«Los extranjeros se llevan un panorama claro en qué está trabajando el Uruguay y eso ayuda al posicionamiento de la carne en el mundo»

El director de Control de Calidad del Instituto Nacional de la Carne (INAC), Ricardo Robaina, integrante del Comité organizador del 60º Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de la Carne (ICoMST) analizó el comienzo del evento que se cumple en Punta del Este desde el domingo 17 hasta el viernes 22 de agosto.
En diálogo mantenido con EL PUEBLO, comentó que la inauguración fue muy concurrida y con autoridades que dieron una buena acogida a los extranjeros que participan de este 60º Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de la Carne. Asimismo  destacó la presentación del Ministro de Ganadería Agricultura y Pesca; Ing. Agr. Tabaré Aguerre, quien «hizo una muy buena síntesis  de la ganadería en nuestro país», y resaltó que en este tipo de congreso no es  frecuente que se de una visión de todo lo que se está haciendo en el país vinculado con la temática y con el mundo de la carne, como lo hizo Aguerre. Agregó que  «esto está bueno, porque los extranjeros se llevan un panorama muy claro en qué está trabajando el Uruguay y eso ayuda al posicionamiento de la carne en el mundo».
En cuanto a las presentaciones realizadas, comentó que el danés Eero Puolanne  que es el «alma máter» del ICoMST en el mundo, quien hace más de 40 años que participa todos los años de este congreso, dio un panorama interesante de cómo viene el desarrollo desde sus inicios de este congreso que ya lleva 60 ediciones. «Nos parece bueno pararse en la historia, porque así es como podemos avanzar», expresó.
Por otra parte mencionó la conferencia de Lars Hinrichsen, sobre tendencias en ciencia y tecnología de la carne, «me pareció una exquisitez porque fue una conferencia de un experto que manejando cuatro puntos bien concretos, puntuales y sin ninguna complicación, habló sobre qué tenemos que  hacer en esos cuatro puntos que son más eficases en la producción,  hay más eficiencia en la sustentabilidad, una mejor utilización de los productos para la elaboración de los mismos y trabajar mucho en la elaboración de mercadería saludables. Entonces me parece que trabajando en esos  cuatro ítems tenemos prácticamente la respuesta a todo».
En otro orden indicó que en productos procesados Uruguay tiene mucho camino por recorrer, al igual que en la utilización de productos que es también bajar costos y aumentar la eficiencia de los productos  de deshecho, en referencia a esto, recordó que el expositor indicó que hay mucho por trabajar en esa fracción proteica que es la sangre, que si bien en Uruguay se aprovecha, «se podría aprovechar aún más y en eso hay mucho por trabajar».
PRODUCTOS NATURALES
Teniendo en cuenta que varios expositores hicieron referencia al aumento de la demanda de productos naturales, manifestó Robaina que «cuando desde INAC insistimos y apostamos a promover al mundo cómo son nuestros sistemas de producción y el tipo de producto que se produce, es porque estamos convencidos de que cada vez más el consumidor está mirando eso y cada vez más está apuntando a aquello con la menor ‘intervención humana’ y lo más natural.  De manera que también en eso estamos en una situación bastante privilegiada y que tenemos que conservar, trabajar sobre ella y mantener porque es la riqueza».
n

El director de Control de Calidad del Instituto Nacional de la Carne (INAC), Ricardo Robaina, integrante del Comité organizador del 60º Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de la Carne (ICoMST) analizó el comienzo del evento que se cumple en Punta del Este desde el domingo 17 hasta el viernes 22 de agosto.

En diálogo mantenido con EL PUEBLO, comentó que la inauguración fue muy concurrida y con autoridades que dieron una buenainacacogida a los extranjeros que participan de este 60º Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de la Carne. Asimismo  destacó la presentación del Ministro de Ganadería Agricultura y Pesca; Ing. Agr. Tabaré Aguerre, quien «hizo una muy buena síntesis  de la ganadería en nuestro país», y resaltó que en este tipo de congreso no es  frecuente que se de una visión de todo lo que se está haciendo en el país vinculado con la temática y con el mundo de la carne, como lo hizo Aguerre. Agregó que  «esto está bueno, porque los extranjeros se llevan un panorama muy claro en qué está trabajando el Uruguay y eso ayuda al posicionamiento de la carne en el mundo».

En cuanto a las presentaciones realizadas, comentó que el danés Eero Puolanne  que es el «alma máter» del ICoMST en el mundo, quien hace más de 40 años que participa todos los años de este congreso, dio un panorama interesante de cómo viene el desarrollo desde sus inicios de este congreso que ya lleva 60 ediciones. «Nos parece bueno pararse en la historia, porque así es como podemos avanzar», expresó.

Por otra parte mencionó la conferencia de Lars Hinrichsen, sobre tendencias en ciencia y tecnología de la carne, «me pareció una exquisitez porque fue una conferencia de un experto que manejando cuatro puntos bien concretos, puntuales y sin ninguna complicación, habló sobre qué tenemos que  hacer en esos cuatro puntos que son más eficases en la producción,  hay más eficiencia en la sustentabilidad, una mejor utilización de los productos para la elaboración de los mismos y trabajar mucho en la elaboración de mercadería saludables. Entonces me parece que trabajando en esos  cuatro ítems tenemos prácticamente la respuesta a todo».

En otro orden indicó que en productos procesados Uruguay tiene mucho camino por recorrer, al igual que en la utilización de productos que es también bajar costos y aumentar la eficiencia de los productos  de deshecho, en referencia a esto, recordó que el expositor indicó que hay mucho por trabajar en esa fracción proteica que es la sangre, que si bien en Uruguay se aprovecha, «se podría aprovechar aún más y en eso hay mucho por trabajar».

PRODUCTOS NATURALES

Teniendo en cuenta que varios expositores hicieron referencia al aumento de la demanda de productos naturales, manifestó Robaina que «cuando desde INAC insistimos y apostamos a promover al mundo cómo son nuestros sistemas de producción y el tipo de producto que se produce, es porque estamos convencidos de que cada vez más el consumidor está mirando eso y cada vez más está apuntando a aquello con la menor ‘intervención humana’ y lo más natural.  De manera que también en eso estamos en una situación bastante privilegiada y que tenemos que conservar, trabajar sobre ella y mantener porque es la riqueza».