Un hombre amenazó a su concubina con un arma de fuego, fue amonestado y quedó libre

La Justicia incautó el arma

- Accidente laboral le costó tres dedos a operario de un aserradero

Un sexagenario que amenazó con un arma de fuego a su pareja – con quien tiene dos niños – bastante menor que él, fue detenido y luego de la actuación correspondiente la Justicia le liberó, incautando el arma utilizada. Los casos de violencia doméstica no cesan y se vuelven moneda corriente en una sociedad con cada vez mayores problemas de este tipo. Esta vez, el episodio llegó a tomar tal estado de violencia que una mujer fue víctima de amenazas con un arma de fuego. Esta persona, de 28 años de edad y domiciliada en el Barrio Horacio Quiroga, radicó la denuncia en la unidad especializada de la Jefatura de Policía contra su concubino de 61 años de edad, expresando que hace 9 años que están en concubinato, teniendo dos hijos menores en común de 5 y 8 años respectivamente. Pero que además ella tiene una hija de 11 años de edad de una pareja anterior. La mujer dijo que el denunciado “siempre fue una persona agresiva en forma verbal y física y aún más cuando ingiere bebidas alcohólicas”. Sobre el episodio narró que un momento ante de efectuar la denuncia, entre ambos se generó una discusión ya que la denunciante le reclamó por los insultos que el denunciado le dice a la menor de 11 años, al punto que esta vez intentó agredir a la niña.

Por esta razón fue que la denunciante intervino para terminar con la discusión siendo agredida físicamente por el denunciado quien en ese momento tomó un arma de fuego que se encontraba sobre el mobiliario de la cocina y la amenazó de muerte.

Cuando la mujer trató de defenderse, el sujeto soltó el revólver y continuó agrediéndola físicamente, por lo que su hija de 11 años de edad, llamó a la Policial de la Seccional Tercera, quienes procedieron a la detención del sujeto incautándole el revólver calibre 22.

El individuo fue trasladado hasta la unidad policial en calidad de detenido para las averiguaciones del caso. La denunciante presentó certificado médico donde constata las lesiones recibidas. El caso fue puesto en conocimiento de la Justicia competente y  a raíz de que la investigación correspondiente incautó el arma utilizada y liberó sin consecuencias al denunciado.

ROBO DE $ 40.000

Un hombre de 35 años de edad que tiene un comercio sobre la calle Colón al 1000, denunció ante la Seccional Tercera de Policía el robo de unos 40 mil pesos uruguayos, los que habría dejado dentro de una caja de madera en el interior del local. El robo se habría producido en horas de la noche.  

Según informó ayer la Policía, el pasado martes, un hombre de 35 años de edad, domiciliado en la calle Colón al 1000, expresó ante los funcionarios de la Seccional Tercera de Policía, que en horas de la noche dejó su comercio solo y cerrado y al llegar al lugar, notó que la puerta del fondo que da hacia el lado Este estaba doblada. Por esa razón el denunciante se preocupó por conocer la situación del lugar, y si algo le estaría faltando, notando la falta en el lugar de una caja de madera con medidas 30 por 30 centímetros, la que contenía la suma de unos 40 mil pesos uruguayos.

Y en principio no habría notado la falta de nada más. Hasta el lugar, concurrieron funcionarios del Departamento de Policia Técnica quienes realizaron el relevamiento fotográfico correspondiente. No se localizaron testigos del hecho y la Policía practica las averiguaciones del caso.

LE CORTO LOS DEDOS

Un accidente laboral ocurrido en un aserradero que está ubicado sobre la avenida Manuel Oribe y Concordia, cerca del barrio Williams. Hasta allí concurrieron funcionarios policiales de la Seccional Cuarta, quienes al llegar al aserradero que está ubicado en la avenida Manuel Oribe al 3000, en el cruce con avenida Concordia, constataron la existencia de un accidente laboral.

En ese sentido, el personal policial que se constituyó en el lugar, pudo indagar a un hombre de 43 años de edad, que oficia como encargado del lugar quien expresó que le dio aviso a una empleada del lugar, diciéndole que el operario de iniciales W.B.P de 52 años de edad, se encontraba manipulando un torno marca Tupi Trompo 1000 y una de las cuchillas del mismo le cortó los dedos de la mano.

A raíz de este hecho, el damnificado fue trasladado hasta el Centro Médico  donde le certificaron “aplastamiento con pérdida de sustancia de segundo, cuarto y quinto dedo de la mano izquierda con múltiples fracturas”.

El responsable del establecimiento comercial le dijo a la Policía que la empresa cuenta con seguro total para estos casos y que en ese sentido se haría cargo del daño que se produjo el trabajador durante su horario de trabajo.

El personal policial del Departamento de Policía Técnica realizó el relevamiento correspondiente y los policías actuantes pusieron en conocimiento del caso a la Justicia competente.

4

Un choque sin consecuencias mayores se registró ayer a la mañana en la esquina de Artigas y Michelini. Los vehículos protagonistas, una moto y un automóvil aparecen en la fotografía.

 







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...