Muchas veces por desconocimiento el Poder Judicial le pone mayor pena al hurto de una moto que a un animal de producción

La doctora María Nela González, directora del Sistema Nacional de Información Ganadera “(SNIG) participó el pasado sábado en Artigas de una charla sobre Seguridad Rural realizada en el marco del 98ª Congreso de la Federación Rural.
La profesional consideró que estas instancias abiertas y mostrar el trabajo que hace la Comisión son muy oportunos, ya que en estas oportunidades están los protagonistas número uno de esta situación.
OBJETIVO: SENSIBILIZAR
En diálogo con EL PUEBLO destacó que la Seguridad Rural es un tema que atañe a toda la sociedad en su conjunto, por lo tanto es importante la articulación público-privada de las instituciones tanto a nivel del Estado como a nivel privado y el involucramiento y el actuar con responsabilidad.
“A medida que todos trabajemos juntos esto funciona, y en un acto de estos, donde se festejan los 100 años de la Federación Rural, donde vienen representantes de varios departamentos, fuerzas del Estado como el Ministerio del Interior que estaba muy bien representado, el Ministerio de Ganadería, el ministro y el presidente de la república, haber sesionado esta comisión con este marco de público, “es muy bueno y es parte de uno de nuestros objetivos que es el sensibilizar, porque evidentemente no toda la sociedad conoce la importancia que tiene un animal de pedigree o un animal de producción independientemente del valor de ese animal”.
La profesional agregó que éste “es uno de los puntos críticos que tenemos, evidentemente el Poder Judicial por desconocimiento muchas veces le pone mayor pena al robo una moto o a un electrodoméstico que a un animal de producción y en el impacto social y económico que tiene realmente es mucho más importante el animal”.
Por lo tanto reiteró que este tipo de reuniones son “parte de la sensibilización que hacemos, lo tomamos como eso”.
DESTACÓ TRABAJO DE LAS BEPRA
Indicó que desde el SNIG cuentan con un sistema de información que es una herramienta que no es del Ministerio de Ganadería, con sus niveles diferentes de acceso a esa información por las políticas de seguridad que ello requiere está disponible porque es un patrimonio de los uruguayos, pero es un banco de datos que el SNIG tiene la responsabilidad de administrarlo y que a nivel de Estado ha dado muchos resultados y el ejemplo es -y quedó demostrado en la reunión- el trabajo de las BEPRA (Brigada Especial de Prevención y Represión del Abigeato) a nivel nacional. “Esas brigadas de Seguridad Rural son unos clientes muy importantes para el SNIG ya que ellos están dotados de herramientas para hacer controles, para saber realmente cuándo se enfrentan a un evento sospechoso, poder corroborar si es sospechoso o no y eso lo hacen en tiempo real”.
González resaltó que eso costó “nada más que una articulación institucional porque si medimos los resultados fue un proyecto no reembolsable que salió sesenta y seis mil dólares en capacitación, implementación, en adecuar todas las aplicaciones que teníamos en el sistema y proporcionarle las tecnologías a todas las brigadas del país. Entonces esos proyectos que son pequeños y a veces se hacen en silencio han tenido una repercusión muy alta a nivel nacional y quedó demostrado acá (en la reunión) porque todas las Federadas hablaron muy bien de las BEPRA y de cómo trabajan en el territorio”.