Uruguay «condena» los «gravísimos» ataques armados en Mali

Gobierno uruguayo condenó este domingo los «gravísimos» ataques perpetrados este sábado en Mali contra los poblados Fulani de Ogossagou y Welingara, que le costó la vida a más de 130 personas. Así lo expresó la Cancillería a través de un comunicado en el que subraya que el hecho se produjo «en el marco de una escalada de violencia que viene deteriorando gravemente la situación del país y constituye un factor de grave preocupación por las constantes violaciones a los derechos humanos de la población civil».
En ese sentido, expresa que «la violencia ética y racial y los lazos de distintas etnias con organizaciones terroristas que operan en el Sahel, han dejado miles de muertos en los últimos años afectando directamente los derechos humanos de los habitantes y poniendo en riesgo la estabilidad del país».
Por otra parte, el texto remarca que Uruguay «rechaza en todas sus formas y manifestaciones» la violencia contra poblaciones civiles y pide a las partes signatarias del acuerdo de Paz y Reconciliación en el país africano a «acelerar su implementación».
El número de personas asesinadas este sábado en un ataque contra el poblado de Ogossagou, en el centro de Mali, asciende ya a 135 personas, todos ellos de etnia peul, asesinados presuntamente por cazadores de etnia bambara conocidos tradicionalmente como «donzos». Autoridades locales señalaron a Efe que, hasta el momento, han enterrado a 90 de los muertos, pero queda medio centenar de cadáveres, totalmente calcinados, aún por inhumar.
Entre las víctimas de este poblado de pastores de la región de Mopti hay numerosos ancianos, mujeres y niños, que no pudieron escapar a los donzos que habían rodeado el poblado y quemado cerca de 400 viviendas.
Se da la circunstancia de que la matanza se produjo justo cuando visitaba el país una misión del Consejo de Seguridad de la ONU que llegó precisamente para investigar el alarmante aumento de violencia (religiosa, separatista o étnica) en el centro y norte del país. Montevideo, 24 mar (EFE).-