Norberto Paiva- Cabaña Rancho Grande. La raza Texel en Paraguay ha crecido enormemente y con un aporte de genética uruguaya muy importante

Norberto Paiva, criador de la raza Texel analizó la Primera Nacional de Texel realizada este martes y miércoles el predio de la Asociación Agropecuaria de Salto (AAS) considerando que la realización de este evento fue un logro importante para la Sociedad de Criadores de Texel en sus más de 40 años en Uruguay. En diálogo con EL PUEBLO destacó que participaron 23 cabañas y más de cien animales y fue una muestra ejemplar.
Afirmó que en la Asociación Agropecuaria de Salto se presentó “lo mejor de la genética uruguaya”, los animales que compitieron en esta expo “han sido grandes campeones en la Expo Prado, lo cual indica que los cabañeros se han esforzado en traer lo mejor como merece una Nacional”.
Paiva dijo que las Nacionales en general en los países donde las razas son las que lideran como ésta en varios países de sudamérica, son eventos muy importantes porque no sólo son eventos de promoción de la raza, sino que son eventos comerciales, de hecho concurrieron amigos brasileños y paraguayos porque “es el momento donde todos vemos qué es lo que se está criando, qué tendencia está llevando la raza, qué es lo que se está demandando y el Texel qué puede acompañar en el mercado de la carne ovina hoy”.Paiva
De esta manera explicó que en esta expo intentan dar un combo de cosas, entre una actividad gremial importante donde participó mucha gente, una actividad comercial que culminó bien y una actividad de cabaña que importa. Comentó que febrero es un mes difícil, de exposiciones todas las semanas, entonces cuesta, lleva tiempo y hay que estar preparados para eso. En este sentido manifestó que le sorprendió la evolución de las cabañas que se presentaron; “diría que quienes tenemos unos cuantos años en exposiciones que hay cabañas que ya van en su tercer o cuarta exposición pero con una evolución de calidad y estándar de animales que realmente sorprende”.
Destacó que los jurados enaltecieron la exposición, tanto Thiago Machado de Río Grande que es un gran criador, como Marcos García Pintos, porque es un joven integrante del SUL (Secretariado Uruguayo de la Lana) que está participando fuertemente en los trabajos de mejoramiento genético junto con INIA (Instituto Nacional de Investigación Agropecuaria) y es un ovejero por naturaleza, de manera que «disfrutamos de una mañana y una tarde espectaculares con animales muy lindos, muy buenos, todas las filas eran animales muy bien preparados muy bien presentados”. Paiva resaltó el hecho de tener corderos de 5 o 6 meses a esta altura del año prontos, mansos dentro de toda la rutina que tiene la gente en campaña.
En definitiva hizo un buen resumen de la actividad que fue acompañada por la gente de Salto y el merecido agradecimiento a la Agropecuaria de Salto por el esfuerzo y lo que ha trabajado particularmente Ricardo Courdín para la organización del evento y al presidente de la AAS Daniel Constantín que “dieron todo para que esto fuera un éxito”.
EXPORTACIÓN
En otro orden se refirió a la exportación de animales de la raza: “los uruguayos tenemos una mentalidad exportadora, en ganadería es así, preparamos carne y lana para vender y preparamos genética para vender y eso se va logrando”.
Indicó que hay una corriente muy fuerte de exportación con Paraguay; “el Texel en Paraguay es una raza que no tiene tantos años pero ha crecido enormemente y con un aporte de genética uruguaya muy importante, están saliendo dos o tres veces al año embarques de animales y animales de premio, de hecho la gran campeona puro de origen de la nacional, es una borrega que fue comprada por César Quadri que es un criador muy importante de ese país”, indicó el criador y agregó que los paraguayos junto con los argentinos y brasileños hacemos un buen equipo Mercosur en Texel.
PREMIOS PARA RANCHO GRANDE
Paiva manifestó que la Cabaña Rancho Grande –de su propiedad- no pudo concurrir a la Nacional con animales de bozal debido a que fue un año difícil para preparar a los animales, por lo que concurrió con animales de pedigree de campo ganando el mejor lote tanto en machos como en hembras, “uno trabaja para ganar pero también para poder compartir y difundir la genética, somos defensores del mejoramiento genético, somos fundadores de las evaluaciones genéticas y ha sobrevivido ya diez años y hoy por hoy felizmente han aparecido animales campeones con datos de EPD que es algo muy importante para la gremial como para las instituciones que trabajan y ponen un gran esfuerzo de mucha gente que ha trabajado hace muchos años en esto y se logró, hoy podemos decir que los grandes campeones son animales con EPD, tanto los de galpón como los de campo y creo que eso para una raza carnicera es muy importante”.