En la noche del domingo…

En la noche del domingo último hubo un choque de motos en Arenal Grande y Manuel Oribe que dejó tres personas lesionadas, entre ellas un niño. Esto de por si es grave, teniendo en cuenta que cada vez son más frecuentes los choques de motos.
Pero no fue todo, estando la Policía trabajando en el lugar, apareció una moto sin luz circulando hacia la ciudad por Manuel Oribe y lejos de detenerse al ver el operativo aceleró y estuvo a punto de embestir a un Policía que tuvo que hacerse rápidamente a un lado.
El temerario motonetista estuvo a punto de caer, pero finalmente pudo enderezar su vehículo y continuar su rauda marcha. Realmente  toda una inconsciencia que da idea de las flagrantes irregularidades que se dan a diario en nuestras calles.
Vecinos de Cien Manzanas y San Martín sostienen que es muy lamentable el estado de las calles Acuña de Figueroa y San Martín. Sobre todo para las motos es un peligro latente, nos dicen.
Con respecto a San Martín la situación se da desde la rotonda del Club de Pesca hacia el Sur, con la existencia de baches profundos que no se ven porque la iluminación tampoco es muy buena.
Algunos visitantes se quejan de la música electrónica que se emite en el centro termal de Daymán. La mayoría de la gente va a descansar y por lo tanto esta música no es la más apropiada, precisamente nos dicen.

En la noche del domingo último hubo un choque de motos en Arenal Grande y Manuel Oribe que dejó tres personas lesionadas, entre ellas un niño. Esto de por si es grave, teniendo en cuenta que cada vez son más frecuentes los choques de motos.

Pero no fue todo, estando la Policía trabajando en el lugar, apareció una moto sin luz circulando hacia la ciudad por Manuel Oribe y lejos de detenerse al ver el operativo aceleró y estuvo a punto de embestir a un Policía que tuvo que hacerse rápidamente a un lado.

El temerario motonetista estuvo a punto de caer, pero finalmente pudo enderezar su vehículo y continuar su rauda marcha. Realmente  toda una inconsciencia que da idea de las flagrantes irregularidades que se dan a diario en nuestras calles.

Vecinos de Cien Manzanas y San Martín sostienen que es muy lamentable el estado de las calles Acuña de Figueroa y San Martín. Sobre todo para las motos es un peligro latente, nos dicen.

Con respecto a San Martín la situación se da desde la rotonda del Club de Pesca hacia el Sur, con la existencia de baches profundos que no se ven porque la iluminación tampoco es muy buena.

Algunos visitantes se quejan de la música electrónica que se emite en el centro termal de Daymán. La mayoría de la gente va a descansar y por lo tanto esta música no es la más apropiada, precisamente nos dicen.