Violencia doméstica

La violencia doméstica sigue siendo un elemento infaltable en la crónica policial las víctimas son mujeres, que terminan pidiéndole a un juez que dicte una prohibición de acercamiento entre las personas que mantienen el conflicto.
Uno de los casos ocurrió cuando una mujer denunció a su esposo, debido a que es una persona sumamente agresiva verbalmente, además de ser una persona celosa, quien concurrió a su lugar de trabajo a esperarla, insultándola con un bajo vocabulario y como continuaba en su domicilio con los insultos, la misma solicitó la presencia policial pidiendo el retiro del hogar de estas personas.
El caso lo investiga la Dirección Departamental de Violencia Doméstica. En otro caso, una mujer denunció a su pareja quien ya había sido retirado del hogar, pero luego retomaron la relación ya que este prometió cambiar pero no lo hizo ya que comenzó a beber y a consumir estupefacientes nuevamente, todo lo cual lo torna agresivo, agrediéndola con el más bajo vocabulario, solicitándole que se retire del domicilio pero éste se negó a hacerlo.
Ahora, la mujer solicita el retiro del hogar de su pareja y la prohibición de acercamiento, relacionamiento y comunicación con esta persona. Interviene la Dirección Departamental de Violencia Doméstica y de Género.
En tanto, que un tercer caso generó una denuncia de una mujer contra su pareja con quien la relación era buena hasta hace un tiempo ya que este comenzó a comportarse de forma brusca tanto con ella como con los hijos ya que por cualquier motivo se enojaba y comenzaba a insultarla, expresó la denunciante.
Solicitó que su pareja sea retirada de la casa ya que adujo estar cansada de estas actitudes. Interviene la Dirección Departamental de Violencia Doméstica y de Género.