsy” en 1952. Enseguida, la cinematografía lo llama para el humorístico, musical y dramático “Marino al agua”, 1953, “La rubia fenomenal”, 1954, “Pfhht!”, del mismo año, “Mi hermana Elena”, 1955, “Fuego escondido”, 1957 y “Cowboy”, 1958.
En el largometraje “Operación gran baile”, 1957, logra su primer coprotagónico, y en “Me enamoré de una bruja”, 1958, comparte títulares con Kim Novak y James Stewart. Pero, realmente fue en “Una Eva y dos Adanes” -“Some like It hot”- 1959, donde sobresale.
Allí, Lemmon personifica junto a Tony Curtis a dos damas cantantes, vistiéndose como tales para esconderse de unos malhechores que desean terminar con sus vidas, por haber sido testigos oculares de la masacre de San Valentín. Una vez en sus nuevas identidades conocen a una ingenua solista, interpretada por Marilyn Monroe, y el personaje de Curtis se enamora de ella. La comedia dirigida y producida por Billy Wilder, versión norteamericana del film francés “Fanfare of love”, 1935, se mantiene hasta el día de hoy primera en la lista de las grandes comedias de American Film Institute, y 14o. entre las 100 mejores películas USA.

NACIÓ EN UN ASCENSOR

El verdadero nombre de Jack Lemmon es John Uhler Lemmon III. Llegó a este mundo el 8 de febrero de 1925, en Newton, Massachusetts, Estados Unidos de América. Su madre para tenerlo dio a luz dentro de un ascensor. Su padre era un comerciante teniendo un local instalado donde vendía mercadería en gran escala. Mientras tanto, Jack estudiaba en la Universidad de Harvard, llamándole la atención la interpretación. En el centro de estudios mientras practicaba junto a sus compañeros ese desempeño artístico, se hizo aficionado a la música estudiando piano y llegando a ser un excelente ejecutante. En la guerra pasó por el ejército y cuando llegó comenzó a actuar en diferentes lugares, participando de radioteatros con elencos, teatro y tv, donde se fue abriendo camino hasta llegar a Hollywood. Sus apariciones al principio fueron fugaces, para más adelante en el tiempo surgir de la nada con infinito impacto. Ya con los créditos y resultados a la vista de “Una Eva y Dos Adanes”, Lemmon rueda “El apartamento”, en 1960, con Shirley MacLaine y Fred MacMurray, poniendo de manifiesto su categoría de profesional para encarnar un personaje para nada sencillo, rico en matices.
La cinta obtuvo varios Oscar y Lemmon no solamente se hizo popular entre sus pares, sino ante el público en general. Seguiría con “Días de vino y rosas”, 1962, “La misteriosa dama de negro”, 1962, junto a Kim Novak. Su carrera cambia en 1966 cuando Lemmon y Walter Matthau llevan a la pantalla grande “En bandeja de plata”, convirtiéndose en un éxito impresionante, tal es así que volverían a funcionar en “Primera plana”, en 1974, y “Aquí un amigo”, 1981.

LUCHÓ EN PRIVADO DURANTE DOS AÑOS

En su lista de películas se anotan más de 60 realizaciones: “El prisionero de la segunda avenida”, 1975, “Desaparecido”, 1982, basado en la historia real del periodista estadounidense Charles Horman. También se desempeñó en la obra teatral “Long day’s journey into night”, 1986, y de televisión, “El asesinato de Mary Phagan”, 1988, “JFK”, 1991, “Exito a cualquier precio”, 1993. En 1996 le otorgaron el “Oso de Oro” en el Festival Internacional de Cine de Berlín, por su extensa carrera. En 1998, durante la ceremonia de los “Globo de Oro”, el actor Ving Rhames resultó vencedor frente a su gran ídolo, Jack Lemmon, y decidió entregarle su premio como reconocimiento a su gran carrera.
Acto seguido, todos los asistentes a la gala se pusieron en pie para aplaudir tan noble gesto. Lamentablemente, Lemmon dejó de existir el 27 de junio de 2001, a los 76 años, en Los Angeles, tras haber luchado en privado durante dos años con un cáncer de vejiga metastásico. Fue un gigante de la comedia y el cine. Más allá de la nostalgia.

juanjoalberti@hotmail.com







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...