La basura es un tema que nos involucra a todos

La basura es un tema que  nos involucra a todos

La basura es un tema que nos concierne a todos, independientemente de cómo la manejemos y de qué tan conscientes seamos de la cantidad que generamos.
En nuestra ciudad se han hecho cambios para mejorar este asunto y en este sentido se han instalado contenedores buscando al menos en algunas zonas, disminuir la cantidad de basura dispersa en las calles y veredas, aunque por más que desde la comuna se intente establecer cierto orden, depende de cada ciudadano ser consciente de sacar la basura en los días y horarios indicados para cada zona y no tirar los residuos en cualquier lugar.
Siendo un tema cotidiano y a su vez tan importante; EL PUEBLO trató en este informe reflejar cuál es la situación en nuestra ciudad.
En este sentido, parte de nuestro equipo se dirigió al basurero municipal, ubicado en la zona del Hipódromo, donde la situación es un tanto compleja.
En otras ocasiones tuvimos la oportunidad de concurrir a este lugar, recoger testimonios de quienes viven de la basura; integrantes de una cooperativa (Las Gaviotas) que se dedican a recolectar materiales reciclables para vender, así como también con el funcionario de la intendencia que está trabajando en el lugar, pero en esta oportunidad no sólo se nos impidió el ingreso, sino que tampoco pudimos dialogar con el funcionario ya que éste no tenía permiso para dar declaraciones. Sí pudimos dialogar fuera del predio con algunos integrantes de la cooperativa aunque pidieron no ser identificados.
Hasta hace algunos meses, los vehículos particulares podían ingresar unos metros hacia adentro, en la dirección que el funcionario indicara para descargar la basura que llevaran, pero ahora –según se nos indicó- solo se permite a los particulares, descargar la basura en el predio sobre la entrada al vertedero.
Metros de basura acumulada se puede visualizar de la entrada que carece de portón y los alambrados que cercarían el predio están caídos, solo quedan algunos postes que prueban que allí existía un alambrado. De esta manera, varios animales (perros, caballos, vacas) ingresan al predio ingiriendo materiales que a menudo le provocan la muerte.

Fernando González, encargado del servicio de
Recolección y Barrido de la Intendencia de Salto Comenzó el proceso de cierre del actual vertedero municipal

EL PUEBLO dialogó con el encargado del servicio de Recolección y Barrido de la Intendencia de Salto, Fernando González, quien destacó el trabajo que se viene llevando a cabo por parte de la comuna respecto a la recolección de residuos, considerando que la ciudadanía ha aceptado positivamente el método de trabajo.

Fernando González junto al intendente  Andrés Lima y Pablo Ferreira Pinto

Fernando González junto al intendente
Andrés Lima y Pablo Ferreira Pinto

¿Cuál es la condición actual del vertedero municipal?
El tema del vertedero es un tema que lo hemos abordado ya desde hace un buen tiempo. Lo que respecta específicamente al vertedero, estamos en un proceso de cierre del mismo, realizando todos los estudios para las evaluaciones sanitarias.
Ya están casi prontos los estudios del suelo, del agua, de la contaminación, de los metales, para efectuar el llamado a licitación de técnicos para armar el proyecto de cierre del actual vertedero, y realizar evaluaciones sanitarias dentro del mismo predio.
¿Cómo se viene desarrollando el relacionamiento con los clasificadores que se encuentran hoy en el vertedero?
Al respecto hemos tomado la iniciativa conjuntamente con DINAMA (Dirección Nacional de Medio Ambiente), de tratar de reorganizar lo que es la Cooperativa Las Gaviotas, en cuanto a tener un nuevo comodato, en el cual se cambiarían algunas cláusulas y algunas responsabilidades, siempre buscando lo que es la puesta en funcionamiento de la Planta Recicladora y la organización como cooperativa de la gente que hoy está trabajando allí.
¿Qué evaluación se hace de la colocación de contenedores?
La evaluación que efectuamos fue que ha sido sumamente positiva y aceptada por la población, a tal punto que hoy por hoy tenemos una lista extensa de lugares donde están solicitando que se coloquen de forma urgente los contenedores y las consultas, que son prácticamente diarias, de cuándo llegaremos con los contenedores a ciertas zonas.

“¿En qué lugar del mundo pagan para revisar la basura?”preguntó un clasificador que reclamó mejores condiciones

Hace como 20 años estamos acá en la basura y las instituciones nos dijeron que teníamos que organizarnos como cooperativa para poder estar acá. Yo me pregunto ¿en qué lugar del mundo pagan para revisar la basura? Y encima no tenemos derecho a reclamar beneficios para trabajar bien”, dijo uno de los clasificadores consultados por EL PUEBLO en el basurero municipal.FotoBasura2
El tema es que hay mucha gente que no integra la cooperativa e ingresa y se lleva cosas “entonces no entendemos, porque nosotros pagamos para trabajar acá y hay gente que viene y se lleva la mitad de las cosas sin pagar nada”, comentó.
“Nosotros mantenemos nuestra familia con esto. Pagamos caja con seguro, más de 60 mil pesos y estamos llevando mil o mil quinientos pesos por semana para la casa. De ahí, tenemos que sacar para pagar la caja y vivir. Llueva o no llueva nosotros tenemos que venir pero los intermediarios a veces pasan días sin venir y si no llegan tenemos que salir a buscar otros recursos; algunos hacen otras cosas pero la mayoría vivimos de esto”, comentó.
“A veces sacamos alguna ropita más o menos bien y la llevamos, la lavamos y la vendemos. Después, yo se soldar y a veces llevo cosas que encuentro como alguna silla o cosas así, las arreglo y las vendo por pocos pesos. Otros, venden en la feria alguna cosa que se saque de acá”, comentó el clasificador que prefirió mantener en reserva su nombre.
“ESTA HORRIBLE LA COSA ACÁ”
“Esta horrible la cosa acá, trabajamos mal, con poca maquinaria en movimiento, tenemos una planta que tendría que estar pronta y hasta ahora no anda. Nosotros sacamos para vender plástico, botellas, cables, aluminio, bronce, y lo que nos pagan los intermediarios es un precio muy bajo y si tuviéramos la planta en funcionamiento podemos enfardar nosotros y mandar para otros lados. La situación nuestra es lamentable, trabajamos en el barro, no tenemos ningún control por enfermedad ni nada, nosotros como cooperativa pagamos la caja y el seguro pero no tenemos ninguna otra organización. Lo que pasa que también acá a veces vienen y vuelcan la basura en un lado, al otro día en otro y así, no hay nada organizado con eso. A veces se amontona mucha basura en un solo lado”, agregó.
INGRESAN NIÑOS Y TODO TIPO DE PERSONAS
El clasificador, Roberto (nombre apócrifo), hizo serias denuncias respecto al funcionamiento del basurero. Aseguró que ingresan niños y personas ajenas a la cooperativa Las Gaviotas a recoger lo que les sirve de la basura, algo que no debería estar permitido. “Si hablamos de pestes para la ciudad, la están trayendo para acá y si no la tapan es lo mismo que nada”, señaló.
Roberto, reclamó la presencia de las máquinas de la Intendencia para enterrar la basura y que no queden montañas de basura de entre 4 y 6 metros de alto al aire libre por tanto tiempo.
LA INTENDENCIA NO LES DA NADA
Los clasificadores trabajan con la ropa y el calzado que tienen, sin guantes ni tapabocas, expuestos al contacto directo con la basura.
“Gracia a Dios todos estamos sanos y ninguna estuvo internado por ninguna enfermedad acá adentro. Pero la Intendencia tiene que ver que nosotros le hacemos un bruto ahorro porque le sacamos todo lo que demora en pudrirse y ellos ahorran de comprar más terrenos. Pero ellos no lo ven así. Nosotros pedimos ayuda (a la Intendencia) pero no recibimos nada, ni una canasta nos dan. Vivimos de esto y es esto, llegan las fiestas y es esto, si tenemos un hijo enfermo es esto lo que tenemos”, señaló.
“Lo que no nos podemos quejar es con la gente que trabaja acá, porque más de una vez alguno de nosotros se ha cortado o lastimado revisando la basura y ellos han llamado a la emergencia y nos han dado una mano para transportarnos. Ellos cumplen órdenes y no pueden hacer más de lo que hacen”, dijo en referencia al personal municipal que trabaja en la zona.
SIN ESPERANZAS POR LA CLASIFICADORA
Sobre la planta clasificadora, dijo que ya perdieron la esperanzas de que se arregle, porque todos los gobiernos han hecho promesas y no se concretó nada.
“Nosotros somos trabajadores y es un trabajo honrado lo que hacemos y queremos que se nos reconozca eso. Mucha gente cree que acá trabajamos en la planta y que nos pagan un sueldo y no es así, trabajamos en muy mala condiciones, en la lluvia, en el sol y en el barro. Si por lo menos funcionara la planta podríamos tener un poco más de ganancia y llevar unos pesos más para la familia”, concluyó el clasificador.

Preocupa el ingreso al vertedero de personas ajenas a la cooperativa, entre ellos mujeres con niños

“Hace poco vino una edil y no pudo entrar , hace un tiempo vino un canal de televisión y nos retaron; nos dijeron que no podíamos recibir a nadie acá adentro, pero si vamos a equilibrar las cosas, entonces las criaturas que entran acá…”, comenzó diciendo a EL PUEBLO uno de los integrantes de la cooperativa a EL PUEBLO.

Es que si bien siempre ingresaron al lugar personas ajenas a la cooperativa a recolectar materiales, “hoy la situación está peor”FotoBasura3
Uno de los 17 integrantes de la cooperativa Las Gaviotas, comentó que en este momento están trabajando unos pocos “por una cuestión de que tenemos poco espacio, poco bolso, hemos reclamado a la intendencia una máquina topadora porque es necesario para acá pero hasta el momento no viene una firme, sino que viene una cada dos o tres días, y se va; está de rato”.
El integrante de la cooperativa dijo que “de mil toneladas anuales que sacábamos hace un tiempo atrás, hoy estamos en 500 o 400 toneladas por año; hemos disminuido a más de la mitad de lo que hacíamos antes cuando teníamos espacio para trabajar”.
Consultado acerca del espacio al cual se refiere para trabajar, explicó que siempre se hace la volcada y al costado se deja un lugar para los clasificadores para que descarten y embolsen lo que sacan para vender, en este sentido reclamó que en los últimos tiempos no tienen espacio para trabajar y además los materiales (botellas, cartón, cobre, aluminio, entre otros materiales reciclables) han bajado mucho; a más de mitad de lo que estaban hace 4 o 5 años atrás.
Sobre la presencia de niños en el lugar, dijo que han reclamado ante el INAU (Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay), también han dialogado con el Jefe de Policía “explicando nuestra situación de que en la tarde hay 30 o 40 personas adentro del predio incluyendo mujeres y niños, gente que no pertenece a la cooperativa y nos quitan trabajo, nos llevan materiales que nos pertenecen porque tenemos un trato con la Intendencia de que somos nosotros los que podemos sacar los materiales reciclables”.
PUESTA EN FUNCIONAMIENTO DE LA PLANTA RECICLADORA
“En el año 2009 nos hicieron formarnos en Cooperativa, hacer los aportes, hacer reuniones, porque había un proyecto de la planta y desde ese tiempo a esta parte, estamos en la misma situación; la planta no está funcionando, estamos trabajando a la intemperie, en malísimas condiciones con el precio de los materiales que están por el suelo y con gente que entra en la tarde y se lleva los materiales que podemos sacar.
No estoy hablando en contra de la Intendencia, estoy explicando mi situación”, aclaró y agregó que su función “es recolectar lo que pueda, del manejo del vertedero se encarga la intendencia, yo simplemente me dedico a lo que tengo que hacer y reclamo por lo que tengo que hacer”, dijo el trabajador que está allí entre 8 y 10 horas diarias.

Si los ciudadanos separaran los materiales, facilitarían el trabajo de los clasificadores
“Siempre tuvimos el problema de que otras personas que no pertenecen a la cooperativa entran a sacar materiales, hubo un gobierno (período de Fonticiella) que había guardia de seguridad y se controlaba un poco, y también en parte del gobierno de Coutinho hubo guardia de seguridad y se controló un poco, pero este gobierno ya no, dijo que el costo para tener un guardia es muy grande; entonces siempre tenemos problemas con la gente que viene de tarde”, comentó otro integrante de Las Gaviotas. “Si bien hemos dialogado con algunos y hubo gente que incluso integró la cooperativa, pero como nosotros tenemos reglas que cumplir y tenemos que hacer aportes, hubo gente que no quería tomar esa responsabilidad y lamentablemente salieron”. Al igual que su compañero contó que hablaron con la policía por el problema con la gente y en alguna oportunidad les dijeron que “para qué vamos a pelear por una basura; y no es el hecho de pelear por la basura, sino por el material que nos están llevando, incluso nos han robado dentro de la planta que la usamos como acopio”.
El trabajador dijo que en el período pasado “no teníamos gente que se quedara, y nos robaron materiales y herramientas por un costo de 20 mil pesos que habíamos comprado, termofón, entonces decidimos poner un compañero que cuida que al menos no nos roben”.
En cuanto a la puesta en funcionamiento de la planta de reciclaje, comentó que desde la Intendencia les pidieron que consiguieran un técnico especializado para arreglar la planta, “conseguimos dos y nos dijeron que el presupuesto era muy alto y decidieron no arreglar la planta”. Agregó que sí hay una compactadora funcionando que algo ayuda. Por otra parte indicó que lamentablemente el ciudadano manda toda la basura mezclada, no separan lo orgánico de lo inorgánico, lo cual facilitaría en buena medida el trabajo de los clasificadores. “Le hemos transmitido a la Intendencia que nosotros podíamos ir en la recolección a traer ese material para nosotros, pero ADEOMS se niega a que participemos”.
Por último recalcó que la cooperativa tiene un comodato que todos los gobiernos tienen que firmarlo “y este gobierno hace dos años que entró y no nos ha firmado”.

Programa “Uruguay Clasifica” y su vínculo con las
cooperativas que trabajan en la planta de residuos en Salto

Uruguay Clasifica es un programa que pretende contribuir al desarrollo de procesos integrales y articulados para la inclusión social de los hogares clasificadores de residuos, reconociendo su condición de trabajadores y de “primeros FotoBasuraagentes ecológicos”,promoviendo el ejercicio pleno de derechos y su activa participación en modelos de trabajos alternativos e innovadores y sustentables social y ambientalmente.
Pueden acceder personas que compongan hogares cuyos integrantes se dediquen a la clasificación informal de residuos.
El Programa Uruguay Clasifica brinda apoyo a la conformación de colectivos y cooperativas de clasificadores informales de residuos.
Entre otras actividades, se realiza acompañamiento técnico, capacitación, apoyo económico, apoyo material, coordinación con organismos gubernamentales y actores locales para transformar las condiciones en que se realizan las labores informales de recolección y clasificación de residuos.
Los beneficiarios son convocados desde el programa mediante las visitas realizadas por técnicos a los hogares y lugares de clasificación y disposición final de residuos.
EL PUEBLO dialogó con Agustín Castro – Coordinador del Programa Uruguay Clasifica – “El programa viene acompañando desde el 2007 y en Salto está funcionando desde el 2009, apoyando la tarea de los clasificadores. Se trabaja en forma individual como también junto a un equipo multidisciplinario, apuntando a la mejora de la calidad de trabajo, insumiendo determinadas herramientas para la mejora de las condiciones laborales.

Periodistas de Diario El Pueblo en la entrada del Basurero Municipal

Periodistas de Diario El Pueblo en la entrada del Basurero Municipal

Dicho programa también contempla instancias de capacitación, fortalecimiento y capacitaciones específicas, capacitaciones en cooperativismo, capacitaciones transversales, acreditaciones primarias y otras áreas dependiendo del grupo con el cual se esté trabajando.
Con referencia a la renovación del comodato de la Intendencia con la cooperativa “Las Gaviotas”, Agustín Castro explicó que la Intendencia ha elaborado un comodato que ha experimentado algunos cambios y si aún no se ha vuelto a firmar es justamente porque los mismos deben ir acompañados de determinadas acciones.
El comodato en sus inicios no se modificó, entendiéndose que tenía que ser mejorado a favor de las cooperativas.
En estos días se va a hacer entrega de un borrador a la cooperativa a fin de evaluar si es necesario hacer alguna modificación o no.
-¿Considera usted que hasta el momento el trabajo responde favorablemente?
– “El programa de trabajo que se sigue es el de Uruguay Clasifica con el acompañamiento de otras instituciones tales como la Intendencia, DINAMA y Salud Pública.
Es un trabajo interinstitucional y en cuanto a la labor de los clasificadores en estos momentos están actuando en las canteras y el vertedero.
Se están realizando algunas pruebas en la planta pero aún las condiciones no están dadas, no porque la Intendencia no se haya comprometido a poder realizarlas sino que se está en un proceso de búsqueda; ver las mejoras que hay que hacer, los estudios y la puesta en práctica de un nuevo proyecto.image10
Dentro del comodato se pretenden mejorar el sistema de seguridad y los recursos con los que las cooperativas tienen que contar.
Los sistemas de seguridad en las canteras a cielo abierto no funcionan; se trabajan con los camiones que se trasladan con los residuos. Lo que se pretende es que los trabajadores puedan manipular los residuos limpios en la planta.

Inclusión del trabajo en circuitos limpios
El primer componentes del programa es la inclusión del trabajo en circuitos limpios en los planes municipales de gestión de residuos. Promueve «circuitos limpios» que permiten la recuperación de materias primas de alto valor, contribuyen con el cuidado del medio ambiente.

ORGANIZACIÓN DE
LOS TRABAJADORES
El segundo componente se centra en la organización de los clasificadores en cooperativas u otras formas colectivas de trabajo. Con ello se formaliza el trabajo del clasificador, con garantías sanitarias y beneficios sociales.
Para los hogares con jefes o jefas adolescentes se propone la creación de becas de estudio de oficios y de talleres barriales de formación. También se realizan capacitaciones en alfabetización, apoyo escolar, cría de animales y fabricación de productos con materiales reciclados. Se organizan talleres de capacitación sobre alimentación y cuidados generales de los animales, y se han integrado veterinarios en algunos equipos multidisciplinarios barriales.

 







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...