Plan Agropecuario difundió visita a Uruguayana En Brasil para ver la realidad del Capín Annoni

Antes de enmarcarse la campaña de control del Capín Annoni, el Instituto Plan Agropecuario ya contribuía alertando a los productores sobre el potencial peligro que significaba la invasión de esta maleza a nuestros campos. Precisamente el tema se encuentra en la agenda de la institución desde el año 1994, cuando el Ing. Agr. Longinotti escribió un artículo para la revista Nº 66 del Plan. Aprendiendo de Capín Annoni en el establecimiento de Xavier Antúnez, Uruguayana, RS, Brasil
Fuente: Ing. Agr. Javier Fernández. Revista Plan Agropecuario.
Antes de enmarcarse la campaña de control del Capin Annoni, el Instituto Plan Agropecuario ya contribuía alertando a los productores sobre el potencial peligro que significaba la invasión de esta maleza a nuestros campos. Precisamente el tema se encuentra en la agenda de la institución desde el año 1994, cuando el Ing. Agr. Longinotti escribió un artículo para la revista Nº 66 del Plan. Aprendiendo de Capín Annoni en el establecimiento de Xavier Antúnez, Uruguayana, RS, Brasil Ing. Agr. Javier Fernández Plan Agropecuario. A partir del año 2003 el trabajo de capacitar y difundir para generar conciencia y desarrollar capacidades locales para la acción, quedó en manos del Ing. Agr. Marcelo Pereira, quien se dedicó a esta tarea realizando diversos trabajos y jornadas públicas a lo largo y ancho de la Regional Litoral Norte. Al día de hoy fueron varios los técnicos que siguieron y siguen la línea de trabajo y el aporte al tema, entre ellos están los Ing. Agrs. Esteban Montes, Emilio Duarte y Javier Fernández de la Regional Litoral Norte del Plan Agropecuario. En esa misma línea de trabajo y dándole continuidad, el pasado 18 de marzo se realizó un viaje internacional al Municipio de Uruguayana – RS – Brasil con el fin de visitar un predio ganadero en el cual se combate al Capín Annoni hace varios años. ¿Por qué un viaje al exterior?
La idea del viaje se gestó el año pasado entre un grupo de colonos de la Colonia Artigas y técnicos del Plan Agropecuario. El objetivo del mismo fue poder visualizar un predio en un contexto diferente al que vemos en nuestros campos. La problemática del Annoni tomo dimensiones prácticamente incontrolables, a diferencia de lo que ocurre en nuestro país donde esta maleza se encuentra agrupada en los costados de caminos y rutas (predominantemente en el norte) y salpicada en los campos. En el sur de Brasil existen miles de hectáreas invadidas con una frecuencia de plantas de 100 % en muchos casos. En los campos donde se puede realizar agricultura el problema es gravísimo, pero en suelos superficiales como los presentes en el basalto y cristalino, el problema es aún más grave dada la falta de opciones como la siembra de pasturas o cultivos para controlar focos fuente, o sea, invasiones masivas.
El viaje se realizó con un grupo de 47 personas, el cual estaba integrado por productores de diferentes organizaciones y varias zonas del departamento de Artigas (Liga de Trabajo de Tomas Gomensoro, Sequeira, Colonia Rivera, Colonia Artigas, Bella Unión, Artigas, Baltasar Brum), así como también integrantes de instituciones (DGDR y DGSA del MGAP, UTU de Baltasar Brum, Escuela Agraria de Artigas con docentes y alumnos) y prensa local. Ello es reflejo del rol articulador que el Plan Agropecuario juega y tiene que ver con la facilitación de la articulación entre productores e instituciones del medio agropecuario frente a un problema real y sentido.
El ómnibus partió temprano en la mañana desde Paso Farías, una localidad cercana a Colonia Artigas que se ubica en Ruta 30 en la mitad del trayecto Artigas – Bella Unión. En dicha localidad embarcaron productores de la zona de Bella Unión, Tomás Gomensoro, Colonia Artigas y Baltasar Brum. Se realizó una parada en Artigas para levantar al resto de los pasajeros y luego seguir rumbo al destino. A lo largo del trayecto y a medida que íbamos entrando en el vecino país, ya se podían observar desde la ventanilla del ómnibus los campos coloreados por un verde limón, típico del Capín Annoni, cosa que los productores lo hacían con asombro al ver la gravedad de la invasión de capín. Nuestro destino era un paraje llamado Caiboaté en el Municipio de Uruguayana, Rio Grande Do Sul. Allí se encuentra el predio del señor Xavier Antuúnez, quien nos recibió amablemente junto a su hijo Xavier Jr. y al profesor Decio Sandi, quien se desempeña como docente en la Universidad de la región de campaña (URCAMP) en Alegrete y tiene vasto conocimiento del tema en cuestión. En el predio, antes de llegar al establecimiento destino, se hizo una parada en un predio vecino donde se realiza básicamente agricultura, cosa que no es representativa del grupo de oriductores que estaban presentes ya que estos son ganaderos.
Igualmente fue importante para mostrar una situación donde existía una presencia total de la maleza y que hoy en día se encuentra bajo control mientras se cultiva arroz en esas tierras. A pesar de que en este caso el control de la maleza se realiza de forma masiva para preparar las chacras, sí se detecta la presencia de plantas aisladas, se las trata con aplicaciones de herbicida con mochila para que no tengan oportunidad de semillar, lo que se debe evitar a toda costa. Más adelante, luego de haber recorrido algunos kilómetros por caminos de balastro, se realizó una segunda parada, esta vez ya en campo propiedad del señor Antúnez.
El campo de basalto superficial con afloramientos rocosos en algunas partes, presentaba un tapiz de especies nativas, donde se desarrolla ganadería ovina y bovina conjuntamente. Algo que llamo la atención al llegar fue la prácticamente nula presencia de plantas de Annoni en los potreros del predio, pudiendo observarse solo algunas muy aisladas. Sin dudas que el continuo trabajo y esfuerzo de este productor y su hijo, por mantener el campo limpio, tiene un resultado muy bueno y con ello logran sostener una producción pecuaria adecuada. Mientras que el grupo recorría un potrero Xavier compartía su experiencia acerca de que hace 9 años ininterrumpidos realiza, junto a su hijo, controles con mochila en los focos aislados dentro del campo, aplicando herbicida Glifosato.
Resaltó la importancia de trabajar sin interrupciones entre años, ya que esto podría revertir rápidamente la situación de control que se pueda lograr en muchos años. Puso énfasis en que es fundamental evitar que la invasión sea masiva y que para esto se debe controlar plantas aisladas y plantas agrupadas que están en los costados del camino y frente a los predios para evitar el ingreso de semillas a los mismos. Desde su punto de vista el productor nos decía que en Uruguay estamos muy a tiempo de frenar esa invasión en proceso si se trabaja de forma permanente con los productores involucrados y concientizados de que es una batalla sin fecha de terminar. Para poder emitir esas opiniones se basa fuertemente en su experiencia personal, la cual es muy satisfactoria y gratificante ya que afirma que le está ganando al Capín Annoni. Para culminar se hizo una redondilla en el casco del establecimiento donde también se compartió un almuerzo entre todos los presentes. ¿Qué nos trajimos? Como resultado de la visita, los productores tomaron contacto con una realidad diferente a la que hoy en día existe en las distintas zonas donde se encuentran sus predios; sin embargo tomaron conciencia de lo que es una invasión masiva de Capín Annoni y del potencial que existe para que esta especie invada los suelos del Uruguay como lo hizo en miles de hectáreas del sur de Brasil.
También se concientizaron de que se debe prevenir y controlar esta maleza invasora en sus etapas iniciales de invasión, para que no llegue a tomar cuenta de sus campos en algún momento. Viendo la experiencia y lo sucedido en el sur de Brasil y sabiendo que compartimos el mismo nicho para que esta especie prospere, solo hace falta que se den las condiciones óptimas para que el proceso de colonización en nuestras tierras dé un salto grande. La visita dejó un mensaje muy claro, contundente y positivo de que se puede controlar esta maleza como lo viene haciendo el Sr. Antúnez en su predio. Vimos como un productor y su hijo trabajan concientizados, de manera organizada, meticulosa y sobre todo constante, para lograr el objetivo propuesto. Sin lugar a dudas ese trabajo dio sus frutos, ya que no solo están logrando frenar la invasión sino que también se revirtieron situaciones de infestación en algunos potreros. Quedó claro que haciendo el control indicado como lo hace Xavier y su hijo “se puede”. No hacer nada al respecto de esta problemática, o hacerlo de manera incorrecta significa atentar contra la competitividad de la producción ganadera uruguaya.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...