LECHERÍA HOY

Gremiales lecheras delinean una herramienta financiera

Sequía y suba del dólar agravó endeudamiento y se debe producir igual.
Los estudios técnicos del Ministerio de Economía y Finanzas, así como del Instituto Nacional de la Leche (Inale), están recomendando una suba de $ 2 por litro (5%) para la leche tarifada a partir de este mes.
Por eso las gremiales lecheras están trabajando en la creación de una nueva herramienta financiera que pueda ser asistida con ese aumento, como sucedió en el pasado, para ponerle otro parche al sector. Es que además de los US$ 300 millones que debe —son unos US$ 270 millones a los bancos y alrededor de US$ 30 millones a los proveedores-—, la sequía generó más gastos para poder seguir produciendo. Las empresas lecheras debieron consumir antes de tiempo las reservas que tenían para mantener la producción en el otoño-invierno y se tuvo que apelar a un mayor uso de raciones.descarga (1)
«Esa herramienta puede ser un crédito blando o apoyos en canasta lechera. Se está trabajando», explicó a El País Walter Frisch, presidente de la Asociación Nacional de Productores de Leche (ANPL).
Lo que está claro es que «el sector no está para endeudarse más, pero está buscando una nueva alternativa para que no tenga que pagar esas deudas del valor que cobra hoy por cada litro de leche», agregó Frisch. Los tamberos estiman que el cierre de fronteras decretado por el gobierno debido al coronavirus deberá generar mayores ventas de lácteos uruguayos en los departamentos fronterizos.
Otros planteos. El sector mantiene vivo el pedido de subir a 3% la devolución de impuestos indirectos a las exportaciones de lácteos uruguayos, porque considera que tendrá un impacto inmediato.
La ANPL pidió al gobierno de Luis Lacalle Pou que «suspenda por 90 días la amortización de los créditos contraídos por los tamberos con el Banco República (BROU)», afirmó Frisch.
Ayer, el BROU resolvió postergar automáticamente por 180 días cada uno de los vencimientos de capital e intereses previstos hasta el 31 de agosto 2020 para todas las empresas (no solo las agropecuarias) con deudas hasta US$ 200.000. Para aquellas con deudas mayores, «serán contactadas por los ejecutivos asignados para evaluar la posibilidad de diferir los pagos por 180 días» (ver nota en página A9).
El presidente de la ANPL señaló que los productores lecheros vienen «de un verano con déficit hídrico y no se produjo el volumen de leche esperado. Además hay que pagar esa ración que se usa por la seca, con un dólar a $ 45 por unidad. Eso es insostenible y pega fuerte a los tamberos».
Según los datos del Inale, el precio promedio que recibió el productor por su remisión de febrero fue $ 11,91 que representan US$ 0,31 por litro y $ 165,5 por kilo de sólidos (grasa y proteína).
Mejoró en pesos y en dólares respecto a enero. A su vez, el último mes citado, el valor promedio fue $ 11,64 por litro, que resultó ser un 3,2% superior a diciembre de 2019.
En dólares registró un aumento de la misma magnitud quedando en US$ 0,31 por litro.
La composición promedio estimada de la leche en enero fue de 3,74% de grasa y 3,32% de proteína, la que determinó que el precio por kilo de sólidos fuera de $ 164,8 por kilo, valor un 2,6% superior al del mes anterior y comparado con un año atrás es un 23,5% mejor (datos de Inale).
Los productores esperan que el precio promedio mejore este mes cuando se liquide lalechería, endeudamiento, tambos, Frisch, ANPL
Remisión. Con estos precios de leche, hay muchos productores que están pensando en cerrar sus tambos. El año pasado fue récord, pues cada dos días cerraba un tambo en Uruguay generando menos trabajo.

¿Cómo puede afectar el coronavirus al mercado de lácteos para Brasil, Uruguay y Argentina?

La caída continua de los precios internacionales de los lácteos afectará inicialmente a los países exportadores del bloque, Uruguay y Argentina, pero también facilitará la entrada de productos lácteos de estos países a Brasil (si las fronteras permanecen abiertas para estos productos), señalaron los analistas brasileños Marcelo Pereira de Carvalho, CEO de AgriPoint y Valter Galan, socio de MilkPoint Mercado, en un informe al que accedió Conexión Agropecuaria.
Asimismo, la devaluación de las monedas de alguna manera, se opone a esto y hace que la caída de los precios internacionales no sea tan fuerte, apuntaron los especialistas. Sin embargo, golpea el aumento de los costos de producción debido a la dolarización de los insumos.
«Todavía no es posible saber la magnitud de las caídas futuras. Algunos analistas señalan que pueden alcanzar el 25%, lo que llevaría los precios de la leche en polvo a algo cercano a los US$ 2.100, lo que sería extremadamente desafiante. Tenemos que mirar de cerca lo que sucede con las importaciones chinas, teniendo en cuenta que la crisis del virus corona allí parece estabilizarse. La caída de los precios del petróleo también desafía a los importadores de leche, muchos de ellos productores de petróleo. El escenario aún es muy incierto», apuntó el reporte. (Fuente: Blasina y Asociados)

Conaprole resolvió cierre temporal y reducción de líneas de producción

Con las medidas buscan cuidar a sus trabajadores del Coronavirus.
La Cooperativa Nacional de Productores de Leche (Conaprole), en acuerdo con el sindicato, resolvió el cierre temporal y reducción de líneas de producción, disminuyendo el personal administrativo al mínimo imprescindible, informó la empresa a través de un comunicado.
La decisión implicó el adelanto de licencias y envío al seguro de paro, buscando priorizar el cuidado personal de los operarios.
El comunicado está firmado por el presidente de la cooperativa, Álvaro Ambrois, y el gerente general, Gabriel Valdés, quienes aclararon que se trata de una decisión muy compleja en un escenario inusual, donde se busca como prioridad cuidar al personal.
«No podemos, además, desconocer que esta emergencia nacional e internacional afecta seriamente nuestra actividad económica en un momento sumamente complicado para nuestros productores», agregó el comunicado de referencia.
La empresa aclaró que sigue atenta la evolución de la crisis y se encuentra en contacto permanente con el gobierno para colaborar activamente en lo que esté a su alcance.
A su vez, agradeció a sus productores, trabajadores y distribuidores que con su esfuerzo ayudan a cumplir con el compromiso de «alimentar a todos los uruguayos».