- Diario El Pueblo - http://www.diarioelpueblo.com.uy -

“La columna es un todo”

Contractura muscular de cuello

Con el Dr. Julio Alvez. Medicina General

Del dolor en el cuello, es de algo que nos estamos quejando muy a menudo.
Aunque somos conscientes de que debamos concurrir a una consulta, nos seguimos quejando como “que ya va a pasar” y a veces, nos lleva días recuperarnos.
Puede que sea una mala postura, no dormir en las condiciones adecuadas o simplemente en nuestro diario andar, mucho trabajo y poco descanso.
Nos asegura el profesional que hoy nos acompaña, que sí, es conveniente que nos vea un médico. Para en primer lugar, no automedicarnos y para que este dolor, no tome como costumbre quedar allí instalado.Dr. Julio Alvez [1]
Ya que con el tiempo, puede llegar a repercutir de alguna forma en nuestra columna vertebral.
No solo le consultamos sobre cómo tratar el dolor, sino que es, una contractura sobre el cuello. Esto nos decía:
“La contractura muscular se define como una contractura de los músculos que se encuentran a nivel del cuello, de una forma persistente y constante por un tiempo determinado.
No solo produce la contractura de los músculos en ese lugar del organismo, sino que también produce una contractura a nivel de la vascularización de esos músculos.
Se instala el dolor con toda la sintomatología que después aparece.
¿Por qué comienza?
La contractura cervical o contractura muscular a nivel de cuello, como más se lo conoce, es característico y se da en todas las etapas de vida.
Generalmente, en las personas adolescentes hasta los adultos mayores.
Y vienen de la mano con cada actividad que realice cada uno.
Actualmente nos damos cuentan, que es mas común en personas que trabajan frente a una computadora. Por las posiciones que utilizan, estando en una máquina mirando fijamente al frente o también suele sucederles, a conductores de vehículos que manejan por mucho tiempo sentados.
Con una posición fija por un tiempo indeterminado, a nivel de los músculos para-vertebrales o cervicales (cuello).
También están involucrados todos aquellos que realicen deporte. Porque se encuentra muy relacionado, a cuando la persona tiene que manejar mucho los músculos, como puede ser el uso de pesas, o cuando recién comienza el gimnasio.
Allí se producen contracturas en todo el cuerpo y por ende, en un lugar muy especial, como lo es a nivel del cuello.
¿Se puede dar también la situación en niños?
Sí. Es muy común verlo, hablando justamente de la tecnología.
Lamentablemente no salen a hacer deporte, pero sí vemos muy seguido a los chiquilines, frente a la computadora, tablet, Play Station o celular.
Lo podemos claramente identificar, que proviene de una mala posición y es una consulta muy frecuente.
¿Cómo son los síntomas, además del dolor?
Son síntomas bien específicos:
*Mareos o vértigo.
*Cefalea tensional holocraneana (abarca toda la cabeza, sintiendo como un vacío).
*Contractura a nivel del trapecio (músculo de hombros).
*Náuseas.
En general afecta la vida cotidiana de las personas y muchas veces la contractura es tan grande que la persona en una cosa tan simple como girar la cabeza, para mirar algo, gira en bloque (todo el tronco del cuerpo), porque es tan impresionante el dolor, que además se presta para un ausentismo laboral.
Se está viendo mucho en estos momentos.
¿El estrés es también un disparador?
Sí, es un gran tema el estrés.
En estos tiempos que andamos todos ocupados, corriendo de un trabajo a otro, tratando de cumplir con nuestras actividades.
Con un horario extenso, la mala alimentación. Que uno come prácticamente parado, o como puede, con la vida que estamos llevando, cada día, vemos más de estas dolencias, con sus características.
¿Influye en la columna además?
Sí, obviamente. Puede llegar a deformarla, con las malas posiciones que adoptamos. Cuando estamos trabajando o estudiando en una sola posición, afecta notoriamente el organismo.
La columna no es solo la columna cervical. La columna es el eje del cuerpo, encontrándose dividida en tres partes:
La columna cervical, dorsal y lumbar.
Pero con estas dificultades, se ve afectada en todo su eje. La columna es un todo.
Por ello, las distintas patologías que pueden aparecer después, con el tiempo, debido a las malas posturas.
Y lo podemos llegar a ver a simple vista. Cuando decimos que la persona está encorvada, con los hombros hacia adelante.
Pero, tomado a tiempo, se lo puede corregir. Luego que la persona ya tiene unos años llevando esa posición, es muy difícil que pueda llevar a la columna al mismo lugar.
¿Cómo es un tratamiento?
En general el tratamiento para la columna cervical y conjuntamente con los músculos, es AINES (antiinflamatorios no esteroideos: analgésicos y antipiréticos) o relajante muscular.
Hoy lo podemos adquirir asociados, en una farmacia: combinación de los dos medicamentos en una sola sustancia.
Esto es muy bueno, pero con la debida precaución: la autorización de un profesional médico, porque los AINES, pueden perjudicar a nivel de la mucosa gástrica.
Y los relajantes musculares, pueden dar sedación (algo de sueño).
Es por ello conveniente, que las personas que manejan vehículos, pintores o personas que tienen que trabajar en alturas, (con dolor por trabajar mucho tiempo en una misma posición) traten en lo posible de no consumirlos, por su seguridad.
¿Existe en el tratamiento, algún ejercicio efectivo?
Sí.
Además de los AINES y relajantes musculares, el calor seco también ayuda mucho.
Podemos contar por un lado con las mantas térmicas o las bolsitas con semillas, para calentar en microondas.
Si no llegara a tener ninguna de las dos cosas, podría planchar para calentar una bufanda, enroscarla alrededor del cuello y dejarla por cinco minutos, que su calor haga efecto.
No bolsas de agua caliente, porque ya no sería calor seco.
En caso de que no calme y se vuelva invalidante, otra solución efectiva sería que el médico tratante, derive al paciente a Fisioterapeuta, para que este profesional se encargue de tratarlo.
Calme los dolores y descontracture, con distintos tipos de ejercicios, como pueden ser las ondas de infrarrojo, o las ondas de choque, pero siempre evaluado por el Fisioterapeuta.
Cuando ya el médico tratante le da el pase a este, le envía las características del paciente y los ejercicios para Higiene de Columna. (Se lo encuentra así en internet, con un protocolo).
¿Se recupera totalmente el paciente?
Cuando ya el paciente tiene su tiempo con el problema, como decíamos hoy, tal vez sea un poco difícil. Pero cuanto antes se tome el caso en manos de ambos médicos y cuanto más pequeño sea el problema, va a ser mucho mejor.
De esta forma va a ser el Fisioterapeuta el que brindará sugerencias para los pasos a seguir para optar por posiciones correctas, para intentar que no vuelva a pasar.
Con posiciones correctas y ejercicios que él mismo indicará, según las características de cada persona, especial para cada paciente o como puede ser, con alguna patología de base.
Por ejemplo, está el caso de personas con artritis, artrosis o deformidad muy importante en la columna, que les aconsejará seguramente, distintos ejercicios, ya que todos no pueden hacer el mismo.
Están por un lado los adultos mayores, los adultos, o los adolescentes.
¿El reposo tiene lugar en el tratamiento?
No. Hay que romper el mito del reposo.
No por la contractura, tiene que pasar días y días acostado. Al contrario debe hacer vida normal, sin hacer fuerza.
Se ha demostrado, que hacer mucho reposo, no es conveniente, porque los músculos se contraen y van perdiendo tonicidad.
Reposo sí, pero no veinticuatro horas en la cama.
¿Alguna recomendación?
Ninguna persona tiene que automedicarse.
En general, tiene que consultar al médico.
Es este quien tiene la decisión de indicar cuál es la mejor medicación, incluso con algún inyectable o alguna analgesia más fuerte o relajante muscular más potente.
Y toda aquella persona que trabaje muchas horas frente a una computadora, que se levante de la silla una hora o aunque sea media y trate de hacer ejercicios con la cabeza de lateralización, rotación con la cabeza, llevando los hombros para atrás.
Pero no estar tanto tiempo con la computadora, en un lugar fijo y la persona quieta.
¿La almohada influye?
Sí. Cuando la persona no tiene un buen descanso, no duerme bien, obviamente se va a levantar con más contracturas.
El paciente tiene que adaptarse a colchón y almohada, recomendando que la almohada sea blandita, para tener un correcto y buen descanso.
Ayudan mucho los ejercicios: pilates y yoga.
Mary Olivera