Muy buena feria concretó ayer Enrique Beriau en Palomas

Acompañado por un muy buen marco de público, con agilidad, buenos valores y ventas totales, Enrique Beriau concretó ayer una nueva feria mensual en el local Palomas.
Antes de dar comienzo a las ventas Beriau se dirigió a los presentes recordando al médico veterinario Dr. Carlos Silva, con una extensa trayectoria en la regional del MGAP, quien falleció la pasada semana, compartiendo con los presentes un minuto de silencio.
MUY CONTENTO
Consultado por EL PUEBLO Beriau dijo estar contento por el resultado, teniendo en cuenta que se vendió la totalidad de la oferta, tanto de lanares como de vacunos, destacó el buen marco de público que lo acompañó, “que nos asombró, porque de los últimos remates fue el remate con mayor cantidad de gente, al igual que los compradores que llegaron de Salto, Paysandú y otras zonas”.
BUENOS VALORES
El martillero informó que se vendieron en el entorno 600 lanares – más de lo que se había anunciado- y  alrededor de 300 vacunos, que se vendieron de forma ágil, rápida.
Los lanares se comercializaron de forma muy dinámica, con precios que oscilaron las ovejas gordas entre 45-48-50 dólares, las ovejas esquiladas, un abasto de estancia en 40 dólares, los corderos de 23-24 kg en 37,5, los corderos más pesados 42-43 dólares. “Nos dejó sorprendidos la venta de los lanares por la dinámica, la fluidez y la avidez con la que se comercializaron”, expresó.
En cuanto a los vacunos, comentó que había vacas gordas completas que hicieron entre 640-660 dólares, las más livianas entre 570-590, la vaca de invernar entre 400 a 450. Los novillos de sobreaño anduvieron en 370-380, los de 2 años entre 450-480 y los de más de 2 entre 550 hasta 600 dólares. El rematador manifestó que también “sorprendió gratamente la vaquillona”, teniendo en cuenta que vaquillonas Hereford sola marca pesando en el entorno de 220 kg anduvieron en 345-350 dólares, las más livianas entre 300-310 dólares.
Los ganados de cría Normando con terneros crecidos hicieron entre 340-350, y  un ganado Holando hizo 400 dólares, los ganados de cría Hereford hicieron 320-350 con terneros chicos.
Los Merino Dohne se vendieron entre 250 y 300 dólares, “con conformidad por parte de la parte vendedora”.
AGRADECIMIENTO
“Agradecemos a la gente que nos ha acompañado con consignaciones, como a quienes  nos han ido a comprar y a acompañar, a los medios de prensa que nos han acompañado siempre”, dijo Beriau, anunciando la próxima feria, conmemorando los 20 años de la reapertura del local, que está prevista para el 24 de abril, para la cual ya hay anotadas buenas consignaciones de vacunos y lanares, “esperamos hacer un buen remate tanto en cantidad como calidad”, manifestó.

Acompañado por un muy buen marco de público, con agilidad, buenos valores y ventas totales, Enrique Beriau concretó ayer una nueva feria mensual en el local Palomas.

Antes de dar comienzo a las ventas Beriau se dirigió a los presentes recordando al médico veterinario Dr. Carlos Silva, con una

Enrique Beriau

Enrique Beriau

extensa trayectoria en la regional del MGAP, quien falleció la pasada semana, compartiendo con los presentes un minuto de silencio.

MUY CONTENTO

Consultado por EL PUEBLO Beriau dijo estar contento por el resultado, teniendo en cuenta que se vendió la totalidad de la oferta, tanto de lanares como de vacunos, destacó el buen marco de público que lo acompañó, “que nos asombró, porque de los últimos remates fue el remate con mayor cantidad de gente, al igual que los compradores que llegaron de Salto, Paysandú y otras zonas”.

BUENOS VALORES

El martillero informó que se vendieron en el entorno 600 lanares – más de lo que se había anunciado- y  alrededor de 300 vacunos, que se vendieron de forma ágil, rápida.

Los lanares se comercializaron de forma muy dinámica, con precios que oscilaron las ovejas gordas entre 45-48-50 dólares, las ovejas esquiladas, un abasto de estancia en 40 dólares, los corderos de 23-24 kg en 37,5, los corderos más pesados 42-43 dólares. “Nos dejó sorprendidos la venta de los lanares por la dinámica, la fluidez y la avidez con la que se comercializaron”, expresó.

En cuanto a los vacunos, comentó que había vacas gordas completas que hicieron entre 640-660 dólares, las más livianas entre 570-590, la vaca de invernar entre 400 a 450. Los novillos de sobreaño anduvieron en 370-380, los de 2 años entre 450-480 y los de más de 2 entre 550 hasta 600 dólares. El rematador manifestó que también “sorprendió gratamente la vaquillona”, teniendo en cuenta que vaquillonas Hereford sola marca pesando en el entorno de 220 kg anduvieron en 345-350 dólares, las más livianas entre 300-310 dólares.

Los ganados de cría Normando con terneros crecidos hicieron entre 340-350, y  un ganado Holando hizo 400 dólares, los ganados de cría Hereford hicieron 320-350 con terneros chicos.

Los Merino Dohne se vendieron entre 250 y 300 dólares, “con conformidad por parte de la parte vendedora”.

AGRADECIMIENTO

“Agradecemos a la gente que nos ha acompañado con consignaciones, como a quienes  nos han ido a comprar y a acompañar, a los medios de prensa que nos han acompañado siempre”, dijo Beriau, anunciando la próxima feria, conmemorando los 20 años de la reapertura del local, que está prevista para el 24 de abril, para la cual ya hay anotadas buenas consignaciones de vacunos y lanares, “esperamos hacer un buen remate tanto en cantidad como calidad”, manifestó.