Acostumbran abonar sus facturas en las oficinas centrales…

Los usuarios de UTE que acostumbran abonar sus facturas en las oficinas centrales de la empresa estatal, de la calle Rivera casi Colón, se han encontrado este mes con una sorpresa: allí no se cobra más.
Pero no significa ventaja alguna para el cliente, sino el sencillo hecho de que la cobranza que hasta el momento se compartía voluntariamente con los locales de cobranza privados, desde el primero de Febrero fue derivada a éstas con exclusividad.
Vale decir que únicamente se puede pagar en los locales de cobranza. Aún discutible la medida no es lo peor. Lo que nos parece totalmente desacertado es que no se haga ninguna campaña de información previa para que el usuario esté informado.
Esto tiene dos consecuencias. En primer lugar los cajeros, que siguen en sus puestos, aunque ya no cobran facturas, están “acalambrados” de informar a la gente y recibir las quejas correspondientes “sin comerla ni beberla”.
Pero al mismo tiempo prueba una vez más la poca importancia que tiene el tiempo de los demás para la empresa estatal, porque no parece haberle importado la pérdida de tiempo que significa para la gente esta modificación sin aviso. ¡Lamentable!
Otra medida silenciosa y esta de mayor riesgo para los conductores. Esta vez la culpa es de la Intendencia que ha colocado una lomada en Agraciada casi Invernizzi sin avisar. Es una esquina peligrosa y la instalación de la lomada se explica, pero no cuesta nada avisar, por favor.

Los usuarios de UTE que acostumbran abonar sus facturas en las oficinas centrales de la empresa estatal, de la calle Rivera casi Colón, se han encontrado este mes con una sorpresa: allí no se cobra más.

Pero no significa ventaja alguna para el cliente, sino el sencillo hecho de que la cobranza que hasta el momento se compartía voluntariamente con los locales de cobranza privados, desde el primero de Febrero fue derivada a éstas con exclusividad.

Vale decir que únicamente se puede pagar en los locales de cobranza. Aún discutible la medida no es lo peor. Lo que nos parece totalmente desacertado es que no se haga ninguna campaña de información previa para que el usuario esté informado.

Esto tiene dos consecuencias. En primer lugar los cajeros, que siguen en sus puestos, aunque ya no cobran facturas, están “acalambrados” de informar a la gente y recibir las quejas correspondientes “sin comerla ni beberla”.

Pero al mismo tiempo prueba una vez más la poca importancia que tiene el tiempo de los demás para la empresa estatal, porque no parece haberle importado la pérdida de tiempo que significa para la gente esta modificación sin aviso. ¡Lamentable!

Otra medida silenciosa y esta de mayor riesgo para los conductores. Esta vez la culpa es de la Intendencia que ha colocado una lomada en Agraciada casi Invernizzi sin avisar. Es una esquina peligrosa y la instalación de la lomada se explica, pero no cuesta nada avisar, por favor.







El tiempo

Ediciones anteriores

noviembre 2018
L M X J V S D
« oct    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  

  • Otras Noticias...