Mayoría de víctimas paraguayas de trata interna de personas son menores

Asunción, 31 jul (EFE).
Mientras que las víctimas paraguayas de la trata de personas con fines de explotación sexual en países extranjeros son mujeres mayores de edad, a nivel interno ese delito afecta a menores, entre niñas y adolescentes, dijo a Efe Lourdes Barboza, abogada y experta en derechos humanos. Barboza señaló que estas víctimas de la trata interna pertenecen a «sectores muy empobrecidos» que por esa razón son proclives a esa forma de explotación.
Explicó que la mayoría de las víctimas son captadas en los departamentos de Caaguazú (centro) e Itapúa (sur), ya que son zonas con dinámicas que facilitan «movimientos de personas no previstos, no planificados y no acompañados». Son zonas donde cohabitan la siembra intensiva de soja y los narcos que cultivan marihuana, o es zona de paso cocaína. Entonces ahí, esa dinámica que se genera en esos territorios, generalmente favorecen la aparición de núcleos de expulsión de mujeres para víctimas de trata», dijo la experta. Barboza destacó que este tipo de trata interna es más «casera» ya que involucra a redes «mucho menos organizadas» y no requiere de tanto despliegue y participantes como en la trata internacional. Asimismo, indicó que los tratantes son personas conocidas en los lugares de origen, teniendo en cuenta que la población de Paraguay no llega a siete millones de personas. La Fiscalía Antitrata paraguaya estimó en un informe que, de los casos denunciados en el periodo 2010-2013, el 31,5 % de las víctimas eran menores de 20 años.“Según los datos de la Fiscalía, en el 28,6 % de los casos denunciados las víctimas fueron contactadas en primera instancia en sus hogares, y en un 22,4 % en espacios públicos o de ocio.
Además, los datos oficiales de denuncias destacan que los tratantes son casi en la misma proporción hombres o mujeres.
Una vez captadas las víctimas, en la trata de personas con fines sexuales dentro de Paraguay predomina la modalidad de explotación en prostíbulos.
Son desde los más sofisticados hasta los menos sofisticados y que involucran a mujeres de sectores empobrecidos hasta mujeres que, en su ínfima minoría, (…) son de otra condición social», explicó Barboza.
Los datos de Fiscalía sostuvieron que entre 2010 y 2013 un 37,5 % de las víctimas de trata interna tuvieron como destino el departamento de Alto Paraná, fronterizo con Brasil y Argentina, y un 25 % el sureño departamento de Itapúa. Sin embargo, los datos del Ministerio Público, según Barboza, no reflejan la totalidad de la realidad, ya que se basan solamente en los casos denunciados. Tenemos datos, pero no creo que sean completos (…) porque los datos que se tienen son sobre los casos denunciados. Muchas veces las víctimas no van a denunciar los caos, es muy difícil que una víctima denuncie y también es difícil que otros denuncien», puntualizó.
Según datos de la ONU, las mujeres representan el 70 % de las víctimas de trata de personas, una actividad ilícita que mueve anualmente 32.000 millones de dólares en todo el mundo.