Se realizó el Lanzamiento de la Zafra Ovina 2016

En el local “Santa Bernardina de la Sociedad Rural de Durazno el viernes 19 se realizó el lanzamiento de la Zafra Ovina 2016.
El programa se constituyó de dos partes, una primera que contó con la oratoria de autoridades nacionales e institucionales y, una segunda, en la cual se presentó a los participantes la entrega de tijeras de esquila y, el sellado simbólico del Cordero Pesado como categoría de carne ovina de calidad. El Lanzamiento de la Zafra Ovina inaugura el inicio de la cosecha de lana y la faena del Cordero Pesado categoría de carne ovina promovida por SUL.
Es importante resaltar que este Lanzamiento se realizó de forma simultánea e integrada a la última Clasificatoria de OviNpíadas, por lo tanto, la presencia de jóvenes ovejeros también fue importante ese día.
La parte oratoria estuvo a cargo de: Mabel Puig – Presidenta de la Sociedad Rural de Durazno, Cr. Gastón Scayola – Representante del Plan Estratégico Nacional para el Rubro Ovino – PENRO (Frigorífico San Jacinto/Nirea S.A.), Ing. Agr. Federico Stanham – Presidente del Instituto Nacional de Carnes (INAC), Ing. Agr. Alejandro Gambetta – Presidente del Secretariado Uruguayo de la Lana (SUL), Dr. José Taddeo – Jefe del Área de Promoción y Gestión de Desarrollo Territorial de la Dirección General de Desarrollo Rural – Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP).
Objetivos a lograr por parte del rubro de acuerdo a la opinión de los oradores:
Uruguay – país agroexportador del ovino – logró imponerse en el mundo a través del trabajo con todas las razas ovinas nacionales: Primer exportador de tops de lana y Tercero en carne ovina de calidad.
Mejorar el entorno competitivo y el proceso de toma de decisiones por parte de representantes de organizaciones públicas y privadas que influyen en el desarrollo y el fortalecimiento de la cadena ovina en su conjunto.
Redoblar esfuerzos en productividad y apostar a la calidad y la diferenciación de producto a través de la certificación.
Aumentar la credibilidad país con el desafío de certificar por normas de bienestar animal, demostrar el cuidado ambiental del Uruguay y seguir apostando a la calidad de producto a través de las grifas y las certificaciones.
Optimizar la producción con enfoque sostenible, mantener una cadena integrada y la sinergia interinstitucional.
Continuar con el apoyo de los gobiernos nacional y departamentales en la regulación del abigeato así como en acompañar y ayudar al proceso de habilitación de los mercados.
Desestacionalizar la producción ovina como elemento clave para lograr una oferta disponible todo el año y mejorar el posicionamiento del país en los mercados.
Este año se cosecharon 25 millones de kilos de lana provenientes de las esquilas, se faenaron unas 900.000 cabezas, de las cuales un 60% correspondió a corderos, se exportaron 12.000 toneladas de carne ovina. Con esos números Uruguay queda por debajo del 2% de lo que significa el mercado global de exportaciones teniendo en cuenta lo que ofrece Australia y Nueva Zelanda.
Fuente: En base a SUL