Relata su experiencia en la 55ª. Olimpíada Internacional de Matemática en Sudáfrica

Dino Puppo Tito, tiene 17 años, concurrió a la escuela Nº 3 y luego realizó sus estudios liceales en el Colegio y Liceo Crandon.
Actualmente cursa 5to. año, opción científica.
Este año, tuvo la oportunidad de quedar seleccionado y lograr clasificar a la 55ª Olimpíada Internacional de Matemática realizada entre el 3 y el 13 de julio en Ciudad del Cabo, Sudáfrica.
El evento cambia de localización todos los años, y este año convocó a más de 100 países y sus respectivas delegaciones consistentes de 6 concursantes, un tutor y un jefe de delegación.
«Fue una gratificante experiencia, en donde tuve la oportunidad de conocer personas de distintas culturas; y por parte de nuestro país. Podría decir que nos fue relativamente bien, pese a que nuestro nivel de preparación es más bajo que el de muchas otras delegaciones.
Considero que este tipo de actividades deberían recibir más apoyo económico, con el fin de que los concursantes y tutores eviten lidiar con gastos innecesarios que deben afrontar los representantes (como son los viajes), ya que estamos representando ni más ni menos que a nuestra nación» – subrayó Dino Puppo.
-¿En cuál etapa de su vida se percató que tenía una especial facilidad para la Matemática?
-»No lo sé exactamente… pero hace no mucho tiempo ya que veía a la matemática como otra ciencia más.
Nunca me había acercado mucho, pero una vez que empecé a participar en las olimpíadas mi visión sobre esta materia cambió notoriamente y me empezó a gustar más».
-¿Cómo fue que decidió participar en las Olimpíadas Nacionales y cómo se dan las instancias nacional y de clasificación para las mundiales?
-»Comencé a participar por curiosidad en la Olimpíada Nacional, luego me fui enganchando cada vez más.
Con respecto a cómo se desarrolla la actividad, en un principio, desde 4to. de escuela hasta 6to. de liceo cualquiera puede participar en la olimpíada nacional, que consta de varias instancias.
Al inicio se aplican a nivel regional, y los que logran pasarlas, forman parte del denominado Seleccionado Nacional y participan en una instancia a nivel nacional, en donde es posible obtener reconocimientos como medallas o menciones.
Si se pretende participar a nivel internacional representando al país, es necesario ser parte del seleccionado del año anterior, y someterse a varias pruebas de selección que se realizan normalmente en Montevideo, a principios de año».
-¿De qué forma los estudiantes a nivel nacional se preparan para estos eventos?
-»En verdad, los que participamos en este tipo de actividades, lo realizamos por vocación propia.
Al ser eventos en donde los organizadores realizan una tarea honoraria, los concursantes no reciben mucha preparación, en especial en el interior.
Pienso que este tipo de competencias deberían recibir más apoyo y financiación estatal o de otro tipo, de modo que puedan ser más accesibles y se les brinde la importancia que este tipo de actividades deben tener».
-A su criterio ¿Por qué cree que muchos jóvenes consideran que la matemática es una ciencia muy compleja en las instancias de aprendizaje? ¿De qué forma podemos aprender a razonar?
-»En verdad, pienso que es el miedo que muchos le tienen a esta ciencia.
Se debe a un «cuco» instalado actualmente en la sociedad y que muchas veces se les inculca a los jóvenes, de manera errónea, sobre el hecho de que la matemática presenta una dificultad «extrema», pero en el fondo no es así.
Simplemente pienso que se le debe perder ese miedo, e intentar superarse sin poner restricciones.
A su vez, en mi opinión, otro factor que alienta dicho miedo, puede ser la manera en la que se enseña esta ciencia actualmente en ciertas instituciones educativas, ya que es una manera bastante mecánica; e inhiben al estudiante ya desde un inicio a intentar deducir y razonar ciertas cuestiones, que en muchos casos son básicas, y al no lograr entender esto, luego es más complicado entender lo más complejo».
-¿Ya tiene decidido qué carrera va a seguir?
-»Todavía no, ya que en mi opinión existen muchas opciones que me resultan interesantes y es algo que se debe reflexionar bastante. Aunque seguramente, la carrera a elegir estará bastante relacionada con la matemática».
-¿Qué rescate hace de las olimpíadas?
¿En qué cosas le ha aportado positivamente?
-»Lo bueno de este tipo de actividades, es que te ayudan a razonar y entender muchos procesos, no sólo matemáticos, sino de situaciones que ocurren en el día a día.
En cierto modo, el mismo método aplicado para lidiar con un problema matemático, puede ser utilizado para resolver situaciones o problemas que ocurren en nuestra vida diaria, a su vez pienso que estas actividades permiten superarse a uno mismo».
-¿Cómo te autodefines como estudiante?
-»Me defino como constante y responsable.
-¿Le gustaría participar en otras olimpíadas?
- «Sí, siempre que se tenga la oportunidad».
-¿Qué proyección hace de su futuro?
-»Como ya he mencionado, pese a que no tengo todavía una carrera a seguir definida, pienso que estaré bastante vinculado con esta ciencia, ya que de cierto modo, me ha ayudado a desarrollar ciertos conocimientos útiles».
-¿Qué le conduce a pensar la expresión «Soy Joven»?
-»Que se tiene todo un futuro por delante, para tratar de llegar a concretar los sueños que todos poseemos».
María Fernanda
Ferreira

Dino Puppo Tito, tiene 17 años, concurrió a la escuela Nº 3 y luego realizó sus estudios liceales en el Colegio y Liceo Crandon.

Actualmente cursa 5to. año, opción científica.

Este año, tuvo la oportunidad de quedar seleccionado y lograr clasificar a la 55ª Olimpíada Internacional de Matemática realizadasoyjoven001 entre el 3 y el 13 de julio en Ciudad del Cabo, Sudáfrica.

El evento cambia de localización todos los años, y este año convocó a más de 100 países y sus respectivas delegaciones consistentes de 6 concursantes, un tutor y un jefe de delegación.

«Fue una gratificante experiencia, en donde tuve la oportunidad de conocer personas de distintas culturas; y por parte de nuestro país. Podría decir que nos fue relativamente bien, pese a que nuestro nivel de preparación es más bajo que el de muchas otras delegaciones.

Considero que este tipo de actividades deberían recibir más apoyo económico, con el fin de que los concursantes y tutores eviten lidiar con gastos innecesarios que deben afrontar los representantes (como son los viajes), ya que estamos representando ni más ni menos que a nuestra nación» – subrayó Dino Puppo.

-¿En cuál etapa de su vida se percató que tenía una especial facilidad para la Matemática?

-»No lo sé exactamente… pero hace no mucho tiempo ya que veía a la matemática como otra ciencia más.

Nunca me había acercado mucho, pero una vez que empecé a participar en las olimpíadas mi visión sobre esta materia cambió notoriamente y me empezó a gustar más».

-¿Cómo fue que decidió participar en las Olimpíadas Nacionales y cómo se dan las instancias nacional y de clasificación para las mundiales?

-»Comencé a participar por curiosidad en la Olimpíada Nacional, luego me fui enganchando cada vez más.

Con respecto a cómo se desarrolla la actividad, en un principio, desde 4to. de escuela hasta 6to. de liceo cualquiera puede participar en la olimpíada nacional, que consta de varias instancias.

Al inicio se aplican a nivel regional, y los que logran pasarlas, forman parte del denominado Seleccionado Nacional y participan en una instancia a nivel nacional, en donde es posible obtener reconocimientos como medallas o menciones.

Si se pretende participar a nivel internacional representando al país, es necesario ser parte del seleccionado del año anterior, y someterse a varias pruebas de selección que se realizan normalmente en Montevideo, a principios de año».

-¿De qué forma los estudiantes a nivel nacional se preparan para estos eventos?

-»En verdad, los que participamos en este tipo de actividades, lo realizamos por vocación propia.

Al ser eventos en donde los organizadores realizan una tarea honoraria, los concursantes no reciben mucha preparación, en especial en el interior.

Pienso que este tipo de competencias deberían recibir más apoyo y financiación estatal o de otro tipo, de modo que puedan ser más accesibles y se les brinde la importancia que este tipo de actividades deben tener».

-A su criterio ¿Por qué cree que muchos jóvenes consideran que la matemática es una ciencia muy compleja en las instancias de aprendizaje? ¿De qué forma podemos aprender a razonar?

-»En verdad, pienso que es el miedo que muchos le tienen a esta ciencia.

Se debe a un «cuco» instalado actualmente en la sociedad y que muchas veces se les inculca a los jóvenes, de manera errónea, sobre el hecho de que la matemática presenta una dificultad «extrema», pero en el fondo no es así.

Simplemente pienso que se le debe perder ese miedo, e intentar superarse sin poner restricciones.

A su vez, en mi opinión, otro factor que alienta dicho miedo, puede ser la manera en la que se enseña esta ciencia actualmente en ciertas instituciones educativas, ya que es una manera bastante mecánica; e inhiben al estudiante ya desde un inicio a intentar deducir y razonar ciertas cuestiones, que en muchos casos son básicas, y al no lograr entender esto, luego es más complicado entender lo más complejo».

-¿Ya tiene decidido qué carrera va a seguir?

-»Todavía no, ya que en mi opinión existen muchas opciones que me resultan interesantes y es algo que se debe reflexionar bastante. Aunque seguramente, la carrera a elegir estará bastante relacionada con la matemática».

-¿Qué rescate hace de las olimpíadas?

¿En qué cosas le ha aportado positivamente?

-»Lo bueno de este tipo de actividades, es que te ayudan a razonar y entender muchos procesos, no sólo matemáticos, sino de situaciones que ocurren en el día a día.

En cierto modo, el mismo método aplicado para lidiar con un problema matemático, puede ser utilizado para resolver situaciones o problemas que ocurren en nuestra vida diaria, a su vez pienso que estas actividades permiten superarse a uno mismo».

-¿Cómo te autodefines como estudiante?

-»Me defino como constante y responsable.

-¿Le gustaría participar en otras olimpíadas?

– «Sí, siempre que se tenga la oportunidad».

-¿Qué proyección hace de su futuro?

-»Como ya he mencionado, pese a que no tengo todavía una carrera a seguir definida, pienso que estaré bastante vinculado con esta ciencia, ya que de cierto modo, me ha ayudado a desarrollar ciertos conocimientos útiles».

-¿Qué le conduce a pensar la expresión «Soy Joven»?

-»Que se tiene todo un futuro por delante, para tratar de llegar a concretar los sueños que todos poseemos».

María Fernanda Ferreira







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...