Liga y Ministerio firmarán convenio: se viene remodelación del Dickinson

El paso de las horas, para que se produzca el encuentro entre autoridades de la Liga Salteña de Fútbol y el flamante Director de Deportes y Juventud de la Intendencia de Salto, Ing. Guillermo Minutti. Una manera de ir desandando la agenda, que tiene en sus primeros renglones, el amparo de la comuna para ejecutar un fin avalado. Esto es, el corrimiento del muro norte, para recuperar el espacio físico que el Parque Dickinson supo tener. El estadio es uno de los ejes, a tal punto que en breve se colocarán los focos que potenciarán la red lumínica, mientras la ampliación en la capacidad, se convierte en un objetivo al que le apunta el cuerpo de neutrales, liderados por Luis Arreseigor.
El presidente siente que es tiempo “de mover la pelota” en pro del Dickinson y este primer encuentro pactado con el jerarca comunal, bien que puede generar derivaciones.
LA HORA DEL CONVENIO
Para tener en cuenta: el convenio de la Liga Salteña de Fútbol con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas, es inminente. Un dinero clave para que se pueda contemplar un proyecto que no será menos que abarcador: gabinetes higiénicos, construcción de áreas para usufructo de delegaciones y oficinas, para que en el futuro se traslade toda la administración de la Liga al Parque Dickinson, debiéndose resolver el futuro de la actual casa de la Liga en la calle Brasil. En este caso, más de una opinión surge: la venta del inmueble, su reacondicionamiento y alquiler. No es por lo pronto un tema aún puesto a consideración de los representantes de clubes.
INCREMENTANDO LA CAPACIDAD LOCATIVA
En ediciones pasadas de EL PUEBLO, a través del rescate argumental del presidente de la Liga, Luis Alberto Arreseigor, respecto al imperativo de aumentar la capacidad locativa del estadio. Que esa capacidad implique el acceso de un máximo de 8.000 aficionados.
Para el presidente, las situaciones que se originaron cuando los equipos “grandes” han llegado a Salto y jugaron en el Dickinson, la venta no superó las 4.000 entradas y cuando la selección “naranjera” afrontó la final de la Copa Nacional, igualmente no se alcanzó ese registro. Por lo tanto, hasta 8.000 y no más.
Concreto es que las remodelaciones en el estadio, irán convirtiéndose en surcos en el tiempo. El convenio con el Ministerio, como aspecto clave, mientras que la entrevista con el Ing. Guillermo Minutti, la posibilidad de un estrechamiento de partes para apuntar a fines ineludibles, en pro del fútbol salteño y su infraestructura misma.