Las perspectivas para la agricultura del país son muy buenas, pero el desafío es hallar el modelo sustentable

Consultor agrícola Ing. Agr. , Marcos Carreras

8Sacando la coyuntura que pudiera darse en cualquier caso, las perspectivas son muy buenas para el negocio agrícola, manifestó el consultor marcos Carrera,  consultado sobre las perspectivas de la agricultura en el país.

EN EL TECHO DE LA CAPACIDAD

El gran concepto de la agricultura y el motor del crecimiento es el hecho de que las tierras agrícolas están topeadas, puede haber algo más de incorporación en tierras agrícolas en algunas zonas, en África, algo en Sudamérica, pero a grandes rasgos en los números grandes estamos en el techo de la capacidad o de la frontera agrícola mundial, los 1.500 millones de hectáreas potencialmente agrícolas  están muy cerca de alcanzarse; eso por el lado de la oferta, y por el otro lado; la demanda está sostenida, la población del mundo sigue creciendo.

Eso por el lado de la tasa de crecimiento casi vegetativo de la población, pero cuando uno le agrega a eso el crecimiento del poder adquisitivo que se ha dado sobre todo en los países emergentes, donde el consumo se está dando a unas tasas impresionantes porque se empezó a consumir en mayor escala y a partir de allí, se rompió el paradigma con el que crecimos en el sentido de que los exportadores de comodities íbamos a estar toda la vida sujetos a bajadas paulatinas de precios, corriendo una carrera esencialmente de reducción de costos para intentar mantener los ingresos.

LOS COMODITIES RECOBRAN IMPORTANCIA

Ese paradigma cambió, hoy los comodities crecen a una tasa impresionante, los precios se mantienen muy sostenidos y más allá de alguna coyuntura, la estabilidad de los precios es el patrón dominante.

Por otro lado, en ese mismo paradigma que nosotros creemos que se rompió, habrá que verlo y el tiempo lo dirá, pero la carrera tecnológica, en la que también crecimos nosotros convencidos de que quienes producían tecnología eran quienes agregaban valor e iban a diferenciar y generar mayor ingreso.

Hoy es al revés.  La carrera tecnológica es al revés, o sea cómo hacer para producir alguna nueva incorporación tecnológica para mantener los precios. Eso es muy fuerte desde el punto de vista conceptual, porque cambió la forma de ver el negocio.

Otros agregados que se dieron fue la popularización, así llamado al acceso a invertir en el negocio agrícola de una cantidad de actores de diferentes sectores de la sociedad, que generó una disponibilidad de inversión también muy importante y que permite también potenciar ese crecimiento.

Cuando vamos a las perspectivas de corto a mediano plazo y considerando de lo general a lo particular, o sea analizando primero el mundo para después hacerlo con la región y por último nuestro país.

EL MUNDO, LA REGIÓN Y EL PAÍS

En el caso del mundo, las perspectivas son muy buenas. La norma en los últimos tiempos ha sido la irregularidad o la imprevisibilidad en las cosechas. Los fenómenos climáticos, generalmente asociados al cambio climático han deparado cambios sustanciales que han movido fuertemente el tablero  de los grandes productores de los diferentes cultivos y eso es lo que ha impactado fuertemente los precios. Como coyuntura, pero en realidad lo que sucedió es que fueron tantas coyunturas que al final se empiezan a parecer a estructuras.

En cuanto al mundo todo parece indicar que la demanda se va a mantener sostenida, la oferta va a tener vaivenes, dependiendo de cómo se comporte el c lima y eso va a deparar el ajuste fino de cual va a ser el precio final de cada uno de los granos en cada momento del año. Pero conceptualmente uno espera sostenibilidad de los precios en el corto y mediano plazo a nivel global.

Cuando vamos a la región allí estamos sujetos a los vaivenes no solamente climáticos, sino también políticos de los países de Sud América y eso impacta muy fuertemente en las cosechas.

EL MERCOSUR COMO PRODUCTOR

Desde las detracciones en la Argentina y el mix de cultivos, hasta la velocidad de autorización de nuevos elementos transgénicos que obviamente se transforman en un incremento en la productividad, obviamente todo eso que son esencialmente elementos políticos, impactan en la disponibilidad que tenemos en la región y obviamente en el mundo, dado que en algunos de los cultivos, como ser en la soja, el Mercosur es el principal productor mundial y eso tiene toda la apariencia de que se va a mantener e incrementar y el comportamiento de los actores principales que son Brasil y Argentina, es muy relevante a los efectos del análisis de los precios internacionales.

Esto tiene una gran importancia para el Uruguay, porque en el caso de la soja el cien por ciento y en el trigo un 60% tiene destino exportable como grano y el mercado se torna muy transparente y somos tomadores de precios del mercado internacional. Eso es muy bueno en cuanto a mercado, pero obviamente estamos sujetos a los vaivenes del mercado, siempre y  cuando no se tomen  las herramientas de fijación de precios, que eso también es otra parte buena de la última historia agrícola.

En el caso del Uruguay específicamente las perspectivas son muy buenas. Creo que el gran desafío que tiene el país es cómo maneja este crecimiento y cómo maneja la sustentabilidad de este crecimiento.

EL DESAFÍO ES LA SUSTENTABILIDAD

El desafío está en la implementación y en cómo el Uruguay termina manejando sus recursos, porque hemos tenido una explosión de crecimiento que lleva más de diez años de crecimiento, lo que ha empujado la economía de una forma fantástica, de hecho es el responsable esencial del crecimiento del país que hemos tenido en los últimos años. El tema es que eso no ha sido gratis, a cambio hemos dejado el cuidado de los suelos y algunas cosas que eran prácticas normales en el Uruguay, en el nuevo modelo, que han quedado de lado.

Por lo tanto reitero, el desafío está en cómo se genera un modelo sustentable que necesita de todos los actores, el Estado,  los productores, los exportadores, las empresas y los dueños de los campos que tienen un rol fundamental, porque también el hacer modelos más sustentables implica de repente resignar algo de dinero en el corto plazo. Eso se llama rentas más razonables, rentas ajustadas a los que puede pagar el negocio.

Eso necesita un sinceramiento de todas las partes y un ajuste a la realidad. Es el gran tema que tiene hoy el Uruguay para mantener el crecimiento, porque todo lo  otro pinta como muy bueno.







El tiempo

Ediciones anteriores

septiembre 2018
L M X J V S D
« ago    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

  • Otras Noticias...