Uruguay compite con EEUU en Japón bajo las mismas condiciones arancelarias en exportación de carnes rojas

El sistema de trazabilidad ganadera es la mejor arma de Uruguay para conquistar mercados exigentes para la carne, como lo es el de Japón, destacó el ministro de Ganadería, Enzo Benech. Por su parte, Rodolfo Camarosano, director de esa cartera, explicó que “el país compite con Estados Unidos en ese estado asiático bajo las mismas condiciones arancelarias, un 38,5 %, por 300.000 toneladas de las 570.000 que importa”. “Japón es un mercado que paga muy bien, que no tiene aftosa, y Uruguay es el primer país que accede con el estatus de libre de esa fiebre con vacunación”, enfatizó el ministro Benech en conferencia de prensa sobre la apertura del mercado bilateral de carnes con Japón, este martes. “Es una carta de presentación muy importante y es un reconocimiento al país”, apuntó.
“La apertura es producto de un trabajo de mucho tiempo en trazabilidad ganadera, la que muchas veces se cuestiona, pero si hemos logrado habilitar Japón, es por la credibilidad que tiene nuestro sistema y estatus sanitario”, resaltó.
Benech señaló que la negociación duró nueve años en total y advirtió que perderlo puede llevar un instante, por lo cual se debe cuidarlo y preservarlo entre todos. Por su parte, Camarosano ponderó que lo primero y esencial es acceder a los mercados para luego hablar del tema arancelario. “En Japón está aumentando el consumo de carnes rojas por parte de la población, principalmente de la carne picada”, agregó el director de Asuntos Internacionales del Ministerio de Ganadería.
“El arancel que tenemos con Japón, lo mismo que todos los países a excepción de Australia, es de 38,5 %. Es un mercado de alta calidad, exigente y que importa unas 570.000 toneladas de carne por año, de las cuales Estados Unidos coloca 300.000”, sostuvo.
En ese tenor, mencionó que Estados Unidos no dispone de acuerdos firmados con Japón, por lo cual hay 300.000 toneladas con las mismas condiciones para competir. Ejemplificó que, fuera de las cuotas con la Unión Europea, se paga un 20 % más 3.000 euros por tonelada, por lo que, si se calcula al promedio que se exporta, se paga más del 40 % al bloque europeo “e igual competimos”.“En mercados exigentes, como Japón, con precios promedio en algunos cortes de más de 7.000 dólares la tonelada, un 38,5 % comparado con el 26 o 29 % de Australia, el arancel se puede diluir y es un acceso importante para Uruguay”, apuntó. Camarosano recordó que Uruguay está entre los cinco mayores exportadores de carne, detrás de Estados Unidos, Australia, Canadá y Nueva Zelanda. “Estamos en nivel uno, consiguiendo el 76 % del acceso a los mercados cárnicos, algo nada despreciable, y es fundamental para nosotros”, acotó.
Una auditoria uruguaya se encuentra en Japón para inspeccionar las plantas frigoríficas, mientras que ese estado asiático prepara una misión similar que llegará la semana próxima a nuestro país para recorrer solo tres establecimientos de producción de carnes de los 15 habilitados para vender a la Unión Europea. Esos mismos serán los que podrán colocar productos en Japón, debido a que tienen las mismas exigencias sanitarias.
Protocolo con China
Benech también valoró el protocolo de acuerdo rubricado con el Ministerio de Aduanas de China para exportar carne ovina, bovina, maíz y cebada. El gigante asiático es actualmente el principal socio comercial de Uruguay, con un 28 % de las exportaciones del país.
“El protocolo anterior era de 1999 y ahora estamos en una situación totalmente diferente. Hoy quedamos totalmente ordenados en esa instancia. En esto también se refleja nuestro estatus sanitario, el sistema de producción y el sistema de trazabilidad ganadera”, acentuó.







El tiempo


  • Otras Noticias...