“Un bosque por dentro” será próximamente presentado en Salto

Recientemente publicado, en estos días circula por el país el libro de poemas “Un bosque por dentro”, de Laura Martínez Coronel, nacida en Melo en 1965. El mismo acaba de llegar a nuestras manos y, recordamos, que siendo inédito fue participante (y obtuvo una mención) en la última edición del Premio Marosa di Giorgio (2015). Es en gran medida por ello que, según hemos podido saber, resulta de gran interés de su autora y de la Asociación Marosa di

Laura Martínez Coronel

Laura Martínez Coronel

Giorgio, que “Un bosque por dentro” tenga su presentación en Salto, hecho que seguramente se concretará en el mes próximo. En una publicación de la editorial Civiles Iletrados, con un total de 20 poemas organizados en 64 páginas y un prólogo de Virgilio López Azuán (República Dominicana) titulado “A manera de entrada”, en la contratapa de la obra se lee:
“Laura Martínez Coronel (Melo, 1965). Es autora de Eclipse de mar y sangre (1998), El tiempo de la lluvia (1999), En la piel de un relámpago (2001), El sueño de Andrea (2007), Una bandada de dados (Ática Ediciones, Montevideo, 2011), Sólida en el incendio y Archipiélago de nadie (Sediento Ediciones, México DF, 2012 y 2015 respectivamente). Es columnista en la revista Caras y Caretas de Montevideo. En 2016 fue invitada al 24ª Festival Internacional de Poesía de rosario, Argentina. En 2015 “Un bosque pe dentro” obtuvo primera mención en el II Concurso Internacional de Poesía Premio Marosa di Giorgio. El tribunal estuvo integrado por Wilfredo Penco, Washington Benavídez y Jorge Pignataro”.
Del minucioso estudio planteado en el prólogo de López Azuán, de seis carillas de extensión, extraemos este brevísimo fragmento: “…En el libro no encontré la palabra ‘aliento’ en ninguno de los versos, cosa que no me extrañó porque la poesía de Laura es toda explosión, todo se dispara como una granada de fragmentación, como flechas galácticas por la conquista del ‘rayo’, de ‘guijarros de luz’. Es como si de repente se soltara un arsenal de palabras vibrátiles, encendidas, caóticamente disparadas. Sin embargo, en tres ocasiones, en tres versos, la palabra ‘asfixia’ sí aparece, como en este verso: ‘la belleza seguramente desdeña estas palabras como un vampiro asfixiado’, precisamente haciendo una mea culpa, como si la autora no lograra en este libro la plenitud deseada en el campo expresivo, cosa esta que no debe dudar…”.
Compartimos a continuación el poema que da título al libro y uno más, de nombre “Transparente”.