Las razones del silencio

En la edición de ayer en EL PUEBLO, el reportaje a Fernando López, no fue un reportaje más. El árbitro reveló determinadas situaciones, desembocó en conceptos que guardan relación con capítulos específicos, apuntó a proyecciones para el impacto mismo como la vuelta de Robert Freddy Milesi, las gestiones que se desarrollarán desde ASDAF frente a quienes en el futuro pueden sumarse al Colegio de Jueces. Pero además, fue directo al grano, a manera de denuncia: «El Colegio de Jueces le está pasando denuncia a ASDAF».
En tanto a Fernando López no le falta razón cuando apunta a que sobre determinados temas, las incertidumbres o desconocimientos se plantean, «porque no se pregunta o se deja pasar».
Sucede en el Consejo Superior. Y por momentos se ha vuelto moneda corriente. Las razones del silencio parecen gobernar la escena.
No se pregunta.
No se indaga.
***************
ESE TIEMPO DE LA DESCONFIANZA
***************
Fernando López le apuntó a hechos concretos, por ejemplo el que derivó en su denuncia policial, contra el presidente del Colegio de Jueces, Ángel Ávalos. La agresión al expresidente de la Liga Salteña de Fútbol, pareció transformarse en hecho aislado.
Tampoco se consideró la postergación sistemática de los jueces adheridos a la Asociación Salteña de Árbitros de Fútbol (ASDAF) o porqué el Colegio para el partido final entre Ferro Carril y Nacional, convocó a cada uno de los jueces personalmente, evitando que sus nombres fuesen especificados en los medios de prensa. Para no pocos «se trató de una actitud de desconfianza a los árbitros salteños en general».
Lo cierto es que a Fernando López, no parecen faltarle razones, ante el sofocón de hechos concretos. Las razones son las del silencio.
Definitivamente, ¿el silencio del absurdo?
O el silencio, «del no te metás».
-ELEAZAR JOSÉ SILVA-