Mieres aspira a llegar al Senado para oficiar de “elemento bisagra”

Mieres aspira a llegar al Senado para oficiar de “elemento bisagra”

Pablo Mieres, el candidato a presidente por el Partido Independiente, considerado el “hombre bueno de la política” siente que su partido, que tiene casi 12 años y lleva tres elecciones con las que enfrenta en el 2014, está en una posición inmejorable desde sus inicios, ya que al 3 por ciento de intención de voto que le anuncian las encuestas, debería tenerse en cuenta que hay entre un 11 y un 15 por ciento de indecisos.

En una conferencia de prensa en el Hotel Salto, minutos antes de participar en el ciclo de Cenas con los Presidenciables que impulsan las gremiales empresariales de nuestro medio, el líder del Partido Independiente (PI), abogado y sociólogo, destacó que su fuerza política “es distinta, somos los diferentes, los que no estamos con el Frente Amplio porque entendemos que hay muchas cosas que deben cambiar, ni tampoco con los partidos tradicionales porque no queremos volver a los gobiernos de blancos y colorados”, aseguró.

Si bien comparte las conquistas sociales y aseguró que desde el parlamento, ya que la meta que se ha trazado su partido es reforzar su participación en ese ámbito donde actualmente cuenta con dos diputados y lo tiene a el como aspirante al Senado, protegerá las conquistas sociales que se han logrado hasta ahora, como el caso de la negociación colectiva a través de los Consejos de Salario, o la ley de 8 horas del trabajador rural. Al mismo tiempo que dijo que habrá que ajustar los temas vinculados a la productividad de las empresas para no generar desfasajes económicos que terminen perjudicando a ambas partes.

Aunque cuestionó el peso del Estado y dijo que en eso no está en línea con la izquierda gobernante ya que considera que el mismo, necesita “modernizarse y reformarse”. Por otro lado, cuestionó la campaña por el Sí a la Baja de la Edad de Imputabilidad Penal, entendiendo que de concretarse esta posición “no cambia nada en lo sustancial y que los problemas de inseguridad no se resolverán por más que esto ocurra”.

ECONOMIA

Sobre la economía nacional, Mieres dijo que como el contexto internacional está menos favorable y si bien no vaticina “ninguna catástrofe”, sí dijo que a su juicio “se está enlenteciendo el ritmo del crecimiento y la clave para seguir ganando mercados y para seguir peleando en el mundo es mejorar la productividad. Eso implica la necesidad de negociar acuerdos entre trabajadores y empresarios, con el Estado jugando un papel importante”.

Y en relación a todo lo que tiene que ver con conquistas sociales afirmó que “nosotros estamos en línea, de hecho votamos la ley de 8 horas para el trabajador rural, somos partidarios de los mecanismos de negociación colectiva, de los Consejos de Salario y en esta materia creemos que hay que tener la capacidad de darse cuenta de que cuando esas negociaciones se hacen por rama de actividad, al final terminan acordando los sindicatos fuertes y las empresas fuertes de cada rama. Y si no actuamos con flexibilidad permitiendo el desenganche de las empresas más chicas, o de las empresas que tienen otra entidad, al final terminamos perjudicando a los propios trabajadores y al pequeño empresario que es quien después no tiene mucho margen para responder a un laudo que está por encima de su ecuación de rentabilidad”.

Y dijo que “¿en qué termina eso, en tres posibilidades y las tres muy malas. Una que es pasarse a la informalidad, dos despedir trabajadores y la tercera que es cerrar la empresa. Eso nos parece que es muy importante que en los próximos tiempos los consejos de salario permitan esa flexibilidad para impedir costos sociales que obviamente serían negativos. Pero compartimos la idea de que existan consejos de salario”.

Pero también cree que “hay que entrar en un debate serio y responsable sobre la productividad, que es la clave de los próximos años, porque el Uruguay ya no va a crecer al mismo ritmo”.

Dijo que en su período como parlamentario (fue diputado del Partido Independiente entre el 2005 y 2010), fue firmante del proyecto de ley de violencia doméstica, señalando que se trata de un “flagelo terrible que tenemos en el Uruguay y aquí es una de las causas de homicidio de las más frecuentes, pero acá hay un tema legislativo y un tema cultural que debe ir de la mano”.

En este caso sostuvo que hay “mucho para hacer, la incorporación de las pulseras electrónicas ha sido un gran avance”, pero añadió que debe haber “respuestas más sólidas” para una mujer “que es víctima de violencia doméstica y después tiene dificultades para mantenerse a salvo”.

EDUCACION Y SEGURIDAD

Pablo Mieres hizo hincapié en que uno de los principales aspectos que impulsará su partido desde el parlamento es el “fortalecimiento de la policía, la que perdió recursos materiales y humanos, así como la condición de respeto en una sociedad que la necesita”.

Además el presidenciable del Partido Independiente se refirió al “desastre” que atraviesa a su juicio el sistema educativo del país, del que ya anunció que impulsará una “reforma muy profunda”. A la vez que asintió que su partido será el elemento bisagra entre la izquierda y los partidos tradicionales para buscar acuerdos parlamentarios que “beneficien al país”.

ablo Mieres, el candidato a presidente por el Partido Independiente, considerado el “hombre bueno de la política” siente que su partido, que tiene casi 12 años y lleva tres elecciones con las que enfrenta en el 2014, está en una posición inmejorable desde sus inicios, ya que al 3 por ciento de intención de voto que le anuncian las encuestas, debería tenerse en cuenta que hay entre un 11 y un 15 por ciento de indecisos.
En una conferencia de prensa en el Hotel Salto, minutos antes de participar en el ciclo de Cenas con los Presidenciables que impulsan las gremiales empresariales de nuestro medio, el líder del Partido Independiente (PI), abogado y sociólogo, destacó que su fuerza política “es distinta, somos los diferentes, los que no estamos con el Frente Amplio porque entendemos que hay muchas cosas que deben cambiar, ni tampoco con los partidos tradicionales porque no queremos volver a los gobiernos de blancos y colorados”, aseguró.
Si bien comparte las conquistas sociales y aseguró que desde el parlamento, ya que la meta que se ha trazado su partido es reforzar su participación en ese ámbito donde actualmente cuenta con dos diputados y lo tiene a el como aspirante al Senado, protegerá las conquistas sociales que se han logrado hasta ahora, como el caso de la negociación colectiva a través de los Consejos de Salario, o la ley de 8 horas del trabajador rural. Al mismo tiempo que dijo que habrá que ajustar los temas vinculados a la productividad de las empresas para no generar desfasajes económicos que terminen perjudicando a ambas partes.
Aunque cuestionó el peso del Estado y dijo que en eso no está en línea con la izquierda gobernante ya que considera que el mismo, necesita “modernizarse y reformarse”. Por otro lado, cuestionó la campaña por el Sí a la Baja de la Edad de Imputabilidad Penal, entendiendo que de concretarse esta posición “no cambia nada en lo sustancial y que los problemas de inseguridad no se resolverán por más que esto ocurra”.
ECONOMIA
Sobre la economía nacional, Mieres dijo que como el contexto internacional está menos favorable y si bien no vaticina “ninguna catástrofe”, sí dijo que a su juicio “se está enlenteciendo el ritmo del crecimiento y la clave para seguir ganando mercados y para seguir peleando en el mundo es mejorar la productividad. Eso implica la necesidad de negociar acuerdos entre trabajadores y empresarios, con el Estado jugando un papel importante”.
Y en relación a todo lo que tiene que ver con conquistas sociales afirmó que “nosotros estamos en línea, de hecho votamos la ley de 8 horas para el trabajador rural, somos partidarios de los mecanismos de negociación colectiva, de los Consejos de Salario y en esta materia creemos que hay que tener la capacidad de darse cuenta de que cuando esas negociaciones se hacen por rama de actividad, al final terminan acordando los sindicatos fuertes y las empresas fuertes de cada rama. Y si no actuamos con flexibilidad permitiendo el desenganche de las empresas más chicas, o de las empresas que tienen otra entidad, al final terminamos perjudicando a los propios trabajadores y al pequeño empresario que es quien después no tiene mucho margen para responder a un laudo que está por encima de su ecuación de rentabilidad”.
Y dijo que “¿en qué termina eso, en tres posibilidades y las tres muy malas. Una que es pasarse a la informalidad, dos despedir trabajadores y la tercera que es cerrar la empresa. Eso nos parece que es muy importante que en los próximos tiempos los consejos de salario permitan esa flexibilidad para impedir costos sociales que obviamente serían negativos. Pero compartimos la idea de que existan consejos de salario”.
Pero también cree que “hay que entrar en un debate serio y responsable sobre la productividad, que es la clave de los próximos años, porque el Uruguay ya no va a crecer al mismo ritmo”.
Dijo que en su período como parlamentario (fue diputado del Partido Independiente entre el 2005 y 2010), fue firmante del proyecto de ley de violencia doméstica, señalando que se trata de un “flagelo terrible que tenemos en el Uruguay y aquí es una de las causas de homicidio de las más frecuentes, pero acá hay un tema legislativo y un tema cultural que debe ir de la mano”.
En este caso sostuvo que hay “mucho para hacer, la incorporación de las pulseras electrónicas ha sido un gran avance”, pero añadió que debe haber “respuestas más sólidas” para una mujer “que es víctima de violencia doméstica y después tiene dificultades para mantenerse a salvo”.
EDUCACION Y
SEGURIDAD
Pablo Mieres hizo hincapié en que uno de los principales aspectos que impulsará su partido desde el parlamento es el “fortalecimiento de la policía, la que perdió recursos materiales y humanos, así como la condición de respeto en una sociedad que la necesita”.
Además el presidenciable del Partido Independiente se refirió al “desastre” que atraviesa a su juicio el sistema educativo del país, del que ya anunció que impulsará una “reforma muy profunda”. A la vez que asintió que su partido será el elemento bisagra entre la izquierda y los partidos tradicionales para buscar acuerdos parlamentarios que “beneficien al país”.
n






El tiempo


  • Otras Noticias...