Morales y guaraníes de 3 países recuerdan masacre en Bolivia

La Paz, 28 ene (EFE).- El presidente de Bolivia, Evo Morales, e indígenas guaranís de su país, Argentina y Paraguay recordaron hoy en el sureste boliviano que a fines del siglo XIX murieron miles de miembros de esa etnia a manos de tropas enviadas por el Gobierno de entonces para aplastar una rebelión indígena.
Morales viajó hasta el municipio de Machareti, en la región de Chuquisaca (sureste), para asistir al acto y destacó que hace 125 años, el 28 de enero de 1892, se produjo una «hazaña de resistencia» indígena cuando los guaranís que protegían su territorio se enfrentaron al ejército.
Dijo que el pueblo guaraní resistió los intentos de la colonia española de dominarlo, pero durante la época de la república los hacendados quitaron tierras a los indígenas con el apoyo del Ejército, que masacró a miles de guaranís.
En su discurso, el presidente del Consejo de Capitanes del pueblo guaraní de Chuquisaca, Mario Andere, destacó que a los actos de homenaje hayan asistido «sus hermanos» de Paraguay y Argentina.
«Un día como hoy quisieron exterminarnos como nación guaraní, pero seguimos aquí firmes y más que todo unidos en los tres países recordando esa masacre», apuntó Andere. El ministro boliviano de Gobierno, Carlos Romero, dijo que tras producirse la masacre los historiadores dejaron sin investigar el tema durante unos 80 años con el supuesto de intento de ocultarlo.
«Hoy día la nación guaraní, orgullosamente, forma parte del Estado Plurinacional de Bolivia. Quien lideró la batalla de Kuruyuqui, Apiaguayqui Tumpa, organizó y dirigió a su pueblo para recuperar sus tierras y recuperar su dignidad», dijo Romero.
El presidente de entonces Aniceto Arce ordenó que más de 1.700 soldados enfrenten el levantamiento indígena que terminó con la muerte de más de 6.000 indígenas, sostuvo el ministro.
A diferencia de lo ocurrido en esa época, hoy el Ejército de Bolivia hizo un homenaje al líder indígena Apiaguayqui Tumpa, quien fue detenido el 21 de marzo de 1892 cuando intentaba reorganizar a su pueblo para volver a enfrentar a las tropas.