Médico anatomista y traumatólogo

Oscar Santiago Guglielmone Pruzzo

El doctor Oscar Guglielmone, nació en Salto en el año 1917.
Hijo de Luis Guglielmone y de Venecia Pruzzo, se crió prácticamente en zona de chacras aledañas a nuestra ciudad.

El Dr. y su esposa

El Dr. y su esposa

Se casó con Rosa Luccini Bottaro, trasladándose a Montevideo con motivo de poder concretar sus estudios de medicina allí y conformar un feliz hogar con la llegada de sus cuatro hijos:
Nina, Mariela, Silvana y Oscar y con mucho placer, comienza a ver la llegada de sus nietos que concretamente fueron quince.
En su entorno entre pacientes, alumnos y colegas, se lo conocía y admiraba, por ser un hombre espectacular, brillante, que supo brindarse por entero como ser humano y al estudio de la medicina.
En cuanto a ésta, supo destacarse siendo profesor titular de Traumatología, un gran investigador con una capacidad y generosidad extraordinaria, para transmitir sus conocimientos que eran muchos.
Tuvo un protagonismo muy importante en la profundización de la especialidad con la creación de los comités de pie, cadera, rodilla, columna y osteosíntesis. Además del exhaustivo trabajo realizado con la cadera de los niños y el gran tema de su especialidad: la luxación congénita y el mal de Perthes.
El doctor, supo revolucionar la ortopedia, porque introdujo a Uruguay, las prótesis cementadas de Charnley, además de implementar las bases de un sistema solidario de salud, con la creación del Banco de Prótesis, e impulsar la creación del Fondo Nacional de Recursos.
Es su nieta Malena Rodríguez Guglielmone que así lo menciona en su libro “Hasta el hueso”, dedicado íntegramente a la vida de su tío Oscar.
Cuando le preguntamos a su sobrina Silvia, sobre los recuerdos que tiene sobre su tío, esto nos mencionaba:
“Yo, recuerdos del tío “Negro”, como le llamábamos, los conservo intactos”.
Los Guglielmone Pruzzo, eran seis. Oriundos todos de Salto.
El tío Oscar con mi papá, tenían una diferencia de nueve años y medio.
Y cuando mi papá cumple los 19 años, se va con tío Oscar a Montevideo que ya estaba haciendo medicina allí, es por eso que su relación fue muy afectiva. Sabían todo el uno del otro.
Esa relación tan estrecha significó mucho para los dos grupos familiares de los dos hermanos.
Se casó papá y también mi tío y fueron con salteñas.

Las obras del Banco de Prótesis comenzaron en 1986  y el sanatorio se inauguró el 30 de noviembre de º1995

Las obras del Banco de Prótesis comenzaron en 1986
y el sanatorio se inauguró el 30 de noviembre de º1995

¿Cómo eran las reuniones en familia?
Nosotros viajábamos en las vacaciones de verano a Montevideo y la familia de mi tío, venía en las de invierno para Salto, o en primavera.
Éramos todos muy unidos.
Y lo más lindo es que siempre lo seguí viendo al tío. Incluso cuando nacieron mis hijos, se estilaba a los seis meses realizarle al niño la placa de cadera que era rutina.
Entonces el Pediatra que atendía al niño, era el que me decía: “anda a hacerle la placa para que tu tío la vea”.
¿Qué disfrutaba con su tío?
Las familias eran bien unidas y las visitas eran muy asiduas.
Le encantaban los asados los domingos con la familia o los amigos.
Se tomaba la mañana del domingo para disfrutarla. Se lo veía desde muy temprano sentado en su sala de lectura con algún libro, de donde se veía todo el jardín.
Le gustaba mucho leer, se sentaba allí por lo general a estudiar, o a lo sumo leyendo el diario, pero siempre con la lectura muy a mano.
Luego se levantaba papá y se reunía con el allí, estando por horas conversando.
Al mediodía se preparaba un asado, donde se reunían familiares por parte de las dos familias y compartíamos mesas enormes y largas.
Con un hermoso eucalipto en el medio, lugar donde se encontraba el parrillero.
Y por la tarde el tío dormía una siesta y luego ya salía a visitar algún enfermo que seguro necesitaba que él fuera.
Disfrutaba además con la visita a algunas chacras y caminar por entremedio de los terrones de tierra seca, le encantaba. Entre los naranjos en casa de amigos.
¿Cómo era su vida social?
En la medida en que fue creciendo como profesional, su vida giraba un poco en torno a lo laboral, a la Academia de DSCF5508Medicina del Uruguay. Luego pasó también con la Fundación del Banco de Prótesis, con mucha gente allegada a él.
Con el Automóvil Club del Uruguay, estuvo por mucho tiempo participando de reuniones allí.
Pero de todas formas su vida social ha sido muy activa, por su propia profesión y por haber llegado a ser un profesional muy destacado a nivel nacional y mundial.
Siempre estaba con reuniones, conferencias, congresos y eventos sociales a los cuales, era invitado.
¿Cuál era su mayor preocupación en cuanto a lo laboral?
Se esmeraba por estudiar y conocer métodos para poder apoyar a los enfermos, compartiendo todos sus conocimientos.
Pero su mayor anhelo, era el de quitar el dolor a los pacientes.
Dedicó su vida entera a la medicina y a seguir estudiando para conseguir resultados.
¿Algún premio en especial que recuerde entre tantos?
Sí, cuando la Revista de Medicina Argentina lo nombra maestro de la Medicina Uruguaya, junto a otro médico.
Y en la embajada Argentina en Uruguay le brindaron un homenaje que recuerdo fue toda la familia a acompañarlo.
Pero fueron muchísimos premios recibidos y aunque el hecho de haberme casado y dedicado un poco a mi familia y a mis hijos dio lugar para perderme algún que otro evento donde se lo reconocía y no poder participar. Y además los Guglielmone fueron todos de perfil muy bajo.
DSCF5513¿Tiene alguna anécdota para compartir?
Tengo muchas, pero si de algo gracioso se trata es de cuando llegábamos con algún dolor y lo comentábamos. El escuchaba muy serio, atento como si viendo que no era nada importante, respondía, no dándole demasiada importancia: “Eso es viejitis aguda”.
Pero en casos importantes, estaba siempre detrás de la familia para apoyar, acompañar y hacer todo lo que veía que podía.
¿Cuándo fallece?
El 27 de abril del ´99 con 82 años y a los 80 dejó de operar.
Falleció al mes y quince días después que falleció mi mamá.
En sus últimos tiempos no tuve la oportunidad de verlo muy seguido.
¿Tenía muchos amigos?
Sí, tenía muchísimos amigos dentro de su profesión, porque además era una autoridad dentro de su profesión. Habrá tenido sus errores como cualquier ser humano, pero pienso que si los tuvo, habrán tenido que ser muy pocos, porque yo no se los conozco.DSCF5504Estudió toda su vida, muy comprometido con su profesión y buscando la perfección. Creo que eso le habrá dado un margen mucho menor de error, cuando es una persona dedicada, toda su vida a estudiar y a hacer las cosas bien, perfeccionándolas.
Y muy querido por sus amigos de toda la vida.
¿Qué le ha quedado por hacer con su tío Oscar?
Creo que no me quedaron cosas por hacer.
Lo que lo tuve que hacer lo hice. Compartimos mucho, mucho, por esa unión de vida, entre papá y él, y mamá y tía Rosita. Eran ellas también muy unidas.
Me quedan algunos recuerdos muy lindos de conversaciones y momentos que compartíamos juntos.
¿Cómo lo define?
Es muy difícil para mí.
Yo tengo una concepción muy especial de la medicina. Pienso que el médico debe ser como un apóstol, dedicarse en vida y esencia a su profesión.
El fue una persona tremendamente humana, impresionantemente sensible ante el dolor ajeno y una especie de apóstol a la medicina. Dedicándose por entero a ésta, su pasión. A calmar el dolor y el sufrimiento humano, restándole importancia al valor económico.
Tuvo la oportunidad de destacarse a través de su fama por sus conocimientos y haber logrado un buen capital, sin embargo tengo la certeza de que a la mitad más uno de las personas que brindó sus servicios, no le quiso cobrar.
Y les brindó todo, igual como si le hubiese cobrado el oro del mundo. El tío supo cambiarles la calidad de vida a las personas.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...