Una mujer terminó con fractura de fémur al ser

A las once de la mañana se presentó ante la oficina de la Brigada de Policía de Tránsito, una mujer de 30 años de edad, de iniciales K.B.F, expresando que sobre las ocho menos cinco de la mañana, en el momento en que salía desde una finca de la avenida Paraguay al 700, conduciendo un automóvil Volkswagen modelo Gol, con matrícula de Salto HAL 238, marcha atrás, y al estar girando el auto hacia el oeste, no se percató que un peatón cruzaba la calle de norte a sur en forma diagonal, a la cual embistió y la misma cayó al pavimento, prestándole asistencia.

Por otra parte una mujer de 78 años de edad, de iniciales E.L, fue trasladada y asistida en el Hospital, donde le certificaron fractura de fémur izquierdo, quedando internada.

Al ser averiguada por la Policía, expresó que circulaba caminando por la avenida Paraguay, y en momentos que se disponía a cruzar la acera de suroeste a noreste, en forma diagonal y ya encontrándose en la mitad de dicha avenida, fue embestida por un auto que salía de una finca marcha atrás. La policía no localizó testigos, y puso el hecho en conocimiento de la justicia competente quien actúa al respecto.

PEREMANECE

INTERNADO EN CTI

DE TACUAREMBO

EL ADOLESCENTE

CHOCADO EL LUNES

Permanece internado en el CTI del Hospital de Tacua-rembó el adolescente de 13 años de edad que participó de un accidente grave en la mañana del lunes, cuando circulaba junto a su padre en una moto. Ayer la Jefatura de Policía brindó la información oficial sobre este grave accidente.

Sobre las siete y cuarto de la mañana del lunes, el personal de la Brigada de Policía de Tránsito, fue informada de un accidente de tránsito ocurrido en la intersección de las calles Uruguay y Las Piedras, protagonizado por un hombre de 36 años de edad, de iniciales M.A.R, quien fue trasladado y asistido en el hospital  donde le certificaron traumatismo de cráneo sin pérdida de conocimiento, con herida cortante en su cuero cabelludo, quedando internado en el lugar.

Al ser averiguado expresó que circulaba por calle Las Piedras con dirección al norte, conduciendo la moto Yumbo, matrícula de Salto HIS 094, a marcha normal, con las luces reglamentarias encendidas y con el casco protector colocado, llevando como acompañante a su hijo de 13 años de edad, quien fue trasladado y asistido en el hospital donde le certificaron politraumatizado grave, trasladado a C.T.I de Tacuarembó; y al estar llegando a la intersección con calle Uruguay el semáforo se encontraba con luz verde a su circulación, por lo que comenzó a cruzar la intersección, divisando un motonetista que circulaba a fuerte velocidad por calle Uruguay al oeste, quien cruzó con “semáforo en rojo” y “lo colisionó”, cayendo los tres al pavimento, reincorporándose el motonetista y dándose a la fuga.

Posteriormente, por datos que le fueron aportados por testigos a la Policía, los funcionarios procedieron a la detención de un hombre de 18 años de edad, de iniciales M.G.C.M, quien fue averiguado.

Tras esto, expresó que circulaba por la calle Uruguay con dirección al oeste, conduciendo la moto marca Winner con placa matrícula de Salto HKG 445, haciéndolo a una velocidad aproximada a los 40 kilómetros por hora, con las luces reglamentarias encendidas y con el casco protector colocado y al llegar a la calle Juncal, y estando con la luz del semáforo de la intersección en color verde para su circulación, continuó la marcha sin mirar, ya que tenía la preferencia del semáforo, y al estar en el medio de la intersección, adujo haber sido chocado en la rueda delantera de su moto por otro motonetista, que circulaba por calle Las Piedras con dirección al norte, cayendo todos al pavimento.

Sostuvo que al levantarse y al ver que el motonetista y su acompañante “se movían”, procedió a retirarse del lugar.

Personal policial del Departamento de Policía Técnica realizo el relevamiento correspondiente. El hecho fue puesto en conocimiento de la justicia competente quien actúa al respecto.