Preocupa andanzas de “motochorros” que roban computadoras portátiles

Las andanzas de motonetistas que al mejor estilo de los denominados “motochorros” argentinos, están cometiendo tropelías en nuestra ciudad, llevan preocupación a diferentes niveles.

Las dos últimas acciones conocidas consistieron en la rotura de vidrieras de casas de ventas de computadoras portátiles y teléfonos celulares, alzándose con seis computadoras y otros elementos.

El primer hecho de estas características se confirmó en calle Lavalleja, entre Artigas y Uruguay, donde las cámaras de filmación registraron la llegada de dos individuos en una moto Yumbo negra. Uno de ellos bajó a cara descubierta y tras romper el blindex de la vidriera ingresó al local, tomó las computadoras, “arrancando” los cables de los enchufes y dándose a la fuga.

Según el registro de la filmación la operación, consumada a las 01.55 aproximadamente, insumió 21 segundos a los malvivientes.

El segundo hecho, se registró un par  de días después en la Zona Este de la Ciudad, donde una acción similar, también por parte de un par de motonetistas, les reportó otras tres computadoras portátiles y varios elementos más.

La policía aún no ha podido dar con los autores de los robos y destrozos.

PEDRADA ATRAVESÓ UN VIDRIO DE SEIS MILÍMETROS

José Pedro Blanco es el titular de una empresa de informática ubicada desde hace poco mas de un mes en la zona Este de la ciudad, pero con una trayectoria en el medio ya que anteriormente se ubicó en el microcentro salteño. Hace tres semanas, el jueves 17 de febrero en horas de la madrugada, el local comercial ubicado en calle Agraciada y 1º de Mayo fue objeto de un robo de distintos productos para la venta. El robo fue de “tres computadoras portátiles (notebook), algunos mouses inalámbricos y mochilas”. Fue minutos después de las 5 de la mañana, y la alarma fue activada.

Según nos cuenta Blanco “en realidad ya había habido un intento de robo unas horas antes. Sobre las 3:10 hs de la mañana tiraron un ladrillo sobre el vidrio, sonó la alarma pero no llegó a romperlo. El responsable disparó y la policía lo agarró cerca del lugar, porque andaba a pie. Pero a las 5:10 hs tiraron una piedra grande que atravesó el vidrio y los ladrones sacaron las notebook que estaban arriba de un exhibidor. Según Blanco eran más de uno, y tenían una moto a mitad de cuadra, que incluso no les arrancaba en el momento de la huída, según algunos testigos que observaron el episodio”.

LA POLICÍA NO HA LOGRADO NADA

La policía no ha logrado nada aún, según nos indicó el titular de la empresa. Es el primer robo que tienen en el local. Si bien es un local “precioso, está muy expuesto porque tiene dos entradas, en una esquina con una parada de ómnibus, y mucho tránsito hacia la zona este. Blanco indicó que “desde la pasada jornada cuenta con sereno adentro del local”, ya que en la oportunidad del robo lo había afuera, y el vigilante vigila otras casas y no estaba cerca del local”.

La Policía a nivel humano tiene un trato muy bueno, son gente bien y macanuda, pero en el aspecto técnico es lamentable, con muchas carencias. El propio Blanco comentó que la mesa de la que robaron, que tiene unos 80 cm2 con vidrio encima, quedaron un montón de huellas digitales y nadie fue capaz de tomar nada. La Policía Técnica fue en la mañana y no se hicieron, pero no veo que haya mucha capacitación.

FALTA TECNOLOGÍA

A Blanco le da la impresión que le falta tecnología porque junto a la capacitación son fundamentales. Con ser macanudo no se resuelven los casos, más cuando hoy por hoy los ladrones pasan por un lugar, ven alguna mercadería que esté vulnerable, ven que el vigilante cuida muchas casas y no está permanente en el local. Además se comunican por celular y cuando el vigilante anda en la vuelta vienen y te roban. Es cuestión de apenas segundos, ya que rompen el vidrio y sacan lo que quieren. El vidrio del local tiene un espesor de 6 milímetros. Fue por el sector de calle Agraciada, que es donde se encuentran las notebook.

CAMBIOS POR SEGURIDAD

Confirmó Blanco que en la actualidad a las notebook las tienen “lejos de la vidriera, a unos 2 metros y todas tienen linga y candado agarrado a las estanterías. Comentó que otras empresas locales han tenido que hacer lo mismo en cuanto a mejorar los sistemas de seguridad.

Lo que buscan los ladrones son portátiles o cámaras de fotos o cámara filmadoras. La empresa tiene cámaras de seguridad, pero en ese momento se estaban haciendo unas pruebas y no grabaron nada.

Se cuenta con seguro y la mercadería está toda asegurada, pero no es posible que no se tenga ningún dato de la mercadería ni de las personas que cometieron el hurto.