Joven ahogado en el río aparecido en Concordia residía en Salto y murió de asfixia por inmersión

Si bien en las últimas horas, el diario digital de la ciudad de Concordia, Diario Junio (diariojunio.com.ar), informaba que sobre las 9 horas del pasado domingo, la Prefectura Naval de Concordia halló el cuerpo sin vida de un hombre sobre las aguas del río Uruguay, EL PUEBLO pudo saber a través de fuentes policiales, los datos filiatorios de esta persona, ya que la misma fue identificada por la Policía.
Además, los informantes rebatieron la presunción de que el mismo habría sido ultimado de un disparo tal como deja entrever la nota que presenta el portal informativo de Concordia.
En esa oportunidad, la víctima fue identificada como Darwin Alexis González de nacionalidad uruguaya, de 32 años de edad, de quien en ese momento pudieron constatar «que se domiciliaba a la vera del río Uruguay de la ciudad de Salto».
Según informaba el portal de noticias de la vecina ciudad, en ese momento «no estaban claras» las circunstancias de la muerte de esta persona, ya que sostiene que «había sospechas» por parte de las autoridades ya «que el cuerpo presenta un orificio en el medio del pecho, posiblemente de arma de fuego».
Según sostiene el periódico digital de Concordia «de acuerdo con el primer informe médico, la muerte se produjo 5 días antes del hallazgo. Las autoridades dispusieron la realización de una autopsia. Un dato relevante es que el cadáver tenía un reloj que marcaba una hora adelantada con respecto al huso horario de Argentina, lo cual hizo presumir que la víctima era de nacionalidad uruguaya. La prefectura remolcó el cuerpo hasta el km. 319,6, zona conocida como embarcadero Ferrari, cuya jurisdicción pertenece a la comisaría de Calabacilla».
Desde Argentina sostenían que «el cuerpo era el de una persona de aproximadamente de 30 a 35 años de edad, 1.65 de altura, contextura robusta, de pelo corto enrulado de color negro, semi-calvo, vestido únicamente con un pantalón corto de color azul, presentando al momento del examen del cuerpo algunos tatuajes en el antebrazo izquierdo y otro tatuaje en el hombro izquierdo».
Luego de establecidas las comunicaciones respectivas desde la Jefatura de Policía Departamental de Concordia, con la Policía de nuestro medio y con la Prefectura Nacional de Salto, establecieron que existía una denuncia radicada ante esas oficinas por parte de una persona quien señalaba que desde el jueves pasado no veía a su hermano, y coincidentemente, los datos aportados en el informe guardaban relación con el cuerpo hallado.
La información procedente desde Diario Junio establece que se hizo presente en la morgue Judicial de Concordia, Julio Damián Pinto González quien practicó el reconocimiento del cuerpo, estableciendo fehacientemente la identidad del fallecido de quien supieron que se llamaba Darwin Alexis González, de nacionalidad uruguaya, de 32 años de edad, domiciliado a la vera del Río Uruguay de nuestra ciudad. El cuerpo fue entregado a sus familiares para la tramitación ante las autoridades correspondientes y su posterior traslado.
Aunque según pudo saber EL PUEBLO los familiares tramitaban el traslado del cuerpo ante las autoridades, debido a que los costos para traerlo hacia nuestra ciudad, eran considerables.
DE CANELONES
Sin embargo, fuentes policiales consultadas por este diario manifestaron que el fallecido, se trataba de un hombre que no tenía domicilio fijo, que era oriundo del departamento de Canelones, y que si bien se encontraba afincado en nuestro departamento desde hace algún tiempo, el mismo estaba parando en los ranchos de pescadores que están apostados en las inmediaciones de la desembocadura del arroyo San Antonio.
Era un asiduo concurrente a la zona y que los lugareños lo conocían de sus recorridas por el lugar. Al parecer, debido a las altas temperaturas de la época, ésta persona decidió arrojarse a las aguas del río Uruguay con la finalidad de bañarse en la zona y allí se habría ahogado.
Las fuentes consultadas por EL PUEBLO, señalaron que días pasados un pescador de la zona dijo ante la Prefectura local haber encontrado pertenencias de esta persona en la orilla del río Uruguay, aunque no pudo saber nada del mismo. A esto le sobreviene la denuncia por ausencia por parte de su hermano y el hallazgo del cuerpo en la orilla del río frente a la ciudad de Concordia.
Además, según expresaron altas fuentes policiales a este diario, el protocolo de autopsia revela que esta persona falleció debido a un estado de «asfixia por inmersión». La información proporcionada a EL PUEBLO en la pasada jornada echa por tierra, lo manejado al principio por el periódico digital argentino de que el cuerpo de González, presentaría un orificio de bala, el que no fue registrado oficialmente por las autoridades forenses de la vecina orilla, de lo contrario el episodio ameritaría otro tipo de investigación.

Si bien en las últimas horas, el diario digital de la ciudad de Concordia, Diario Junio (diariojunio.com.ar), informaba que sobre las 9 horas del pasado domingo, la Prefectura Naval de Concordia halló el cuerpo sin vida de un hombre sobre las aguas del río Uruguay, EL PUEBLO pudo saber a través de fuentes policiales, los datos filiatorios de esta persona, ya que la misma fue identificada por la Policía.

Además, los informantes rebatieron la presunción de que el mismo habría sido ultimado de un disparo tal como deja entrever la nota que presenta el portal informativo de Concordia.

En esa oportunidad, la víctima fue identificada como Darwin Alexis González de nacionalidad uruguaya, de 32 años de edad, de quien en ese momento pudieron constatar «que se domiciliaba a la vera del río Uruguay de la ciudad de Salto».

Según informaba el portal de noticias de la vecina ciudad, en ese momento «no estaban claras» las circunstancias de la muerte de esta persona, ya que sostiene que «había sospechas» por parte de las autoridades ya «que el cuerpo presenta un orificio en el medio del pecho, posiblemente de arma de fuego».

Según sostiene el periódico digital de Concordia «de acuerdo con el primer informe médico, la muerte se produjo 5 días antes del hallazgo. Las autoridades dispusieron la realización de una autopsia. Un dato relevante es que el cadáver tenía un reloj que marcaba una hora adelantada con respecto al huso horario de Argentina, lo cual hizo presumir que la víctima era de nacionalidad uruguaya. La prefectura remolcó el cuerpo hasta el km. 319,6, zona conocida como embarcadero Ferrari, cuya jurisdicción pertenece a la comisaría de Calabacilla».

Desde Argentina sostenían que «el cuerpo era el de una persona de aproximadamente de 30 a 35 años de edad, 1.65 de altura, contextura robusta, de pelo corto enrulado de color negro, semi-calvo, vestido únicamente con un pantalón corto de color azul, presentando al momento del examen del cuerpo algunos tatuajes en el antebrazo izquierdo y otro tatuaje en el hombro izquierdo».

Luego de establecidas las comunicaciones respectivas desde la Jefatura de Policía Departamental de Concordia, con la Policía de nuestro medio y con la Prefectura Nacional de Salto, establecieron que existía una denuncia radicada ante esas oficinas por parte de una persona quien señalaba que desde el jueves pasado no veía a su hermano, y coincidentemente, los datos aportados en el informe guardaban relación con el cuerpo hallado.

La información procedente desde Diario Junio establece que se hizo presente en la morgue Judicial de Concordia, Julio Damián Pinto González quien practicó el reconocimiento del cuerpo, estableciendo fehacientemente la identidad del fallecido de quien supieron que se llamaba Darwin Alexis González, de nacionalidad uruguaya, de 32 años de edad, domiciliado a la vera del Río Uruguay de nuestra ciudad. El cuerpo fue entregado a sus familiares para la tramitación ante las autoridades correspondientes y su posterior traslado.

Aunque según pudo saber EL PUEBLO los familiares tramitaban el traslado del cuerpo ante las autoridades, debido a que los costos para traerlo hacia nuestra ciudad, eran considerables.

DE CANELONES

Sin embargo, fuentes policiales consultadas por este diario manifestaron que el fallecido, se trataba de un hombre que no tenía domicilio fijo, que era oriundo del departamento de Canelones, y que si bien se encontraba afincado en nuestro departamento desde hace algún tiempo, el mismo estaba parando en los ranchos de pescadores que están apostados en las inmediaciones de la desembocadura del arroyo San Antonio.

Era un asiduo concurrente a la zona y que los lugareños lo conocían de sus recorridas por el lugar. Al parecer, debido a las altas temperaturas de la época, ésta persona decidió arrojarse a las aguas del río Uruguay con la finalidad de bañarse en la zona y allí se habría ahogado.

Las fuentes consultadas por EL PUEBLO, señalaron que días pasados un pescador de la zona dijo ante la Prefectura local haber encontrado pertenencias de esta persona en la orilla del río Uruguay, aunque no pudo saber nada del mismo. A esto le sobreviene la denuncia por ausencia por parte de su hermano y el hallazgo del cuerpo en la orilla del río frente a la ciudad de Concordia.

Además, según expresaron altas fuentes policiales a este diario, el protocolo de autopsia revela que esta persona falleció debido a un estado de «asfixia por inmersión». La información proporcionada a EL PUEBLO en la pasada jornada echa por tierra, lo manejado al principio por el periódico digital argentino de que el cuerpo de González, presentaría un orificio de bala, el que no fue registrado oficialmente por las autoridades forenses de la vecina orilla, de lo contrario el episodio ameritaría otro tipo de investigación.